Hoy es 25 de julio

UNIVERSIDAD MIGUEL HERNÁNDEZ DE ELCHE

La EPSO investiga la posibilidad de usar sedimento marino dragado como sustrato para cítricos

11/01/2021 - 

ORIHUELA. La Escuela Politécnica Superior de Orihuela (EPSO) de la Universidad Miguel Hernández de Elche está llevando a cabo un proyecto en el que investigan la posibilidad de darle un nuevo uso a los sedimentos marinos dragados. El objetivo es mostrar si estos sedimentos se pueden convertir en un sustrato para los cultivos.

La EPSO elabora este proyecto junto a la Universidad de Florencia y empresas del sector a través de fondos europeos. En la sede de la UMH en Orihuela se investiga el uso de estos sedimentos para el cultivo de cítricos. En esta ocasión en el limón. En Italia están centrados en plantas aromáticas y ornamentales. Estos sedimentos provienen del puerto italiano de Livorno. "Esto surge ante la necesidad de los puertos de la falta de calado que tienen. Una de las labores que hacen muy a menudo, es dragar y todo ese sedimento es potencialmente tóxico, se tiene que llevar a un vertedero para su gestión. Es algo muy costoso, y con esta investigación es una forma de aprovechar un subproducto que a día de hoy no se utiliza", señala Pilar Legua, la investigadora principal del proyecto en la EPSO.

Con este proyecto, el equipo de investigadoras e investigadores quiere poner de manifiesto el conocimiento y confirmar el potencial reutilizable y revalorizable de los sedimentos portuarios dagrados para el uso como sustrato agronómico. Para alcanzar es punto se aplican técnicas ambientales y económicamente sostenibles. "Queremos comprobar que se puede utilizar sin ningún tipo de toxicidad para el consumo humano" añade la investigadora principal.  

Además de la finalidad primaria, confirmar que se puedan usar los sedimentos portuarios, el proyecto, una vez todos los resultados sean los esperados, busca también garantizar la transferibilidad y replicabilidad de la producción y el uso del sustrato obtenido, y la capacitación técnica y herramientas para la implementación. También tiene como objetivo específico el aumento de la conciencia y el apoyo a los sectores agrícolas y que trabajan con los sedimentos, a partir de soluciones sostenibles en el plano económico. Para esa concienciación también se marca como objetivo identificar a las partes interesadas, aquellos que tienen que gestionar los sedimentos y el sector agrícola. 

Hace unas semanas, la investigadora principal del proyecto, y el investigador Pablo Melgarejo acompañaron al presidente del Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos Agrícolas y Graduados de Alicante (COITAGRA) a la parcela donde se está desarrollando el proyecto, en las instalaciones que la EPSO tiene en Orihuela. Varios factores han provocado que el proyecto sume casi un año de retraso. Legua explica que el cultivo de los limoneros tendría que haberse realizado en 2019 y lo hicieron en mayo de 2020. Este retraso se debe a los problemas surgidos ante la dificultad de traer los sedimentos desde Italia por la regulación que lo recoge. Y luego se le sumó la pandemia de la covid. Ante estos imprevistos solicitaron un prórroga. 

Esta investigación forma parte del Proyecto Europeo SUBSED LIFE17 ENV/IT/347. Ya cuentan con un conocimiento y unas conclusiones de un proyecto previo. Durante algo más de tres años investigaron con el mismo objetivo pero en el granado y en la fresa. "Lo resultados fueron muy positivos, sin ningún tipo de peligro, ni toxicidad" explica la investigadora Legua.

Noticias relacionadas

next
x