X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

El Intercity ve "muy complicado" hacerse con la plaza del Reus y competir ya en Segunda B

18/07/2019 - 

ALICANTE. Aunque la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) ha tasado en 630.000 euros la cantidad que habrá de desembolsar el club que ocupe la plaza del Reus en el grupo III de Segunda División B, para el Intercity y a diferencia de lo que le ocurre a la inmensa mayoría de clubes interesados, el afrontar el pago de dicha cantidad no es el problema que les aleja de sustituir a los rojinegros.

Salvador Martí, uno de los accionistas de referencia del club de Sant Joan, reconocía a Alicante Plaza que el principal obstáculo es el orden que establece el Reglamento General de la RFEF para optar a esa plaza: "Ni queriendo poner el dinero creo que sería nuestra porque seríamos los últimos", decía Martí que no escondiendo que están dispuestos a aprovechar "las oportunidades de crecer que surjan, nunca lo hemos negado" sí puntualizaba que no creía que la que hay sobre la mesa, a cuenta del descenso a Tercera del Reus, sea una de ellas: "No creo que sea esta, así que intentaremos subir en el campo", sentenciaba.

La RFEF comunicaba el miércoles que el Reus "no es admitido en la actual temporada 2019/20 en la categoría de la Segunda División B, pudiendo hacerlo en la inmediata inferior", es decir, en Tercera División después de no cumplir "con los distintos requerimientos efectuados" que no son otra cosa que aportar el aval de 200.00 euros que se le exigía con base al artículo 105 del Reglamento General. 

Dicho precepto establece que "la Junta Directiva de la RFEF determinará el modo y forma en que se cubrirán las vacantes que se produzcan por las causas del presente artículo", algo que lleva al artículo 194 del mismo Reglamento que contempla diferentes reglas "excluyentes" para proceder a la cobertura de vacantes por causas económicas" en Segunda B: 

"1. El derecho de ascenso lo tendrán los equipos que, estando adscritos a Tercera división, satisfagan la cantidad económica que la RFEF establezca, que consistirá en la suma de la cantidad fijada como deuda por la Comisión Mixta AFE–RFEF, mas las posibles cantidades adeudadas a técnicos, con resolución federativa firme, a la propia RFEF y a las Federaciones de ámbito autonómico. La cantidad resultante se dividirá entre el número de equipos descendidos por impago. 

2. Una vez fijado el importe a satisfacer por cada vacante, y antes de los tres días siguientes a la resolución de descenso, la RFEF emitirá circular a fin de que los clubes interesados manifiesten su interés en cubrir la vacante en los tres días siguientes. 

3. El derecho a ocupar las vacantes se determinará por la RFEF, ponderando las circunstancias concurrentes, por el siguiente orden y atendiendo a los siguientes criterios: 

a) El equipo de Tercera División de la misma Federación de ámbito autonómico a la que pertenezca el equipo descendido por impago. 

b) El equipo descendido de Segunda División "B" de la misma Federación de ámbito autonómico a la que este adscrito el club descendido por impago. 

c) El resto de equipos de Tercera División.

d) El resto de equipos descendidos de Segunda División B.

4. Los anteriores criterios se aplicaran de forma excluyente, de tal modo que si con la aplicación de un apartado la vacante quedara cubierta, no habrá lugar a la aplicación de los siguientes.

5. Siempre tendrán mejor derecho dentro de los de un mismo apartado, los equipos con mejor derecho deportivo, con la excepción que prevé el próximo epígrafe."

Con base a lo anterior, el Intercity no podría optar hasta que los equipos del grupo V de Tercera que no han ascendido y cuentan con "mejor derecho deportivo", l'Hospitalet y el Atlético Horta, renunciasen a la plaza y que, a continuación, también lo hiciera el Peralada que es el conjunto descendido de Segunda B que va a jugar en el citado grupo V.

Fortaleza económica

La salud financiera del Intercity es muy buena, después de haber captado recientemente, por medio de un 'crowdfunding' en la plataforma de micromecenazgo Fellow Funders al que han acudido un centenar de inversores, nada menos que 1.200.000 euros.

Salvador Martí y Javier Mira, fundadores de la innovadora empresa de reconocimiento facial FacePhi, están detrás de este club que se encuentra tramitando su conversión en Sociedad Anónima Deportiva (está pendiente de que el Consejo Superior de Deportes le fije el capital social definitivo con que habrá de contar) y tiene decidido cotizar en el Mercado Alternativo Bursátil (será el primer club español en hacerlo).

Noticias relacionadas

next
x