aunque con momentos de crispación, acabó con buen tono y 'unidad'

Las anomalías en facturas y las divergencias por el reparto de ayudas marcan el (tele)pleno de Elche

23/04/2020 - 

ELCHE. El equipo de gobierno logra sacar adelante su plan económico para amortiguar el impacto que está causando el coronavirus. 5,4 millones de euros cuyo grueso va a parar a los planes Reactiva't Elx de ayudas directas a autónomos y micropymes hasta 5 trabajadores. Aunque no necesitaban apoyo de la oposición por su mayoría, salvo en una de las dos modificaciones presupuestarias por una abstención de Vox, toda la corporación ha votado a favor de la misma. Con todo, durante varios momentos el coronavirus quedó en segundo plano para caldear los ánimos en lo que se refiere a los reparos presentados por Intervención en 31 expedientes de 2019 y en menor medida por el techo de gasto. Eso sí, al final del todo, 'final feliz' mostrando unidad para con las ayudas.

Volvieron los reproches y el "y tú más" a la sesión extraordinaria de abril, en el primer pleno telemático que se realiza, y que no estuvo exento de algunos momentos tragicómicos en sus primeros compases, como que se oyese más a los técnicos del Ayuntamiento que al Alcalde, al Secretario o a varios concejales, la falta de habilidad para manejar la cámara de alguna edil o niños y teléfonos asomando por el directo de las casas de los representantes municipales.

Otra vez el fantasma de los contratos

Era el primer pleno en el que se presentaba por primera vez un informe sobre los reparos de Intervención, que ascendieron a 31 expedientes económicos en 2019. Aunque la edil de Gestión Tributaria defendió que son reparos "normales" por cuestiones de suministros que debían pagarse sí o sí y que se están elaborando pliegos para evitar saltarse la Ley de Contratos del Sector Público (LCSP), como adelantó este diario hay más de medio millón de euros en servicios que no se tramitaron como contrato menor, los miembros de la oposición han incidido en varias aspectos de los mismos. El año pasado, en el mismo tema, el argumento del Ejecutivo fue que esta práctica se ha hecho siempre.

La edil de Ciudadanos Eva Crisol señaló que no es excusa la LCSP, uno de los argumentos de Maciá para justificar que sigan estas prácticas, aludiendo a que la Sindicatura de Comptes ya advirtió de estos reparos antes de que entrar en vigor esta ley. "No puede ser normal lo que debería ser extraordinario", apuntó. En las misma línea se expresó el coportavoz del PP José Navarro, apuntando que "no se pueden considerar leves facturas de servicios y suministros no adquiridos o proveedores que facturan habitualmente sin contrato". El edil no adscrito Eduardo García-Ontiveros esgrimió que faltaba transparencia al no explicar cómo resolvió la Junta de Gobierno estos contratos favorablemente, e incidió en que "la ausencia de personal de Contratación también se ha notado". 

En su defensa, Patricia Maciá comentó de forma sarcástica si debían ir a la cárcel a las críticas de Navarro, y apuntó que el PP también se saltó estos procedimientos en 2014, "puesto que también había una ley de contratos". Su socia de Compromís Esther Díez indicó también que el PP quiere pintar un escenario catastrófico, a lo que añadió que "quedan contratos por regularizar y algunos se vienen contratando sin el procedimiento pertinente desde décadas". Pero también comentó que se están regularizando "en un alto porcentaje". 

Su compañera de Gestión Tributaria explicó que por ejemplo ahora se están licitando pequeños pliegos como suministro de bolardos "y hasta de tornillos". Ambas se retrotrajeron además a los reparos del PP en 2014 por pagos a Urbaser de 400.000 euros antes de las elecciones "con informes técnicos en contra". “El y tú mas ha vuelto”, apuntó la portavoz de Vox Aurora Rodil, quien indicó que el debate estaba fuera de lugar al "no ser conscientes de la situación que estamos viviendo en España". "El país con mayor mortalidad por millón de habitantes", zanjó, aunque ahora ese triste record lo ostenta Bélgica. 

El techo de gasto y el trasvase para las ayudas

El otro elemento de la discordia fue la propia modificación presupuestaria, tanto por cómo se han acumulado los 5,4 millones de euros como por el plan financiero que tendrá que elaborar el Ayuntamiento por no cumplir con el techo de gasto. Curiosamente, por haber ejecutado más de lo que había previsto, con 5 millones más de la cuenta. García-Ontiveros pidió más ambición con estas previsiones, y desde Cs y Vox coincidieron en que se deberían aportar más recursos a las ayudas sociales con el remanente de tesorería. Es decir, más allá del 20% de esos 10,9 millones. Desde el PP criticaron también la gestión financiera por esa previsión, y volvieron a entrar ellos y el PSOE en la gestión pasada para ver quién había aportado más a que el Consistorio esté hora saneado.

Rodil señaló que si había superávit se debía destinar más a acción social y tema sanitario y no a anticipar deuda con los bancos. De hecho, su recién estrenado concejal Juan Antonio Alberdi señaló que se debería aplazar la deuda a bancos y aplicar un año de carencia para priorizar estas cuestiones. Asimismo, también hubo críticas por cómo se había gestionado la tijera para conseguir los 5,4 millones. Tanto Ontiveros como PP y Cs señalaron que se habría tenido que haber contado con ellos —a lo que Maciá se disculpó por la "urgencia" de la situación—.

En ese sentido, el portavoz Pablo Ruz criticó que las ayudas se habían llevado a puerta cerrada "y se podrían haber estudiado conjuntamente", y volvió a incidir en que se no ha recortado tanto en alcaldía, protocolo o comunicación, y sí en mantenimiento de pedanías o participación, como adelantó Alicante Plaza. Lo mismo que Ontiveros en lo referente a Cultura o Innovación, partidas que se han recortado, añadiendo que "precisamente ahora hay que incentivar el Camp d'Elx". La concejal de tributos defendió que no es fácil sacar el margen, ya que el 80% del presupuesto está consignado para gasto corriente y personal. Asimismo, también muchas Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS) que la oposición propuso atrasar ya están consignadas o en licitación, por lo que no se puede.

Finalmente, el pleno se fue destensando conforme fue avanzando, algunos concejales y concejalas incluso reconociendo errores, en una suerte de hechizo poco habitual en las sesiones plenarias por el enconamiento de posiciones inertes o ganas de sacar pecho. Las dos modificaciones se aprobaron por unanimidad salvo la nº 9 con las nuevas líneas aprobadas de ayudas económicas, donde Vox se abstuvo. Alberdi calificó estas subvenciones a autónomos de "pan para hoy y hambre para mañana", aunque señaló que serían "leales". Eso sí, propuso las medidas de su partido a nivel nacional. 

Noticias relacionadas

next
x