Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

negociaciones sobre el presupuesto de 2021

Las cuentas de Alicante: PP y Cs acusan al PSOE de 'chantaje' con sus líneas rojas y UP se une al plante

25/11/2020 - 

ALICANTE. Las negociaciones entre el equipo de Gobierno (PP y Cs) y los grupos de la oposición sobre el presupuesto del Ayuntamiento de Alicante para 2021 se adentran en una escalada de tensión, después de que el PSOE adelantase este martes su plante ante la propuesta del bipartito salvo que se admitiesen dos condiciones básicas. Como ha adelantado Alicante Plaza, se trata del desdoble de la Concejalía de Acción Social en dos áreas distintas (Emergencia Social e Inclusión y Servicios Sociales) y la retirada de la ordenanza de convivencia cívica. El propio portavoz socialista, Paco Sanguino, explicó al término de su encuentro con los representantes de PP y Cs que el PSOE da por liberado del compromiso de facilitar la aprobación de las cuentas, en función de la determinación adoptada por la ejecutiva del PSPV-PSOE, salvo que los dos socios de gobierno se atuviesen a esas reivindicaciones, a las que definió como líneas rojas irrenunciables para secundar la propuesta de planificación económica del próximo ejercicio.

Las reacciones a esa posición no se han hecho esperar, este miércoles, en boca del propio alcalde. El primer edil, Luis Barcala (PP), ha llegado a tildar esa posición de "chantaje". "Cuando se plantea un diálogo, yo desde luego no lo planteó con líneas rojas o condiciones inasumibles; a lo mejor el señor Sanguino debería revisar esas declaraciones que realizó el presidente de la Generalitat Ximo Puig con ese ofrecimiento entre instituciones para resolver los problemas que le importan a la gente, sin condiciones, ni líneas rojas, ni chantajes", ha enfatizado.

"Si alguien cree que los presupuestos de Alicante deben estar sujetos a determinadas líneas rojas que no tienen que ver con las necesidades de los propios presupuestos, se está equivocando", ha añadido. Además, ha insistido en que el PSOE "no puede estar trayendo un listado con más cosas" al margen de las medidas "en las que ya estábamos de acuerdo, en base a tres ejes: atender la crisis social, la crisis económica y la crisis sanitaria". "Empezar a meter otras cosas en la negociación es equivocarse", ha insistido.

En esta línea, ha recalcado que "ultimatums y líneas rojas no vienen a cuenta", sobre todo, según ha insistido, cuando "ya se estaba comunicado a los grupos de la oposición las aportaciones que se iban a tener en cuenta". "Nadie entendería que alguien le da la espalda a negociar el presupuesto porque ha puesto unas líneas rojas y si no, no se sientan; que respondan los que ponen esas condiciones", ha continuado. Por ello, ha recalcado que PP y Cs mantienen su intención de seguir trabajando para cerrar el presupuesto de 2021 "en los próximos días".

En parecidos términos se ha pronunciado tanto la vicealcaldesa, Mari Carmen Sánchez (Cs), como el portavoz adjunto de Cs, José Luis Berenguer. Sánchez ha formulado un llamamiento a la responsabilidad institucional de la oposición para recordar que "en un año tan duro como el que vivimos, no cabe otra cosa que el consenso y trabajar por el bien común de los alicantinos". "Siempre estamos dispuestos a tender la mano con independencia de qué partido esté enfrente", ha señalado.

Barcala y Berenguer emplazan a los socialistas a cumplir las directrices anunciadas por el presidente del Consell sobre el ofrecimiento entre instituciones para resolver problemas

Por su parte, Berenguer ha exigido al PSOE que se replantee su postura. "No podemos poner líneas rojas, hay que tener la misma altura de miras que ha demostrado Ciudadanos en València, por lo que sólo pedimos que actúen como lo hemos hecho nosotros, donde, sin exigencias, hemos facilitado la aprobación de los presupuestos que han presentado tanto PSOE como Compromís".  A su juicio, el plante del PSOE "no hace más que manifestar la no disposición de los partidos de la oposición a construir, si no a destruir; a restar y no a sumar".

En este sentido, Berenguer ha recordado al PSOE que "lo único que le exigimos es la promesa de su presidente que nos dijo bien claro que iba a favorecer los presupuestos en todos los ayuntamientos, que teníamos que tener todos mucha unidad ante esta pandemia, y así lo hemos hecho pensando que el PSOE nos ayudaría y, además, no entenderíamos que fuese de otra manera".

Con todo, a priori, la posición del PSOE se mantiene firme. Sanguino ha confirmado este miércoles que su formación no apoyará los presupuestos si no se retira la ordenanza de convivencia cívica y si no se accede a desdoblar la Concejalía de Acción Social. "Lo que pretendemos es reorganizar y mejorar; para nosotros negociar los presupuestos es facilitar soluciones a los problemas que existen en Alicante para mejorar estas cuestoines", ha señalado. "Decir que se debe retirar la ordenanza de mendicidad para ser consensuada con las entidades sociales y los grupos de la oposición significa facilitar los presupuestos porque el PSOE no va a permitir que este ayuntantamiento ingrese un solo euro que provenga de una sanción a personas vulnerables", ha explicado. "Lo que no puede ser es que se nos llame a reuniones, que nos pidan propuestas y, a continuación, que nos digan que estamos ralentizando el presupuesto", ha insistido.

"Si este ayuntamiento se hubiese ocupado de negociar los presupuestos en julio, no tendríamos ahora el trabajo ingente para tramitar los presupuestos; tienen que organizarse mejor para que podamos participar el resto de la oposición", ha insistido. "Si no nos dejan espacio para participar en los presupuestos, únicamente nos están invitando a votar en la comisión de Hacienda y en el pleno de presupuestos; lo que pretendemos es facilitar la vida de los ciudadanos en Alicante implementando medidas en Acción Social", ha recalcado. "Hoy tenemos el ejemplo de que la ordenanza de mendicidad atenta contra la celebración del 25N; no podemos tolerar que se apliquen sanciones en cuestiones que atentan contra los derechos humanos", ha incidido. Por todo ello, ha recalcado que "si no acceden a retirar y consensuar la ordenanza de convivencia, votaremos en contra de los presupuestos".

A esa posición se ha sumado este miércoles el grupo municipal de Unides Podem. Su portavoz, Xavier López, ha asegurado que compartía las reivindicaciones formuladas por el PSOE y ha avanzado que "votaremos en contra del presupuesto" si el bipartito no retira la ordenanza de convivencia. Sus declaraciones se han producido antes de que se celebre una nueva reunión con los representantes de PP y Cs sobre la confección de las cuentas, prevista para este miércoles. De igual modo, también se ha previsto un encuentro con Vox.

López ha señalado que "vamos a ir a esa reunión con nuestras propuestas y con la esperanza de que nos enseñen el borrador, porque lo que no podemos consentir es acudir a una negociación sin saber qué planteamiento tiene este equipo de Gobierno para esta ciudad". "Además, también nos vamos a sumar a la exigencia de que la ordenanza de la mendicidad y contra la prostitución; no vamos a consentir que se vulneren los derechos humanos", ha explicado. "Si no se retira, no nos vamos a plantear ni siquiera una abstención; si el alcalde cree que es un chantaje, el chantaje es continuar persiguiendo a las personas más vulnerables de la ciudad", ha concluido. "Vamos a exigir que se retire esa ordenanza y que se pacte una norma que proteja a las personas que peor lo están pasando en un momento en el que va a crecer la población empobrecida a causa de la crisis económica y social", ha concluido. 

Noticias relacionadas

next
x