Hoy es 23 de julio

proceso de selección sobre su diseño

El concurso del centro de congresos de Alicante ve la luz por unanimidad: las decisiones, tras el 28M

6/04/2023 - 

ALICANTE. El concurso para seleccionar el diseño del futuro centro de congresos de Alicante encuentra el camino despejado. El acuerdo de su convocatoria quedó aprobado por unanimidad este miércoles, en el transcurso del pleno de la Diputación Provincial correspondiente al mes de abril, sin mayores sobresaltos. Los tres grupos políticos representados en la corporación (PP, PSOE y Compromís) y los dos diputados no adscritos (exrepresentantes de Ciudadanos) mantuvieron el voto expresado en comisión informativa el pasado 22 de marzo y avalaron las bases del proceso pese a los reproches sobre el retraso y sobre el oportunismo electoral que los socialistas y los valencianistas atribuyeron a la iniciativa, que queda activada a poco más de un mes de la cita con las urnas del próximo 28 de mayo.

Sea como fuere, el acuerdo permite que la convocatoria se pueda poner en marcha en cuestión de semanas, en cuanto su anuncio quede publicado en boletines oficiales. Será entonces cuando se active el calendario previsto en el propio pliego de condiciones: tres meses para la presentación de proyectos por parte de los gabinetes de arquitectura interesados y un mínimo de otros dos meses más para que el jurado de expertos compuesto por seis arquitectos de prestigio evalúe las propuestas que acaben registrándose. 

Se trata, no obstante, de un plazo que podría ampliarse si se considerase oportuno, en el supuesto de que concurriese gran cantidad de propuestas, como se prevé que podría suceder, a tenor del interés que, según fuentes consultadas, ya se habría constatado entre los arquitectos a los que se sondeó con la intención de que pudiesen formar parte del jurado y que declinaron el ofrecimiento para poder concurrir en el procedimiento.

Después de septiembre

En todo caso, esa programación conlleva que todas las decisiones sobre el futuro del proyecto quedan demoradas hasta el próximo mandato, ya que, como pronto, no se seleccionará al ganador del concurso hasta los meses de septiembre o octubre. Es decir, que será la próxima corporación y el próximo gobierno que deparen las elecciones municipales y autonómicas -sea del color político que sea- el que asuma la responsabilidad de sancionar el fallo del jurado. Y, en consecuencia, también el que deba adjudicar la redacción del proyecto de ejecución a través del procedimiento negociado que ya se incorpora en las bases del concurso.

Como ya ha informado este diario, la convocatoria prevé un primer premio de 90.000 euros (que se eleva a 108.900 con impuestos) para la propuesta que gane el concurso. Y, además, establece que el gabinete redactor que resulte seleccionado percibirá unas retribuciones de más de 6,9 millones por la elaboración del proyecto constructivo. 

A partir de esa encomienda, el gabinete de arquitectura contratado tendrá un plazo de seis meses para elaborar ese proyecto definitivo, por lo que también será el próximo gobierno de la institución el que deba impulsar la licitación de la ejecución de sus obras. Como muy pronto, ese paso podría darse dentro de un año, en la primavera de 2024 para que los trabajos puedan iniciarse a finales de ese año y concluir en un horizonte temporal máximo de 30 meses, como también se detalla en el concurso.

El coste de construcción del edificio congresual, y de las oficinas del centro operativo de Suma (el organismo tributario de la Diputación) se ha cifrado en 65 millones de euros. Hasta ahora, se ha insistido en que la institución provincial asumiría dos tercios de la financiación necesaria para sus obras, mientras que el Ayuntamiento de Alicante cubriría el tercio restante. Todo, a la espera de que puedan incorporarse fondos de la Generalitat. En esta línea, el actual presidente del Consell, Ximo Puig, insistió este miércoles, durante su intervención en el Foro Alicante, en el discurso que ya había anticipado en una entrevista previa concedida a Plaza al señalar que nadie había pedido de forma oficial la participación de la administración autonómica en la ejecución del centro de congresos.

En este sentido, explicó que si le planteasen esa posibilidad, y el mantuviese sus responsabilidades actuales, la Generalitat estaría "dispuesta" a cofinanciar la construcción del recinto congresual pero insistió en que "hasta el momento no se ha pedido nuestra participación", lo que le da a entender "que tienen recursos suficientes para hacerlo", según recoge la agencia Efe

Así, prosiguió explicando que tuvo conocimiento del proyecto a partir de una llamada del expresidente de la Autoridad Portuaria, el fallecido Juan Antonio Gisbert, y señaló que le trasladó que "por supuesto" la Generalitat colaboraría "en cualquier acción en el puerto para beneficiar a la ciudad que las autoridades de la ciudad plantearan". "La Generalitat facilitaría esa inversión", continuó, antes de añadir que el alcalde de Alicante, Luis Barcala, le expuso el proyecto en un breve encuentro informal pero que no ha tenido más comunicación "hasta ahora".

Ese posicionamiento supondría un aval al desarrollo del proyecto en el supuesto de que los resultados electorales deparasen la continuidad del gobierno autonómico, del provincial y del municipal en la medida en que el edificio podría seguir contando con el respaldo de las tres administraciones.

Rico Pérez Arena, Museo de la Edad de Plata...

Por otra parte, Puig también se refirió en ese mismo contexto a otras iniciativas anunciadas bajo su mandato al frente de la Generalitat como el proyecto de reconversión del estadio José Rico Pérez en un recinto multiusos bautizado como Arena Alicante, que pasó a ser propiedad de la Generalitat a causa de "pufos del pasado", según insistió.

Sobre el estadio, aseguró que su compromiso es convertirlo en un "espacio deportivo y cultural potente" para que sea un "Arena Alicante", con el fin de "sacarle el máximo beneficio posible para la ciudadanía". De igual modo, anunció que el próximo mandato abrirá en la ciudad un nuevo museo dedicado a la "edad de plata" para que se convierta en el "paradigma de nuestra modernidad" a partir de la música de Oscar Esplá, los poemas de Miguel Hernández, las pinturas de Lorenzo Aguirre, el feminismo de Manolita Luque, el arte de Eusebio Sempere y la escritura de Paca Aguirre.

Según explicó, será el reflejo de la "explosión cultural, vital y social que vivió Alicante hace un siglo" cuando, lejos del conformismo, se sembró la semilla de unas ganas de superarse que hoy encarnan el nervio emprendedor de Iñaki Berenguer, la genialidad de Francis Mojica, la visión de futuro de Nuria Oliver, los avances de María Blasco, la ambición de los ingenieros de PLD Space y el talento inagotable de Blanca Paloma.

También en cuanto a la ciudad de Alicante, señaló que otro ejemplo de "cirugía política" es el acuerdo con Adif para construir pasos provisionales para conectar el parque del Mar, junto a Casa Mediterráneo, con los barrios adyacentes de Benalúa, Gran Vía Sur y San Gabriel para "salvar las vías del tren". 

Noticias relacionadas

next
x