X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

reacciones tras el archivo de la petición de los afectados 

Los trabajadores del Puerto: la UE y el Consell no han hallado contaminación en los graneles

28/11/2018 - 

ALICANTE. La resolución de la Comisión Europea por la que se desestima la apertura de una investigación sobre las emisiones a la atmósfera asociadas al movimiento de graneles en el Puerto de Alicante continúa generando reacciones. Este martes, el turno fue de para la Asociación de Trabajadores Dependientes de la Actividad del Puerto de Alicante (ATDAPA), en la que se agrupan estibadores, prácticos, agentes de aduanas, trabajadores de remocaldores o de las empresas consignatarias, entre otros. Su presidente, José Castell, señaló que la respuesta de Bruselas a la solicitud registrada por la Plataforma de Afectados vendría a confirmar "que no se han detectado emisiones que superen los límites legales" relacionados con esa operativa con la documentación y las mediciones disponibles hasta 2016.

Además, insistió -en alusión a las valoraciones formuladas por portavoces de la Plataforma- que la propuesta de sanción formulada por la Conselleria de Medio Ambiente en diciembre de 2017 no estuvo motivada por la superación de esos niveles máximos de emisión de partículas a la atmósfera, sino por un funcionamiento ineficaz de las medidas protectoras establecidas en la autorización ambiental de emisiones, aprobada por la propia conselleria en noviembre de 2016.

Como viene informando Alicante Plaza, en concreto dicha propuesta sancionadora, en la que se incluyó la suspensión temporal de la actividad, se originó tras la detección de excesos de acopio, con alturas superiores a la de los muros pantalla que debían evitar la propagación de los graneles por el efecto del viento.

Candell añadió, por último, que hasta dos informes de evaluación elaborados a lo largo del último año y medio tampoco han constatado la existencia de supuesta contaminación con valores que excedan los límites legales. En concreto, se aludió al informe de un año de duración elaborado por el Instituto Universitario de Ingeniería Química de la Universidad de Alicante (UA), por encargo de la Autoridad Portuaria, y otro de ámbito temporal más restringido, elaborado por el mismo instituto por encargo de la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Alicante.          

Noticias relacionadas

next