X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

josé Sepulcre, en pleno proceso de venta de la mayoría accionarial, se marcha antes del inicio

Junta de Accionistas de 27 minutos de duración y con Tenama representada por Antonio Rocamora

11/11/2019 - 

ALICANTE. Fugaz donde las haya fue la Junta General de Accionistas del Elche celebrada la tarde del lunes.

Entre el día y hora, el límite mínimo para asistir de 720 acciones introducido en los estatutos el pasado verano y que los puntos del orden del día no eran especialmente llamativos, en la sala de prensa del estadio Manuel Martínez Valero se dieron cita más periodistas que accionistas. José Sepulcre, por ejemplo, solo se dejó ver en los prolegómenos, ejerciendo la representación de Tenama Inversiones, el máximo accionista, su socio Antonio Rocamora. Por no haber, no hubo ni notario que levantase acta (un gasto menos).

En apenas 27 minutos (sin contar el tiempo (también menos que nunca) que se tardó en comprobar que había 'quorum' suficiente para celebrar la Junta en primera convocatoria) se despacharon los puntos del orden del día: se aprobaron las cuentas del ejercicio 2018/19; la aplicación del resultado del mismo; la gestión del consejo de administración; el aumento de capital por compensación de créditos planteado; y que la web oficial pase a tener la consideración de sitio corporativo. Todos ellos aprobados por unanimidad por los nueve accionistas (seis a título personal y tres por medio de representación) que ostentaban el 55,83% del capital social (el ordenador de la Liga de Fútbol Profesional jugó una mala pasada e inicialmente se creía que estaba un 68,53% del capital representado). 

Pérdidas

La directora general y consejera, Patricia Rodríguez, fue la encargada de repasar las cuentas de un ejercicio 2018/19 que como hemos venido adelantando en Alicante Plaza reflejan unas pérdidas de 935.317,83 euros

Gracias al regreso al fútbol profesional (junto a los 300.000 del fichaje de Yacine Qasmi, en el activo (inmovilizado intangible deportivo) destacan los 2.000.000 euros en los que se valora la plaza en Segunda División A), el club elevó de los 2.316.605,45 (a 30 de junio de 2018) hasta los 9.935.323,45 euros (12 meses después) su cifra de negocio. Los 6.387.059 euros obtenidos por la cesión de los derechos audiovisuales, los 1.975.962 ingresados en concepto de publicidad, los 943.994 euros que depararon las taquillas y venta de abonos, el pago de la cláusula por parte de Sory Kaba (deparó un ingreso extraordinario de 600.000 euros al renunciar el futbolista al 15% que le correspondía percibir a él) y los 402.855 euros generados por el arrendamiento del estadio y sus espacios a terceros, por ejemplo, encontraron su contrapunto en un incremento general de los gastos, especialmente de los de personal que lo hicieron un 57,5% pasando de los 4.378.357 (en el ejercicio 2017/18, en Segunda División B) a los 6.897.071 euros que se desgranan de la siguiente manera: la planificación deportiva conllevó un gasto de 393.764 euros en fichajes y cesiones y otro de 789.258 para bajas; los sueldos y salarios de la primera plantilla, el director deportivo, el secretario técnico, el médico, el delegado, los fisioterapeutas y utilleros supusieron un gasto de 3.582.818 euros y el del resto de empleados de 1.507.381. 

Otro gasto a destacar fueron los 2.257.117 euros en servicios exteriores (711.109 por los servicios prestados por profesionales independientes), otros gastos de explotación como los desplazamientos del equipo (301.701 euros) y el incremento de las provisiones con un aumento en 603.982 euros de la relativa a la reclamación millonaria de Bruselas que pasa de los 1.449.471 a 2.092.560 euros

La justificación para esto último, según el presidente Joaquín Buitrago, responde a que entienden que el anterior consejo hizo una valoración "excesivamente optimista" del destino que puede correr la demanda de nulidad interpuesta en Luxemburgo. Buitrago achacaba esa valoración al desarrollo de la vista celebrada el pasado enero y a que, semanas después, se hubiese estimado totalmente la demanda del Hércules, y puntualizaba que "la situación del club franjiverde no es exactamente la misma que la del blanquiazul". Por cierto, el máximo mandatario negó que contasen con una información distinta a la del anterior consejo, pero la realidad es que en el informe facilitado a los accionistas y junto a la expresión "excesivamente optimista", se justifica también el incremento de la provisión con un "en virtud de la nueva información que posee (el consejo)".

Canje de deuda por acciones

Esos 603.982 euros en los que se incrementa la citada provisión junto a la retrocesión de la quita de 742.342 euros practicada en su día a las mercantiles Promoesport Asociados 2011, Grupo Polari 2009 y Promoesport Norte, titulares de derechos de crédito de naturaleza ordinaria por importe total de 1.142.060,80 euros (la deuda por el ficha de Garry Rodrigues en 2014) y con los que el 12 de septiembre se llegó a un acuerdo para canjear el total de esa deuda por acciones (no se habían pronunciado sobre su adhesión al convenio y el club les aplicó en su momento la quita y espera), se encuentran también de las citadas pérdidas. 

Desde este lunes, esas mercantiles son accionistas del Elche cuyo capital social pasa a ser 25.193.206.40 euros, todos después de que los accionistas dieran el visto bueno al canje por acciones (pasan a ostentar casi el 5% del capital social, es decir, se quedan al borde de tener derecho a representación en el consejo) de las suma que les adeudaba el club.

Presente y futuro

En el horizonte de la entidad sigue quedando el consabido cumplimiento del convenio de acreedores (a 30 de junio se le adeudaban 2.424.868 euros a los ordinarios y 914.885 a los subordinados), de los convenios singulares con la Agencia Tributaria (5.742.847 euros) y la Seguridad Social (476.231 euros) por ejemplo y de otras obligaciones a largo plazo como el pago al Alcobendas Levitt de 350.000 de los 1.400.000 euros que le corresponden por el pago de la cláusula de Sory Kaba (como ya adelantó este medio, en febrero se acordó con el citado club (titular del 35% de los derechos del futbolista) el pago inmediato de 1.050.000 euros y posponer el de los 350.000 restantes a cuando el equipo franjiverde ascendiese a Primera División). También conseguir el cobro de algunas de las deudas que mantienen terceros con el club ("Hay un ligero aumento en la cifra de deudores", decía la directora general durante su exposición) y entre las que destacan los 800.000 euros relativos al contrato de patrocinio con Conagas (un tema ya judicializado) o los 194.570 que le adeudaba a 30 de junio New Millennium Sports (la mercantil titular de la marca Kelme y 'sponsor' técnico del club hasta la temporada pasada).

El club maneja para el curso 2019/20 un presupuesto de 8.963.001,93 euros, "más ajustado a la realidad que el del curso pasado" en palabras del máximo mandatario franjiverde.  

El mismo contempla un beneficio antes de impuestos de 1.328.862,20 euros (resultado de explotación de 1.459.545,43 euros y un resultado financiero de 130.683,23 euros), destacando como ingresos previstos el de 6.300.000 euros por la cesión de derechos audiovisuales, el de 1.056.892,58 euros por venta de abonos y taquillas o el de 1.606.109,35 euros por publicidad y patrocinios. Además, se contemplan un "ingreso" de 3.089.704,54 euros ("otros resultados") por el canje por acciones de la deuda relativa al fichaje de Garry Rodrigues y de otras deudas concursales.

En cuanto a los gastos, el más importante es el previsto en personal que asciende a 6.831.505,68 euros (de los que 4.425.600,97 euros se corresponden con el personal deportivo) y el de otros gastos de explotación con 3.065.476,65 euros (1.786.446,62 por servicios exteriores y 1.275.224,53 por otros gastos de gestión corriente).

Noticias relacionadas

next
x