X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

seguirá en propiedad del consistorio, expuesta en el Museo San Juan de Dios 

El Ayuntamiento de Orihuela y la Iglesia llegan a un acuerdo para acabar con el litigio por La Diablesa

22/10/2018 - 

ORIHUELA. Un acuerdo entre el Ayuntamiento de Orihuela y el Cabildo por la propiedad de la talla de La Diablesa ha puesto fin a los litigios mantenían en los juzgados desde 2012. Las conversaciones que llevan dándose entre las dos instituciones desde 2015 han desembocado en un pacto por el que el conjunto escultural seguirá siendo propiedad del Ayuntamiento, y se expondrá en el Museo Arqueológico, en el antiguo hospital de San Juan de Dios. Además, seguirá apareciendo en la procesión del Sábado Santo en el Santo Entierro.

Este ha sido, según apuntó el Deán de la Catedral, José Antonio Gea, un acuerdo funcional del uso. Así, señaló que "hay muchas mas cosas que nos unos unen de las que nos separan" y por eso, apuntó, han cedido mientras que la finalidad religiosa, la de procesionar, siguiera realizándose. 

El edil de Patrimonio, Rafael Almagro, especificó que este acuerdo se firmó recientemente y que, por ello, se ha decidido mantener el estatus actual, después de que se declarara Bien de Interés Cultural (BIC) al conjunto de "La Cruz de los Labradores". Así, la iglesia ha sido la que ha decidido retirar el contencioso. 

Tras alcanzar el acuerdo, la idea es crear una comisión mixta para que la declaración de BIC siga adelante y que, a través de esta futura colaboración, se determine el tratamiento y cuidados de la talla. Y es que, después de la declaración BIC, el conjunto escultórico requiere de protección, atención y cuidados especiales y eso es, precisamente, lo que se quiere consolidar a través de la comisión mixta. 

La talla, llamada oficialmente "El Triunfo de la Cruz" de Nicolás de Bussy, es una de las más populares del imaginario oriolano. Sobre la propiedad primigenia de la talla, ambos aseguran que es difícil de determinar ya que, como afirmó Almagro " es una obra de los oriolanos, de 1694, y por el paso del tiempo es difícil determinar a quién pertenece. La sufragaron los labradores y, desde entonces, las circunstancias del conjunto han sido muy diversas. En este sentido, aseguran que tanto Ayuntamiento como Cabildo poseen documentos para acreditar la pertenencia, pero que ese asunto queda, ahora en un segundo plano tras el acuerdo funcional. Básicamente, el pacto incluye que la talla esté expuesta siempre en un sitio digno y que procesione en Sábado Santo. 

En 2012 comenzó un contencioso por la propiedad de La Diablesa. La Iglesia denunció al Ayuntamiento de Orihuela con el fin de recuperar la talla, que consideraba de su propiedad y que mantuvieses una finalidad religiosa. Tras el nombramiento BIC, se protege esta finalidad, por lo que el Cabildo desiste de continuar con el litigio. 

Noticias relacionadas

next
x