Hoy es 24 de julio

molestias por el ruido o el impacto en el misteri

Elche ya prepara las fiestas de 2024: más ambiciosas pero con un crecimiento que no sea desmesurado

fiestas elche 2024
17/08/2023 - 

ELCHE. Elche ha vuelto a crecer en afluencia turística y gente en las calles en las fiestas patronales de este año, como lo hizo también en 2022. Más de 550.000 y más de 500.000 personas respectivamente participando en los actos. Cada vez más masivo al aumentar los eventos con el estiramiento de fiestas hasta los diez días, sumado a las buenas cifras turísticas ascendentes que lleva la ciudad en los últimos años. El equipo de gobierno quiere ponerse las pilas para consolidar la tendencia y captar turistas desde meses antes, pero ello se tendrá que conjugar con un equilibrio entre fiesta, descanso y tradición, que como reconocía este miércoles el alcalde Pablo Ruz, es complicado. 

Búsqueda de turistas desde primavera

Tras la satisfacción por la afluencia, trabajarán desde la próxima primavera apostando fuerte por las redes sociales, explicaba el regidor, para acentuar en el público madrileño, valenciano o murciano, además de otras provincias o comunidades limítrofes. Por contra, y con el necesario equilibrio de los efectos de la 'turistificación' de grandes ciudades, sobre las quejas por el ruido, Ruz reconoce que es una situación "compleja" porque las fiestas "que todos queremos y necesitamos generan situaciones que damnifican a personas, sobre todo por el ruido". Asevera que empatizan con los vecinos y que conocen a muchos de ellos, "ya nos han llegado sus quejas y peticiones". 

Impacto en La Roà y el Misteri

El alcalde y su equipo deberán son conscientes. "El no cierre de Maestro Albéniz a mediodía va también por esto", continuaba Ruz, apuntando que "no podemos convertir Elche en una permanente barraca de diez días, pero sí cinco". Deberán aunar, o más bien encajar, los intereses de la hostelería, los de los vecinos, pero también de las propias tradiciones. Porque de hecho, las barras se han instalado también en calles por las que transcurre La Roà —caso de zona Mariano Antón—, e incluso en el caso más exagerado, la música de una de las barracas —parece que del Racó— llegó a escucharse de fondo en al basílica en uno de los dos ensayos nocturnos del Misteri d'Elx. Se dio la orden de parar la música o al menos bajarla hasta que finalizase.

elche fiestas 2024 crecimiento

Limitar los decibelios

En sintonía con estos 'daños colaterales' por unas fiestas cada vez más masivas, ante el riesgo de que esto se convierta en un problema del que sea difícil dar marcha atrás, Ruz avanza que "el año que viene se tienen que plantear algunas limitaciones con los horarios, y se tiene que ser más estrictos con ellos, por ejemplo a una hora determinada reducir los decibelios. Se puede hacer". El munícipe entiende que "evidentemente" para tender a ese equilibrio de todo lo que acontece estos días, habrá que tomar decisiones "que no gusten".

No todas las barras se autorizaron

Aun así, Ruz incide en que han intervenido en algunas de las barras este año. "Nos hemos opuesto porque el año pasado hubo una con sonido en la misma puerta del Convento de la Merced, en el mismo espacio de la procesión de la Roà. Esto no puede ocurrir". Apunta a que a pesar de todo, se han tomado decisiones con informes técnicos, y algunas se han denegado en lugares donde se plantearon, como la calle Sant Vicent o Plaza de las Flores. "Entendíamos que no se ceñía a las necesidades. Es un problema que se genera y hay que buscar el equilibrio. Es una situación que se repite desde hace veinte años cuando se abrió la barraca del Ferrández Cruz".

Servicios en la vía pública

Por último, de cara al año que viene, también junto a esa barraca diferente para la juventud, se tendrá en cuenta el asunto de los servicios en vía pública, porque no se esperaba tanta afluencia en la Roà, o al menos que no fueran suficientes los colocados, ya que se han instalado casi el doble con respecto al año pasado.

Noticias relacionadas

next
x