Hoy es 18 de julio

CENTENARIO DE SU FALLECIMIENTO  

Sorolla en 75 datos y curiosidades

10/08/2023 - 

VALÈNCIA. Hoy hace 100 años que falleció Joaquín Sorolla, un 10 de agosto de 1923. El pintor, que captó como ninguno la luz, se ha convertido en una figura clave de la Historia del Arte de finales del siglo XIX y principios del XX. Un siglo después, su pintura continúa llenando de público centros expositivos de todo el mundo, un interés que en este 2023 ha aumentado considerablemente con la celebración del Año Sorolla, en el que distintas instituciones públicas y privadas han sumado fuerzas para conmemorar la vida y obra del valenciano. Si bien muchas de las propuestas ya se han desvelado, todavía quedan algunos importantes proyectos por presentar en un año en el que la firma de Sorolla ha salpicado por completo la agenda cultural.

Pero, ¿sabemos tanto de Sorolla como deberíamos? En este centenario, desde Culturplaza nos proponemos sumergirnos en la obra y biografía del pintor a través de 75 datos y curiosidades. 


  1. Joaquín Sorolla Bastida nace el 27 de febrero de 1863 en la calle Nova de València -ahora calle Mantes-, siendo el primer hijo de Joaquín Sorolla Gascón y María Concepción Bastida Prat
  2. Cerca de la casa natalicia se situaba la tienda de tejidos que regentaban sus padres.
  3. Los padres de Sorolla fallecieron a causa del cólera cuando el pintor apenas tenía dos años. 
  4. Tras el fallecimiento de sus padres, su hermana y él fueron adoptados por su tía materna, Isabel Bastida, y su marido, José Piqueres.
  5. Inició su educación artística con 13 años, en 1876, en las Escuelas de Artesanos, que contaba en su plantilla de profesores al escultor Cayetano Capuz o José Estruch.
  6. En 1878 ingresó en la Escuela de Bellas Artes de San Carlos.
  7. Durante su juventud trabajó en el taller del que sería su suegro, el fotógrafo Antonio García Peris, un encuentro vital, pues le acerca a una fotografía clave en su concepción de la pintura. 
  8. Antes de ser su suegro y protector, Antonio García fue uno de sus primeros mecenas.
  9. Un bodegón realizado en 1878 -y adquirido por García Peris- es una de las primeras piezas que se conservan del pintor, actualmente expuesta en el Museu de Belles Arts de València. 
  10. A pesar de que obtuvo grandes galardones en distintos certámenes, sus inicios no siempre fueron un éxito. Tanto es así que en 1881 desembarcó en la Exposición Nacional de Bellas Artes celebrada en Madrid, donde presentó una serie de marinas que pasaron desapercibidas.
  11. En 1883 consigue su primera medalla de oro en la Exposición Regional por la obra Monja en oración.
  12. Sorolla sentía fascinación por la obra de Velázquez, a quien en su etapa formativa copia en sus primeras visitas al Museo Nacional del Prado distintos fragmentos de Las hilanderas o el Retrato de la Reina Mariana de Austria. Más adelante se vería su influencia en piezas como Desnudo de mujer o distintos retratos en los que se inspiró en Las Meninas.
  13. En 1884 gana la pensión de la Diputación de València que le permite viajar a formarse en Academia de España en Roma. 
  14. Algunas de las piezas que realizó en el proceso de selección de la pensión de la Diputación están firmadas con la letra ‘J’, pero no por su nombre, sino porque a cada participante se le asignaba una letra al azar para ser juzgados de manera anónima.
  15. La victoria en el proceso de selección de la pensión le llega con El Crit del Palleter. La imponente obra refleja un hecho ocurrido durante la Guerra de la Independencia Española, una escena que muestra la arenga de Vicent Doménech, el palleter, en el entorno de la Lonja y el Mercat Central contra la pretensión de Napoleón de instalar a su hermano en el trono español. 
  16. La última fase del proceso la ‘peleó’ con artista Constantino Gómez Salvador.

'El Crit del Palleter', Sorolla. Museu de Belles Arts de València.

  1. Una vez en Roma, la Diputación reprendió en distintas ocasiones al pintor por los retrasos en la entrega de obra, una tensa relación que intentó suavizar su suegro. 
  2. Esta no fue la única ‘polémica’ que protagonizó, pues la comisión quedó dividida con la entrega de Desnudo femenino, que habría sido considerado por algunos de sus miembros como poco ético.
  3. En Roma conoce a Pedro Gil Moreno de Mora, quien se convertiría en un íntimo amigo y gracias al que conoció en profundidad la escena de París.
  4. En Francia conoce la pintura de sus contemporáneos y las nuevas tendencias del arte y queda fascinado por la obra de Adolph von Menzel o Jules Bastien-Lepage.
  5. Durante la última etapa de la beca pinta una de sus grandes obras, Fray Juan Gilabert Jofré amparando a un loco perseguido por los muchachos
  6. Sorolla pintó el cuadro en la ciudad de Asís, donde se trasladó para recuperarse de la malaria. 
  7. En 1884, el mismo año que consigue la pensión, el pintor obtuvo la segunda medalla en la Exposición Nacional de Bellas Artes con El Dos de Mayo.
  8. Si bien a partir de 1884 goza de gran éxito, también conoció la otra cara de la moneda. En 1887 finalizó El entierro de Cristo, que presentó en la Exposición Nacional y que no fue recibida como hubiera querido, siendo considerada, entonces, un fracaso en la carrera del pintor.
  9. En septiembre de 1888 se casa con Clotilde García del Castillo.
  10. En 1889 finaliza su estancia en Roma y regresa a España. 
  11. Tras un breve paso por València, el año siguiente se instala definitivamente en Madrid, ciudad que se convertiría en su hogar hasta su fallecimiento. 
  12. Yo soy el pan de la vida (1897), un óleo sobre lienzo de 415 x 532 cm, es la pintura de temática religiosa de mayores dimensiones que se conserva del maestro valenciano. Actualmente se encuentra en el Museu de Belles Arts de València. 
  13. El 9 de Julio de 1900, junto a Mariano Benlliure, se concede a Sorolla el título de Hijo Predilecto y Meritísimo de València.
  14. Su dominio del pincel le ha valido el sobrenombre de ‘El pintor de la luz’.
  15. Habituado a los paisajes de costa del Cabanyal, fue clave su visita Jávea, cuyos paisaje marcan profundamente su obra.
  16. El mediterráneo no es el único mar que pinta, una producción que también lo lleva de manera muy especial al cantábrico con piezas como El rompeolas, San Sebastián o Bajo el toldo, playa de Zarauz.
  17. Si bien las escenas de playa son las más conocidas, también fue importante la faceta de Sorolla como retratista, con ejemplos excepcionales como la pieza La familia de don Rafael Errázuriz Urmeneta.
  18. Del contexto marinero no solo le interesaba a Sorolla el hedonismo, también los oficios, que representó en obras como Cosiendo la vela o Sol de la tarde.

Joaquín Sorolla Bastida, Sol de la tarde, 1903, Hispanic Society of America

  1. La amistad entre Sorolla y Blasco Ibáñez también tuvo eco en su pintura, con el cuadro titulado ¡Aún dicen que el pescado es caro!, que hace referencia a la novela Flor de mayo
  2. En 1900 cuando obtuvo el Grand Prix en la Exposición Universal de París y en 1901 obtuvo la Medalla de Honor en la Exposición Nacional de Bellas Artes en Madrid por ¡Triste herencia!.
  3. Aunque conocido por sus luminosas escenas, también se enfrenta a temáticas oscuras y denuncia social. Así, ¡Triste herencia! refleja el drama social de niños enfermos acogidos por el hospital valenciano San Juan de Dios.
  4. El título original de ¡Triste Herencia! fue Los hijos del placer
  5. Una de las curiosidades de Sorolla es que, al contrario que muchos otros artistas, él conoció el reconocimiento internacional es su tiempo, con una intensa presencia en exhibiciones y certámenes en París, Londres, Múnich o Buenos Aires.
  6. Su primera gran exposición individual en el extranjero fue en la galería Georges Petit de París, en la que presentó en torno a 400 obras.
  7. En Francia encuentra el reconocimiento artístico y social y, también, institucional, pues el gobierno francés le concede la Cruz de la Legión de Honor. 
  8. Sorolla es sinónimo de éxito en el mercado del arte, siendo su cuadro más caro hasta la fecha La hora del baño, que se vendió en 2003 por 5,3 millones de euros. 

Joaquín Sorolla Bastida ¡Triste herencia! 1899, Fundación Bancaja

  1. Joaquín Sorolla y Clotilde García del Castillo tuvieron tres hijos: María, Joaquín y Elena.
  2. La propia familia de Sorolla es objeto de muchas de sus pinturas, a quienes retrata en distintas ocasiones, en piezas como Madre, María convaleciente o Grupa valenciana, imágenes en las que da cuenta de la unión del núcleo familiar.
  3. Aunque con unas breves carreras, María y Elena Sorolla -quien firmaba como Helena- también se desarrollaron en el ámbito de la pintura y la escultura, presentando destacadas piezas.
  4. Sorolla fue un autor que, a pesar de su éxito, dividió a las élites intelectuales y contó con varios detractores, como Unamuno o Pío Baroja, contrarios a la visión que presentaba de España.
  5. Esta división de opiniones se refleja de manera explícita en la contraposición que se hace entre la “España blanca” de Sorolla frente a la “España negra” pintada por el vasco Ignacio Zuloaga.
  6. Sorolla encontró en Azorín uno de sus grandes apoyos, quien escribió sobre su pintura: “Lo que en Valencia existe es el aire. El aire da tono a todo lo valenciano, el aire da vida a los grises, hace saltar los montes desnudos y presta ligereza a la figura humana. Y precisamente no el color, sino el aire es lo que ha pintado Sorolla y lo que sublima su pintura”.
  7. Sorolla soñó con crear en València un Palacio de las Artes e Industrias, un proyecto que nunca pudo materializar. 
  8. La pintura de pequeño formato en clave en su producción, que suma en torno a 2.000 piezas. 
  9. En 1907 realizó una estancia en La Granja (Segovia), donde pinta 32 cuadros, entre las que destacan los paisajes.
  10. Entre sus retratados destaca Alfonso XIII y su esposa, Victoria Eugenia de Battenberg.
  11. Con el retrato a Victoria Eugenia, Sorolla pretendía mostrar una imagen más moderna y con menos pompa de la realeza, sin embargo su decisión no gustó a la familia Real Británica y el cuadro no fue bien recibido.
  12. En 1908, el norteamericano ­Archer Milton Huntington visitó la exposición de Sorolla que tenía lugar en la galería Grafton de Londres, siendo este el inicio de su relación con la Hispanic Society of America. 

 Una de las salas de la Hispanic Society of America. Foto: HSA

  1. En 1909 expone de la mano de la Hispanic Society en Nueva York, una muestra que fue todo un éxito de público y crítica y que acabo siendo llevada a otras ciudades de Estados Unidos. 
  2. Fue en 1911 cuando Sorolla recibió de Archer Milton Huntington el encargo de pintar Visión de España, un gran proyecto decorativo para la biblioteca de la institución.
  3. Ese mismo año, en 1911, se instala de manera definitiva en su nueva casa en Madrid, que posteriormente sería el Museo Sorolla. 
  4. Bajo el título Visión de España, Sorolla quiso representar las distintas regiones del país a través de sus tradiciones o indumentaria, un encargo para el que viajó a distintas ciudades para pintar los paneles o estudios preparatorios.
  5. Los lienzos que componen la serie Visión de España miden más de 3,5 metros de altura y unos 60 metros de largo en total. 
  6. No fue, sin embargo, hasta 1926 -tres años después de su muerte- que los paneles fueron finalmente instalados en Nueva York.
  7. Sorolla tuvo una especial querencia por el arte cerámico, llegando a amasar una interesante colección, en la que, cómo no, no faltan piezas de Manises o Paterna.
  8. El pintor mantuvo una estrecha relación con la familia Benlliure, a los que retrató en distintas ocasiones.
  9. El artista sufrió en 1920 un ataque de hemiplejía mientras pintaba en el jardín de su casa de Madrid, lo que le obligó a dejar los pinceles.
  10. Su última obra es Retrato de Mabel Rick, Señora de Pérez de Ayala, que dejó inacabada.
  11. Falleció en Cercedilla el 10 de agosto de 1923.
  12. Los restos del pintor descansan en el Cementerio General de València.
  13. Tras conocer la noticia de su fallecimiento, el escultor Mariano Benlliure, acompañado de dos discípulos, acudió a la vivienda familiar para realizar una máscara funeraria del pintor.
  • En su testamento, Clotilde García del Castillo legó al Estado español la casa y las colecciones que le pertenecían para que se creara el actual Museo Sorolla.
  • En 1932 abrió sus puertas el Museo Sorolla en Madrid, bajo la dirección entonces del hijo del pintor Joaquín Sorolla García.
  • Desde 2020 el museo está dirigido por Enrique Varela.
  • Aunque se le había dedicado distintas exposiciones, una de las más destacadas fue la realizada en 1963 en las salas del Casón del Buen Retiro en Madrid y el Ayuntamiento de València. 
  • La Colección Masaveu es la de carácter privado con mayor número de cuadros de Sorolla y la tercera en volumen e importancia a nivel mundial, solo superada por las de el Museo Sorolla y la Hispanic Society of America. 
  • El pintor sigue siendo éxito de público, alcanzando cifras de récord en museos como el Prado -cuya exposición antológica cerró en 2009 con 459.267 visitantes-, mientras que Sorolla, Visión de España se convirtió en la exposición temporal más vista en la historia de España -con dos millones de visitantes- en su paso por distintas ciudades, entre ellas València, en Fundación Bancaja.
  • Aunque algunos sueñan con tener un Museo Sorolla en València, es el Museu de Belles Arts de València el que ha asumido el reto desde lo público con la reapertura este mismo 2023 de una sala monográfica dedicada al pintor. 
  • El Año Sorolla no solo se conmemora en València o España, también el mundo celebra a Sorolla con proyectos en ciudades como La Habana, Roma, Dallas o Copenhague.

Noticias relacionadas

next
x