X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

El misterioso patrocinador del Elche que no pagó nada de los 800.000 euros a los que estaba obligado

El club franjiverde demanda a Conagas por el incumplimiento de un contrato que le sirvió para incrementar su límite salarial en la 2018/19.

24/10/2019 - 

ALICANTE. A estas alturas hablar de que la actividad del Elche se ve condicionada sobremanera por las deudas que arrastra resulta redundante. 

El club franjiverde paga los errores de los años buenos, de su última etapa en Primera División (con final abrupto donde los haya para los franjiverdes), a todos los niveles: ahí está, por ejemplo, el tira y afloja con la Liga de Fútbol Profesional (LFP) a cuenta del límite salarial que responde precisamente al interés de la patronal por asegurarse que el Elche cumple con los compromisos adquiridos en el convenio de acreedores y el suscrito con la Agencia Tributaria, por poner solo dos ejemplos que llevan a aquellos años de vino y rosas.

Ahora bien, el Elche también es acreedor. Al club del Martínez Valero también le deben dinero y entre la lista de deudores destaca en especial uno, la mexicana Compañía Nacional de Gas, con la que el año pasado se suscribió un contrato publicitario casualmente el penúltimo día del mercado de fichajes que permitió convencer al Órgano de Validación de la LFP de que le aumentase excepcionalmente el límite de coste de plantilla deportiva para poder dar de alta a Jony Ñíguez y Borja Martínez

Es evidente que la operación tenía de todo menos de publicitaria: la citada firma no tiene ninguna actividad en España (se dedica exclusivamente a la distribución de gas natural en México), por lo que resultaba un tanto absurdo que se sirviera de la camiseta del Elche para anunciarse, teniendo en cuenta también que la marca franjiverde no destaca precisamente por su peso en el mercado mexicano. Probablemente por eso, la jugada ha terminado como ha terminado. Qué pensará la LFP...

Ni un duro

La duración del contrato con Conagas era por una campaña (expiraba el 30 de junio de 2019) e implicaba que el primer equipo del Elche luciría en la parte posterior de la camiseta de sus tres equipaciones oficiales el logotipo de la mercantil a cambio de 800.000 euros que esta debía desembolsar de la siguiente manera: 200.000 a la firma y 600.000 en tres pagos de 200.000 euros que se devengaban los días 30 de enero, 30 de marzo y el 30 de junio. Pues bien, ni una sola de esas obligaciones fue atendida (por ejemplo, se firmó el contrato pero no se entregaron los primeros 200.000, lo que no fue obstáculo para que aquel se remitiera a la LFP) por el deudor que, tras diferentes gestiones de cobro infructuosas, ha sido finalmente demandado ante la Jurisdicción Civil reclamándole el Elche los 800.000 euros más intereses, gastos y costas judiciales.

Al tiempo, el club decidió a 30 de junio deteriorar íntegramente este derecho de crédito, sacó de su activo (facturas pendientes de cobro) los citados 800.000 euros.

Noticias relacionadas

next
x