Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

afectada por una sentencia

El Consejo de Ministros autoriza el traslado de la Torre Placia de Alicante a un parque

12/05/2017 - 

MADRID (EFE). El Consejo de Ministros ha autorizado este viernes al Ayuntamiento de Alicante el traslado del Bien de Interés Cultural (BIC) Torre Placia, una de las edificaciones que componen el conjunto de las Torres de la Huerta.

El acuerdo del Gobierno central se produce de conformidad con lo dispuesto en la Ley del Patrimonio Histórico Español del 25 de junio de 1985, que establece que corresponde al Ministerio de Educación, Cultura y Deporte la incoación y tramitación del expediente por tratarse del traslado o remoción de un bien de interés cultural de su entorno.

Una sentencia del Tribunal Superior de Justicia valenciano (TSJCV) obligaba a trasladar ese monumento o a demoler el conjunto de bungalós construidos a menos de 25 metros (los cuales cuentan con permiso municipal desde el año 2000), ante lo cual el ayuntamiento optó por la primera alternativa.

Sin embargo, para la ejecución se precisaba de la luz verde del Ministerio, que se demoró durante el año pasado al haber estado durante muchos meses en funciones. La Torre Placia forma parte del conjunto de torres defensivas construidas en torno al siglo XVI en el área geográfica conocida como la Huerta de Alicante.

Es de titularidad privada y fue declarada Bien de Interés Cultural (BIC) en virtud del decreto de 22 de abril de 1949, según el cual todos los castillos de España quedaron bajo la protección del Estado.

El pasado mes de febrero, el ayuntamiento elevó la propuesta de autorización al Consejo de Ministros  a través de documentos El primero consistía en un informe en el que se justificaba las circunstancias sociales que hacen necesario el traslado del BIC. Se trataba de argumentar, según el ayuntamiento, de argumentar que el desplazamiento es la opción menos mala para dar cumplimiento a la sentencia, ya que el derribo de las viviendas (la alternativa) conllevaría poner fin al arraigo de las familias residentes.

El segundo es un dictamen que acredite la conveniencia del lugar elegido para el traslado. Se trata de un pequeño parque público situado a menos de 400 metros de la ubicación actual de la torre. En esa zona, según la edil, se garantizará la continuidad de la línea visual con la que se construyó el conjunto de las Torres de la Huerta, entre los siglos XVI y XVII, como baluartes de vigilancia desde los que se debía comunicar la llegada de piratas.

La concesión de ese permiso por parte del Consejo de Ministros permitirá al Ayuntamiento para tratar de cerrar un acuerdo económico (en principio de compra, sin llegar a la expropiación) con los propietarios de la Torre con los que, al parecer, ya se está en conversaciones. Hasta la fecha, según la concejala Sofía Morales, no hay ningún precio cerrado pero sí se ha barajado una cifra de 4 millones para el conjunto de costes derivados de la operación de traslado.     

next
x