X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

Benja: "Este grupo humano se merece un ascenso"

7/03/2019 - 

ALICANTE. Hace solo tres semanas que se enfundó por primera vez la camiseta blanquiazul, pero Benja Martínez (Sant Cugat del Vallès, 1987) ya es la estrella que alumbra el sendero que permite alcanzar el ascenso.

El último fichaje del Hércules en el curso 2018/19 llegó cuando nadie lo esperaba, fuera de las dos ventanas habilitadas al efecto y como consecuencia de diferentes hechos que aislados no hubiesen provocado que el delantero recalase en el club del Rico Pérez: desde su negativa a dejar el club camino del UCAM, pese al interés del Elche porque lo hiciera para aligerar la carga salarial a la lesión de Stéphane Emaná, pasando por la salida de Sory Kaba y la llegada de Yacine Qasmi al club franjiverde.

Los dos primeros meses de 2019 han sido para Benja de todo menos tranquilos, pero como decía Jack 'el destripador' "vamos por partes".

Pregunta - ¿A la cantera del Barça se llega a través de la del vecino?

Respuesta: (Risas) Bueno del Damm me ficha el Espanyol, pero este me cede dos temporadas al Europa, que es de donde me ficha el Barça.

P - ¿Y te vuelven a ceder?

R - Sí, me ceden al Reus y luego me repescan en el mercado de invierno de la 2008/09.

P - Con Luis Enrique de entrenador y Botía, Verdés, Xavi Torres, Busquets, Thiago Alcántara, Nolito y Pedro, entre otros, ese año no os clasificáis para el 'play-off', pero sí el siguiente, en el que logras el primero de tus tres ascensos a Segunda A... 

R - La primera vuelta fue irregular y al final nos faltaron uno o dos puntos para clasificarnos. La temporada siguiente terminamos la Liga como segundos y en el 'play-off' ascendimos eliminando a Poli Ejido, Jaén y al Sant Andreu, que había terminado por delante de nosotros en el grupo III.

P - Y a partir de ahí el fútbol profesional, primero con el filial del Barça, luego el Girona y algún gol al Hércules, ¿no?

R - El segundo año en el Girona con Rubi de entrenador le marqué sí, poco antes de lesionarme. 

P - Una lesión de gravedad...

R - Me hice una buena avería, sí. De hecho, estuve 14 meses sin jugar pero el Córdoba me venía siguiendo y pese a la lesión se decidió a firmarme un precontrato, aunque finalmente no llegué a recuperarme a tiempo y en enero me fui a Las Palmas.

P - Y viviste de cerca uno de los episodios más rocambolescos del fútbol español en lo que llevamos de siglo, ¿me equivoco? 

R - (Risas) Imagino que te refieres al ascenso del día de la invasión de campo (el Córdoba ascendió en Las Palmas gracias a un gol en el añadido del partido de vuelta de la eliminatoria final, después de que el árbitro tuviera que parar el encuentro por una invasión de campo de los aficionados locales). Son las cosas que tiene el fútbol. Yo, que venía del Córdoba, y va y asciende en Las Palmas y de esa manera.

P - Sabadell, Llagostera y el primer paso atrás para coger impulso y dar un buen salto hacia adelante en la forma de ascenso a Segunda A, en tu caso el segundo: ¿qué pasó en la Cultural para que no siguieras?

R - La pregunta del millón. (Risas). Pues una

decisión del entrenador, el club estaba más que contento con mi rendimiento y qué te voy a decir de la afición, pero el técnico ya no contaba conmigo. A León le tengo un cariño especial, fue una experiencia inolvidable.

P - Y el Hércules llama a tu puerta por primera vez, pero se adelanta el Elche...

R - Recibí varias ofertas, entre ellas la de Portillo, pero tomé una decisión muy rápida porque la del Elche era muy buena e, igual que ahora estaba convencido de que quería venir aquí, entonces lo estaba de ir allí. 

P - El segundo paso atrás para coger impulso...

R - Sí, en una temporada en la que baja la Cultural nosotros ascendemos en el Elche.

P - Con dos goles tuyos en el 'play-off', uno en la primera eliminatoria y otro en la final. ¿Cuál es el más importante para ti? 

R - No te puedes quedar con uno, pero no solo hablando de los míos, me refiero a todos. Fíjate el de Nino en Gijón... El de Murcia llega gracias a un rebote, es un gol de fortuna, pero nos tienen que servir de ejemplo para tener claro que en partidos así los detalles son fundamentales.

P - A ese 'play-off' llegas jugando en banda... 

R - (Risas) Bueno, cuando era joven, en el Barça B por ejemplo, jugaba de extremo, yo me siento mucho mejor como delantero de referencia, es ahí donde creo que puedo ofrecer más rendimiento pero, como los futbolistas lo que queremos siempre es jugar, pues no me hubiese importado que Pacheta

me pusiera hasta de lateral. Yo, con tal de sumar... Ten en cuenta que había 'overbooking' de delanteros: tenías a Sory Kaba, que estaba en un momento muy dulce; a Nino, cuyos números hablan por sí solos... Yo prefiero jugar a no hacerlo (risas).

P - Y en verano el Hércules vuelve a preguntar por ti, pero terminas recalando aquí casi cuando nadie lo esperaba ya. Estuviste en el Rico Pérez el día del Villarreal B, con Provencio e Iván... Entonces, el mercado estaba todavía abierto: ¿te veías fuera del Elche?

R - En enero hubo contactos con varios equipos, pero yo dejé claro que si salía era para venir al Hércules. Y luego, es que tanto Pacheta como Jorge Cordero me transmitían que contaban conmigo. Yo no voy a estar donde no me quieran, pero es que no era así. Confiaban en mí y yo estaba seguro de que también iba a hacer una buena segunda vuelta porque en la primera había cuajado buenos partidos. solo me faltaba el gol. Luego, aquí se lesiona Emaná y allí me dicen que desde arriba quieren que salga y lo demás ya lo sabe todo el mundo.

P - ¿Antes o después del día del Oviedo?

R - Al día siguiente. Como yo al club le había dicho que si salía era al Hércules... Pero no solo por cercanía, es que es muy similar al Elche por historia, afición, instalaciones. Yo sabía que me iba a adaptar bien al vestuario, reunía los requisitos que yo buscaba.

P - Vale, pero ¿cómo se come eso de que el entrenador y el director deportivo cuenten con uno y el poder ejecutivo no? 

R - El fútbol tiene estas cosas y también es cierto que yo he tenido el lastre esta temporada que es el no marcar goles .Para un delantero solo valen los goles. Si hubiera transformado el penalti del día del Sporting o alguna otra ocasión que he tenido, igual... Pero los números no daban y los delanteros vivimos del gol.

hacemos lo que hemos trabajado durante la semana, estaremos muy cerca de ganar.

P - Fue en el tramo final, pero cerca de ganar se estuvo en Bunyol, donde además de marcar gustó mucho tu gesto de querer ir al centro para que el rival sacara rápido...

R - El punto de Bunyol nos supo a poco.

P - ¿Hay grandes diferencias entre jugar como nueve en el Hércules de Planagumà a hacerlo en el Elche de Pacheta?

R - Las hay. No solo porque son categorías distintas, también porque su filosofía de fútbol guarda diferencias; no es mejor ni

P - Y aquí en medio partido el primer gol...

R - Este deporte es así. Yo estoy con mucha confianza, encantado con la decisión que tomé de venir aquí, con el vestuario y convencido de que es otro paso atrás para coger impulso. Mira, nada más llegar me quedé muy impresionado con el nivel de la plantilla y te digo más: llego a los partidos muy tranquilo, con la seguridad de que si

peor, lo ven de manera distinta. El sistema, la forma de entrenar... Y uno se tienes que adaptar. Las dos primeras semanas me costó: yo venía con ritmo de partidos, físicamente estaba bien, pero es otro sistema, con dos delanteros, otros movimientos, etc.

- El domingo visitáis al Badalona, donde con el Elche marcaste el año pasado. ¿Qué recuerdo guardas del Municipal? 

R - Buenos, porque además de marcar ganamos. A pesar de que sea una campo de césped artificial, se puede jugar. Espero poder repetir resultado y si puedo marcar, perfecto.

P - Si no me equivoco, ganasteis por 1-3, marcando tú el primero y Nino los otros dos. Al Benja del Hércules empezamos a conocerlo, pero el Nino del Hércules, ¿quién es?

R - Por trayectoria, creo que es Chechu. Es un futbolista importantísimo, muy respetado y al que los números le avalan.

P - Chechu juega en banda. ¿Con quién te sientes más cómodo formando pareja en ataque?

R - Los cuatro delanteros somos muy diferentes, cada uno te puede dar algo distinto según el partido, el rival. Eso es muy importante, porque te permite atacar en un encuentro de diferentes maneras.

P - Si te pregunto por la primera plaza...

R - Somos un equipo ambicioso y aspiramos lograrla. Lo que pasa es que no lo vamos a conseguir ni esta semana ni la siguiente. Hay once partidos por delante en los que hay que dejárselo todo. El equipo está capacitado.

P - La clasificación no es la del año pasado, con el Mallorca muy destacado, pero ¿podría ser el Hércules el nuevo Mallorca, que se destapase como tal ahora?

R - El Mallorca hizo una temporada perfecta, perdió muy pocos puntos; son cursos y equipos distintos. Ahora hay cinco equipos con poco margen.

P - Con la Cultural llegas al 'play-off' como campeón de grupo y con Barça B y Elche como segundo y tercero respectivamente, ¿con qué camino te quedas? 

R - Es muy importante quedar primero, pero mi experiencia me dice que no es determinante e incluso que, si no eres campeón de grupo, el acabar como segundo, tercero o cuarto ya no importa tanto.

P - Evidentemente solo piensas en el ascenso, pero tu cesión acaba el 30 de junio, tienes una temporada más con el Elche...

R - Ahora mismo solo espero ascender, ese es mi objetivo y lo tengo entre ceja y ceja, trabajo cada día para conseguir ese éxito personal, pero también colectivo porque te aseguro que este grupo se merece un ascenso. Y partir de ahí... no he pensado qué puede pasar.

Noticias relacionadas

next
x