X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

LA MAYORÍA, ciudadanos europeos sin acreditar la residencia 

Torrevieja elimina 20.000 personas de su censo y se queda con una población de 82.599 habitantes

12/02/2019 - 

TORREVIEJA. El Ayuntamientode Torrevieja ha procedido a una intensa regularización de su censo de población, que ha quedado fijada en 82.599 habitantes, a fecha 1 de enero de 2018. De esta manera, la ciudad elimina de golpe casi 20.000 habitantes, la mayoría de ellos, residentes europeos que no tenían acreditada su residencia en la ciudad. En 2011, la ciudad contaba con 102.136 habitantes y le permitió, entonces, tener una corporación de 27 concejales, frente a los 25 que ha tenido con anterioridad y posterioridad a ese periodo, entre 2011 y 2015.

El alcalde de Torrevieja, José Manuel Dolón, ha explicado que “la regularización por inscripción indebida de los ciudadanos de la Unión Europea que no acreditaron residencia en España se produjo durante el año 2014, lo que incrementó el número de bajas en más de 9.000 inscritos, trámite que se completó en el año 2016, lo que produjo un incremento en las bajas superior a 10.000 residentes”.

Así, tras esta depuración, Dolón ha esgrimido que las cifras a partir del año 2016 ya reflejan la gestión mensual de todas las bajas, respecto de las cuales durante los años anteriores, por falta de medios técnicos y humanos, no pudo realizarse el procedimiento previsto. Entre las bajas, se encuentran, además de las de defunción, las de bajas por cambio de residencia, tanto las que se producen dentro del territorio nacional como las que son para el extranjero; las bajas de oficio por inscripción indebida (todos los expedientes administrativos de ciudadanos de la UE que no acreditan residencia en España, así como las bajas detectadas en la gestión diaria del PMH tanto de españoles como de extranjeros que no cambian residencia por propia iniciativa debido a la entrada en las viviendas de los nuevos residentes); las bajas por duplicado y las bajas por caducidad de los ciudadanos extranjeros no comunitarios sin autorización de residencia permanente que tienen que renovar su inscripción cada dos años.

De esta manera, si se comparan las cifras oficiales de habitantes de 1 de enero del 2011, que era de 102.136 habitantes, y la de 1 de enero del 2018 cuya cifra es de 82.599 habitantes, “podemos comprobar que la disminución producida es la equivalente a la regularización efectuada durante los años 2014 y 2016 como consecuencia de la inscripción indebida de los ciudadanos de la Unión Europea que no acreditan documental y fehacientemente su residencia en España”, ha explicado Dolón.

Noticias relacionadas

next
x