X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

también ha superado la ruptura con mercadona

Bonnysa Agroalimentaria absorbe a sus filiales tras volver a beneficios

22/05/2018 - 

ALICANTE. La alicantina Bonnysa Agroalimentaria sigue haciendo movimientos. Tras presentar sus primeros resultados positivos después de poner fin a su relación con Mercadona y de haber hecho inversiones en plantas de cogeneración para la producción de tomates, la firma con sede en Sant Joan d'Alacant acaba de absorber a dos de sus filiales, Explotaciones Agrícolas Cuevas de Almanzora, S.A.U. y Pi del Molí SAU, lo cual supone la liquidación de éstas dos última y la transmisión de todos sus activos a la empresa matriz.

Explotaciones Agrícolas de Cuevas de Almanzora SAU es la sociedad que tenia el grupo para operar en la provincia de Almería. Su sede estaba en Huercal-Overa. Hasta 2015, justo en la fase que la matriz inició el preconcurso, esta sociedad contaba con unos 65 trabajadores y un resultado de explotación de 5 millones de euros. En 2014 ya presentaba números rojos en su balance. En cuanto a Pi del Molí SAU, era una sociedad que el grupo hacía servir para la distribución de combustible especializado. Su sede estaba en polígono de Los Llanos de Mutxamel.

La operación de absorción se realiza después de que el grupo haya cerrado el primer ejercicio con beneficios después de dos años de turbulencias tras la ruptura con Mercadona, que hasta 2013 le compraba el 80% de la producción.

Como publicó recientemente Alicante Plaza, la empresa matriz del grupo Bonnysa presentó beneficios por primera vez desde su separación de Mercadona durante el ejercicio 2016/2017 (la firma que dirige Jorge Brotons cierra sus años fiscales en junio). El pasado año, la empresa de hortalizas incrementó ligeramente su facturación, hasta los 72,9 millones de euros, pero en cambio la mejor planificación de los cultivos respecto a 2016, cuando aún se estaba desenganchando de Mercadona, le permitió arrojar un beneficio de cerca de 500.000 euros, al incrementar el margen (el año anterior tuvo que acudir a los mercados secundarios por esa mala planificación). Un año antes, las pérdidas eran de 5 millones.

Noticias relacionadas

next