Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

en su proyecto 'benidorm island' para evitar la cuarentena británica

Benidorm propone un 'hospitality team' con un seguimiento a turistas 14 días después del viaje

17/09/2020 - 

BENIDORM. Desde la entrada, la salida y los 14 días después del viaje. Benidorm plantea la puesta en marcha de un 'hospitality team' para hacer un seguimiento de la situación sanitaria de los turistas que visiten la ciudad para incrementar las medidas de seguridad en el destino frente a la covid-19. Esta es una de las medidas anunciadas dentro del proyecto 'Benidorm Island', que busca presionar a los gobiernos británico y español para buscar una alternativa a la cuarentena.

El concepto está claro, quieren un trato igual que las islas. Esta es la idea global transmitida por la Fundación Visit Benidorm, el Ayuntamiento y la patronal hotelera Hosbec. Así, señalaron que además la ciudad funciona de esa manera, donde los británicos se aislan en la localidad sin moverse a otros regiones y por ello se podría considerar que tienen una movilidad controlada como en una isla. Además, afirmaron que los datos de coronavirus es similar a los de Canarias.

Con todo, remarcaron la importancia del diálogo con el Reino Unido, que implicados en el 'bréxit', se prevé que no participe en el semáforo europeo planteado para regiones acotadas (y no países) en función de la situación sanitaria.

Precisamente, Benidorm se nutre de los turistas británicos, que suponen casi la mitad de las pernoctaciones hoteleras. La cuarentena impuesta a mitad de verano fue un jarro de agua fría para los empresarios, que vieron reducidas sus posibilidades de enganchar a la demanda latente que tienen en este país, a pesar de que la capital de la Costa Blanca tenía buenos datos sobre los contagios. 

Es más, el propio presidente de Hosbec, Toni Mayor, señaló este miércoles que la imagen "bastante mala" que tenía España fuera de sus fronteras había lastrado los datos turísticos.

Por ello, no quieren dejar pasar la oportunidad de que se pueda crear un corredor seguro para Benidorm, con el Aeropuerto de Alicante-Elche y las clínicas privadas como aliados. Así, uno de los puntos fuertes está en el control de los contagios. El 'hospitality team' está acompañado de un test en el aeropuerto británico y español. De este modo, se eliminan los posibles positivos a la entrada del país, y se confina a aquellos que vuelvan del viaje. Todo ello sabiendo que hay en la ciudad turística un hotel especializado para los posibles casos detectados.

A todo ello se suman las numerosas medidas implementadas por todos los empresarios en sus negocios para evitar contagios por coronavirus. Además, la secretaria general de Hosbec, Nuria Montes, destacó que en todo el verano no habían detectado nuevos casos ni brotes en hoteles de Benidorm, lo que probaría que cuidando las buenas prácticas se puede ganar un destino seguro. Es por eso que pidió que se realizara un primer vuelo piloto que probara todas las actuaciones previstas en este proyecto, incluidas en la web benidormisland.com.

Otra de las herramientas defendidas es la aplicación móvil Radar Covid, que la Generalitat aún no ha puesto en marcha, y que dicen, tendrán descargada todos los turistas para hacer un mayor seguimiento de sus contactos para facilitar el rastreo en caso de que se confirme su contagio. Asimismo, será necesario tener una póliza de asistencia en viaje –tanto para el turista nacional como el internacional– que cubran los positivos por covid-19.

Fases

El proyecto se divide en varias fases, cuya previa está en el mencionado viaje piloto: se organizaría con uno o dos turoperadores para hacer uno o varios vuelos con periodistas, agentes, invitados, clientes especiales, etc. Se estima que puedan participar entre 150 y 500 turistas.

En este ciclo del viaje tendrán que pasar por un test en el aeropuerto a la llegada. En el 'transfer' hasta el destino tendrán toda la información relativa a las medidas aplicadas, que seguirá cuando entren en el alojamiento. Y se iniciarían los contactos con el 'hospitality team': el primer día, el tercero, el séptimo, el día posterior a la llegada a su país de origen y la última encuesta será 14 días después de finalizar el viaje.

Por lo que respecta a las empresas locales, se tendrán que hacer test semanales "para asegurar que las condiciones de salubridad son las mismas que la de los turistas". Estos test podrán ser de la modalidad antígeno o PCR por cribado y los costes se imputarán al propio proyecto piloto. Desde el Ayuntamiento de Benidorm también se posibilitará que los trabajadores públicos afectos a actividades turísticas (informadores, policías, personal playas...) se hagan el mismo seguimiento sanitario. 

Sumar apoyos

Pero los promotores de la idea hablaron de la necesidad de sumar apoyos. Este mismo miércoles en la presentación del proyecto se significaron la Diputación de Alicante y Turismo de la Comunitat Valenciana. El secretario autonómico de Turismo, Francesc Colomer, dijo apoyar esta iniciativa porque le parecía "justa".

Por su parte, el presidente de la Diputación, Carlos Mazón, señaló que "esta isla es visitable y en esta burbuja se puede entrar", apoyando el corredor seguro planteado por Ayuntamiento y empresarios. Así, dijo demandar al gobierno de España que se fije en otras "islas" que también lo están haciendo bien. Al mismo tiempo, pidió al gobierno de Reino Unido que escuche a los residentes británicos que le trasladan lo seguros que se sienten en la ciudad.

El proyecto ya se ha presentado a turoperadoras y empresas implicadas, pero la gerente de Visit Benidorm, Leire Bilbao, remarcó que el gobierno español les tiene que escuchar y tener en cuenta para que también lo defienda en las siguientes negociaciones que tendrá con el Reino Unido para desatascar el gran problema que tiene el turismo de España con este país. Cabe recordar que la intención es que se ponga en marcha este otoño para aguantar la temporada con unos 10.000 viajeros por semana.

Con la integración de este proyecto y tras comprobar que es eficiente, subrayaron que se podría replicar en otros destinos de la Costa Blanca o de la Comunitat Valenciana.

Noticias relacionadas

next
x