Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

ESPACIO CERRADO DESDE PRINCIPIOS DE JULIO

Las fecales de Cala Baeza podrían agravarse con la adhesión de 127 apartamentos a esta depuradora

4/08/2020 - 

EL CAMPELLO. Nueva protesta en Cala Baeza. Este punto del litoral campellero acogió el pasado domingo 2 de agosto una concentración de vecinos y vecinas convocada por el grupo municipal EUPV. Una acción que se llevó a cabo para exigir soluciones al Ayuntamiento con respecto a la contaminación que sufre este espacio desde hace más de una década y que se ha materializado, de manera más reciente, en el cierre de la Cala desde el pasado 9 de julio por triplicar sus aguas los niveles permitidos de una bacteria, como ya informó Alicante Plaza.

Así lo plasmó en su discurso uno de los asistentes y vecinos de la zona, Alfonso Calcerrada, quien expresó que acudían, "abochornados, a pedir perdón a la naturaleza que tan bien se nos da maltratar y a recordar la ya antigua distinción de Ecologistas en Acción para esta cala herida de muerte si no se actúa pronto. Venimos a izar la bandera negra que avise al mundo del peligro de esta contaminación y a decir que dos banderas azules en 23 kilómetros de costa solo dice que hay mucho por hacer. Con esta bandera negra queremos y necesitamos playas limpias, salubres y seguras", reivindicó.

Y es que el asunto de las aguas fecales no cesa, sino que se va acentuando con el tiempo, pues el problema podría agravarse con la conexión a la depuradora de Cala Baeza -que causa fecales por estar desbordada- de 127 viviendas turísticas construidas en el arenal contiguo, Cala Lanuza. "Esto va a agravar el problema porque la depuradora ya no da más de sí", sentencia el concejal de EU, Pedro Mario Pardo, quien considera que "estas son las consecuencias de un urbanismo sin cabeza, sin planificación y desaforado. Estas son las consecuencias del peor urbanismo valenciano".

Además, el edil también denuncia que "no tienen ningún derecho a la situación de degradación a la que están sometiendo la zona. Han convertido un paraje natural como este en una cloaca y en un foco de infecciones para las personas". Durante el verano, la depuradora de Cala Baeza no alcanza a cubrir el caudal que a ella se deriva. Un hecho que reconoce la promotora en un informe: "En invierno, la depuradora tiene un caudal inferior a su capacidad de depuración, disponiendo de un 27% de reserva, aproximadamente. Por el contrario, durante el período veraniego, la depuradora tiene un caudal superior a su capacidad teórica de depuración".

El desborde de esta depuradora de la zona norte se traduce en vertidos que convierten sus aguas en fecales. Es por ello que EU exige el "cese inmediato de los vertidos de aguas negras para que se permita la ejecución del proyecto de regeneración de la Cala, paralizado en Costas hasta que cese la contaminación". Un requisito que fijó como obligatorio este ministerio al Ayuntamiento de la localidad para poder poner en marcha esta regeneración.

Por su parte, el concejal de Playas, Infraestructuras y Medioambiente, Julio Oca (Ciudadanos), cuenta que la solución de adherir el más de centenar de apartamentos a la depuradora de Cala Baeza ya supone una alternativa, pues el proyecto establecía en su origen que se conectaría a otra. "Sin embargo, se vio que era inviable y se tuvo que sustituir por la de Cala Baeza, que es la que sí que puede admitir esa ampliación de cauce", aclara.

El Consistorio campellero se encuentra ahora a esperas de que se registre formalmente el "proyecto para la ampliación de la depuradora", informa el edil. Y se espera que, como pronto, esta ampliación pueda comenzar a realizarse a partir de septiembre, cuando la promotora ya cuente con la maquinaria necesaria para llevar el proyecto a cabo.

Noticias relacionadas

next
x