X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

el psoe aspira a gobernar, mientras compromís se ve en la oposición

Vox deja en el aire su voto en el pleno de investidura de Alicante: "Hay tiempo para hablar"

12/06/2019 - 

ALICANTE. Los dos ediles electos por Vox en el Ayuntamiento de Alicante, liderados por su candidato Mario Ortolá, han mantenido este miércoles una reunión institucional convocada por el alcalde en funciones, el popular Luis Barcala, para abordar el desarrollo del pleno de investidura del próximo sábado, 15 de junio, sin llegar a desvelar públicamente cuál va a ser su posición de voto a la hora de elegir al próximo alcalde.

El propio Ortolá ha señalado que en la cita, de cerca de 40 minutos, se ha hablado de propuestas y de proyectos sobre Alicante "a desarrollar en los próximos cuatro años", y ha apuntado que entre el jueves y el viernes podrían producirse nuevos contactos. Así, se ha limitado a apuntar que Vox no ha tomado una posición definitiva. Ni tan solo ha contestado al ser cuestionado sobre si se le había ofrecido la posibilidad de ejercer competencias de gobierno.

Así, ha explicado que se ha compartido propuestas programáticas relacionadas con cuestiones como la necesidad de mejorar los barrios de Alicante desde el punto de vista de la seguridad y la limpieza, la rebaja de la fiscalidad, "la eliminación de chiringuitos, el adelgazamiento de la estructura de la administración y la supresión de concejalías ideológicas", en sintonía con las líneas rojas ya señaladas por su formación a lo largo de la campaña. 

Ortolá ha apostillado que ha sido "una buena reunión" en la que se ha hablado de Alicante y no ha detallado si había planteado a Barcala alguna condición concreta a cambio de sus votos en el pleno de investidura.

Bellido se votará a sí mismo

La ronda de contactos convocada por Barcala ha proseguido con Compromís. Su portavoz y cabeza de lista, Natxo Bellido, ha señalado que la reunión ha transcurrido de manera cordial y que él le ha manifestado a Barcala su intención de presentar su propia candidatura y que tanto él como su compañera de grupo, Sonia Tirado, solo votarían, en principio, al candidato de Compromís. En este sentido, ha garantizado que si se confirma un gobierno de derechas, encabezado por Barcala, Compromís hará una oposición firme y leal.

Sanguino no acude a la ronda de contactos convocada con carácter institucional al no asumir todavía ningún papel público    

El candidato de Unides Podem EU, Xavier López, que ha sido el siguiente en la ronda de conversaciones, ha vuelto a abogar por la formación de una mayoría alternativa que debería liderar el PSPV-PSOE,  para evitar "que el PP vuelva a seguir asociado a la ciudad de Alicante después de haber provocado que se asocie su nombre a los casos de corrupción como ha sucedido con la redacción del Plan General". 

En esta línea, ha sostenido que si no se da esa mayoría, Unides Podem se votará a sí mismo en el pleno de investidura. Además, ha sostenido que había pedido a Barcala que, en caso de ser investido alcalde, evitase que Vox condicionase las decisiones de la ciudad, en asuntos como los actos conmemorativos del día del orgullo gay, por ejemplo.

El presidente del grupo municipal socialista y secretario de Relaciones Institucionales de la ejecutiva local, Carlos Giménez, por su parte, ha señalado, al término de su encuentro con el alcalde en funciones que la intención del PSOE es gobernar, puesto que "para eso nos presentamos a las elecciones". En esta línea, ha apuntado que todavía queda margen para negociar hasta el sábado. Por lo demás, ha agradecido que Barcala haya explicado cuál iba a ser su hoja de ruta en el caso de que resultase investido alcalde.

Giménez ha acudido a la cita en representación del PSOE, en respuesta a los términos de la convocatoria, según han señalado fuentes del partido, ya que se había organizado como cita de carácter institucional desde Alcaldía, no como convocatoria para negociar una posible investidura de Barcala como candidato a la Alcaldía. En ese supuesto, según fuentes del PSOE, el partido habría decidido que a la cita acudiese un concejal en ejercicio y no un edil electo que todavía no ostenta ningún papel institucional, como es el caso del candidato a la Alcaldía, Paco Sanguino, o cualquier otro de los 8 componentes de la lista que han logrado acta tras las municipales del 26 de mayo.

Noticias relacionadas

next