Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Expertos de la UMH desaconsejan realizar test masivos en un corto espacio de tiempo en Madrid y Torrejón

2/06/2020 - 

ELCHE. Investigadores del Instituto Universitario de Investigación ‘Centro de Investigación Operativa’ (CIO) de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche consideran que realizar tests de coronavirus distribuidos a lo largo del tiempo en Madrid y Torrejón, en un periodo de unos seis meses, sería más eficaz que realizarlos de forma masiva en un corto espacio de tiempo. Los expertos de la UMH consideran, desde el punto de vista matemático, que se podría evitar la muerte de 180 personas en Madrid de aquí a final de año en caso de recurrir a una estrategia “inteligente” de distribución de los tests.

Estos resultados son parte del proyecto “Sistema Inteligente de Apoyo a la Decisión para distribuir de forma óptima la aplicación de tests rápidos de Covid-19”, recientemente financiado por la Conselleria de Innovación, Universidades, Ciencia y Sociedad Digital de la Generalitat Valenciana y dirigido por el profesor José Luis Sainz-Pardo.


Según las últimas noticias, entre el pasado sábado y el próximo miércoles, 3 de junio, se pretende testar serológicamente a los 130.000 habitantes de Torrejón de Ardoz. Si bien las autoridades sanitarias dudan de la iniciativa, otros ayuntamientos como el de Madrid, también, se lo plantean. Más allá de la polémica, el CIO de la UMH ha tratado de analizar, desde el punto de vista matemático, el impacto de testar completamente una población en un instante dado, frente a otras metodologías de distribución de la misma cantidad de tests a lo largo del tiempo con la finalidad de reducir al máximo el número de contagios. Para ello, ha utilizado como ejemplo las dos ciudades mencionadas anteriormente: Torrejón de Ardoz y Madrid, basándose en su histórico de datos.

Según los investigadores de la UMH, para niveles de incidencia bajos, el impacto de testar inicialmente la población es reducido. Además, cualquiera que sea el escenario, siempre es más eficaz la distribución inteligente de tests a lo largo del tiempo. En un escenario de incidencia alta en Madrid, el distribuir los tests mediante este sistema supondría 18.346 contagios menos, lo que implicaría conservar aproximadamente 180 vidas.

Enlace al estudio.

Noticias relacionadas

next
x