X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 16 de febrero y se habla de uber alicante Turismo Hosteleria gastronomía PRIMARIAS PSPV benidorm

concurrirán a las elecciones de mayo

El viernes se presenta oficialmente la candidatura El Altet Decide, el partido segregacionista de Elche

17/01/2019 - 

ELCHE. El próximo viernes El Altet Decide presentará su candidatura para presentarse a los comicios electorales de mayo. Una noticia que no coge a nadie desprevenido, y un mensaje por si alguien se pensaba que iban de farol cuando se constituyeron como partido. La que fuera Asociación Vecinal de El Altet por un Nuevo Municipio se convirtió en partido para darle más enjundia a un proceso que ha estado yendo y viniendo durante décadas, y que en verano de 2017 volvió a las andadas, esta vez más en serio, intentando arrastrar además a vecinos de otra pedanía clave para el turismo, Arenales del Sol, también hartos con la gestión de la ciudad hacia la partida rural.

Un camino que no ha estado lleno de rosas, como era de esperar, ni para el tripartito y el alcalde Carlos González, ni para los impulsores de la segregación, con el que fuera alcalde pedáneo Angel Jesús Soler a la cabeza. A este último le costó su cargo como representante de la misma, ya que el alcalde consideraba que no se podía pedir esto siendo una pata institucional del Ayuntamiento. En cualquier caso, todo esto viene por la gestión de años y años, desafección por sentirse ciudadanos de segunda ante la falta de servicios y actuaciones concretas. Una situación en la que el tripartito ha intentado dar cariño a la pedanía, aunque esta se ha seguido resistiendo, además Soler y el resto de la asociación, ahora partido, siguen criticando la escasez o insuficiencia de las nuevas actuaciones.

En ese sentido, ha sido una legislatura convulsa a nivel de pedanías, además de con la dimisión, con quejas por infraestructuras educativas e incluso plantones al gobierno municipal o con acusaciones de actuaciones al más puro imperialismo. Ante la situación, la oposición ha venido en los últimos tiempos dando mimos y nombrando mucho más a las partidas rurales, hartas de las políticas insuficientes del casco urbano. No todas, obviamente, pero sí varias de las más relevantes a nivel de población. Como antídoto, más centros sociales para ellas, como los encargados a Pimesa —el comodín al que recurre el Ayuntamiento para situaciones de distinto pelaje— o un ambicioso plan inversor a final de legislatura que ya se está empezando a negociar con la oposición. 

Con toda esa tesitura llega la presentación de los segregacionistas a Elche, con expectación por el qué dirán, que ya se intuye, y sobre todo por ver la acogida que tienen y cuántos vecinos están por este movimiento que ha cogido mucho protagonismo en los últimos meses, al calor de la situación con otras pedanías.

O a quién le van a quitar votos. 

Noticias relacionadas

next