Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

solicitado recientemente

No todo el 'ladrillo' está en auge en Elche: la constructora Ilice entra en concurso de acreedores

22/02/2020 - 

ELCHE. A pesar del aparente buen momento que vive el sector inmobiliario en la ciudad, aunque se ha frenado moderadamente el ritmo de nuevas licencias, sigue habiendo empresas del sector que no se están beneficiando de la reactivación de los últimos años. Una de ellas es la constructora Ilicitana de cimientos y Estructura, más conocida comercialmente como Ílice Construcción. Se han declarado voluntariamente en concurso de acreedores y ya se ha nombrado a un administrador concursal para gestionar las cuentas de la compañía.

La compañía, que inició su actividad en 2001, estaba especializada en la ejecución de estructuras de hormigón armado. Desde entonces, la realización de distintos tipos de obras dentro del campo de la edificación residencial y rehabilitación les llevó a ampliar su actividad en toda la zona de la provincia y en la región murciana. Desde ella hasta Calpe, se encargaron de más de una veintena de actuaciones, rehabilitación, construcción de viviendas unifamiliares y ejecución de trabajos acabados en edificación tanto residencial como industrial o comercial.

Por destacar algunos de sus trabajos, están el restaurante del gimnasio Forus Elche, edificaciones en el Parque Multiaventura, la nave industrial de M. Soler's, o promociones recientes en Altabix de 68 viviendas, otro de 164 en Crevillent, así como residenciales de pedanías como una en El Pinet con 44 viviendas o la rehabilitación de una fachada del Hospital General ilicitano. Actuaciones importantes en los últimos años, aunque la cifras no acompañaron, con unos resultados modestos en los ejercicios de 2016 y 2017, y que en 2018 ya arrojaron un saldo negativo de -256.991 euros. Todo a pesar de tener un activo de 2 millones y unos ingresos de más de 8 en 2018. 

Ahora, como en los procesos de este tipo, los acreedores de la entidad concursada deberán poner en conocimiento del Administrador concursal la existencia de sus créditos en el plazo de un mes.

Noticias relacionadas

next
x