X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

el peor deudor para un acreedor

El Hércules, un campeón en los despachos

25/03/2020 - 

ALICANTE. El Hércules se ha convertido en una de las primera Sociedades Anónimas Deportivas (SAD) en iniciar un Expediente de Regulación de Empleo Temporal (ERTE).   

El club blanquiazul formalizaba la tarde del martes ante el Servicio Público de Empleo una solicitud de reducción temporal de empleo al abrigo del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas extraordinarias para paliar el impacto del Covid-19.

Aunque en esta ocasión ha habido otras SAD que se le han adelantado, en este ámbito, en materia de regulación de empleo el Hércules sigue siendo un aventajado: se puede decir que los blanquiazules han quedado apeados en las semifinales de la presente edición de la Copa del Rey pero tienen en sus vitrinas una Liga, la que lograron en 2012 cuando la autoridad laboral primero y la Justicia después les validaron el que constituía el primer Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afectaba a futbolistas en nuestro país.

Si los partidos se decidieran en los despachos o en las salas de vistas y no en los terrenos de juego el Hércules ya tendría un sitio entre los más grandes del fútbol mundial: hace poco más de un año el club del Rico Pérez logró también convertirse en uno de los primeros (se le adelantó el FC Barcelona (Asunto T-865/16) en doblarle el brazo a la poderosa Comisión Europea en un litigio (Asunto T-766/16) por supuestas ayudas de Estado prohibidas; y hace tres, el Hércules se ganó un sitio en la primera fila de las SAD que cerraban un reconvenio, es decir, lograba que sus acreedores le dieran una segunda oportunidad tras suspender pagos por tercera vez, algo en lo que también fue un pionero... 

La entidad blanquiazul fue la primera SAD en presentar una suspensión de pagos; lo hizo en 2001. Once años después y ya con otra normativa (la famosa Ley Concursal, que vio la luz en 2003 y empezó a aplicarse en 2004), volvió a suspender pagos. Ese ya concurso de acreedores desembocó en un convenio que en 2017 el club tuvo que modificar porque no lo podía cumplir.

El Hércules de Enrique Ortiz está hecho todo un campeón de los despachos. Es el peor deudor para un acreedor.

Noticias relacionadas

next
x