X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

movimientos en el nuevo gobierno

Héctor Díez será el portavoz del gobierno en Elche; en Compromís, Antonio García cerca de Valencia

20/06/2019 - 

ELCHE. Mientras llega el ansiado reparto de concejalías socialistas, la mayoría, puesto que Compromís se quedará únicamente con Medio Ambiente —y parece que sin incluir Capitalidad Verde Europea, que puede tener una cartera propia— y Comercio, de momento el grupo socialista ya ha desvelado quiénes serán sus portavoces, Héctor Díez el titular y Ramón Abad el portavoz adjunto. Por ende, serán los dos portavoces del próximo Ejecutivo, ya que en las negociaciones entre PSOE y Compromís, los segundos no lograron rascar una portavocía adjunta como pretendían.

Superado este primer paso, ya queda allanado el camino para que el viernes el alcalde Carlos González desvele a sus ediles las concejalías que ha pensado para cada uno de ellos, después de que hace unas tres semanas tuviera una charla con los mismos para conocer sus pretensiones. Eso sí, aunque el día previsto para ungir a los nuevos concejales es el viernes, fuentes socialistas no descartan que se intente dar a conocer la elección el jueves. Después de esas concejalías ya sería el turno de hablar de las dedicaciones exclusivas, cargos de confianza y funcionarios de empleo, algunos ampliados coyunturalmente en este impás para que puedan seguir realizando sus tareas.

En cuanto a estas portavocías, elegidas por unanimidad en la Ejecutiva, suponen un gesto hacia Díez, que había sido colocado en el puesto 9 en la lista, lo que al principio generó controversia y malestar ya que era uno de los ediles que había apostado por el proyecto de Soler estando en el gobierno. Con esta portavocía, la Ejecutiva da un muestra de confianza en el que hasta ahora ha sido el concejal de Limpieza, Promoción Económica o Vía Pública. Junto a Abad, de la confianza de Soler, son dos de los ediles que está llamados a desempeñar concejalías de peso, el primero por la experiencia y el segundo por esa confianza. 

Del posible reparto y las especulaciones

Sobre posibles quinielas, una de las patatas calientes será Urbanismo, un área que dará bastante faena esta legislatura y que es lógico pensar que pueda caer en Díez por los galones que ha ido acumulando y conocer la casa, teniendo en cuenta que Abad por ejemplo podría hacerse cargo de Limpieza, tras su paso por el comité de empresa de Urbaser con UGT. O al revés, el último en Urbanismo y Díez de nuevo en Limpieza después de haber estado gestando la salida del polémico pliego, bastante más caro de lo anunciado, y con quejas por la oposición por las formas

Respecto al resto de quinielas, de las ediles que repiten es lógico pensar que Ana Arabid siga al frente de Hacienda por la gestión económica realizada. Por su parte, Patricia Macià quiere repetir en Educación, ahora que Edificant parece que empieza a desbloquearse, y Cultura podría quedar en manos de otro; son dos grandes áreas para un concejal. Por otra parte, sobre lo que se comenta estos días, en las quinielas se sitúa por afinidad a Vicente Alberola en Deportes, aunque hace años que no está en el mencionado departamento al haber estado liberado por UGT. Además, también conoce bien el área de Recursos Humanos al ser funcionario, como María José Martínez —número dos de la lista—, por ejemplo, que también es de la 'casa', aunque en el departamento de Bienestar Social. Sobre esas áreas, también se habla de Marga Antón para Fiestas tras haber estado vinculada a este ámbito —aunque es ingeniera agrónoma, y podría ser perfil para la concejalía 2030— o Carles Molina para Comunicación al trabajar en una empresa de ídem. El viernes, o incluso jueves, se saldrá de dudas. Lo que es seguro es que habrá menos carga por cabeza al haber doce ediles.

La incógnita de los dos concejales de Compromís

En cuanto a los otros grupos municipales, si bien hay pocas sorpresas en sus portavoces y portavoces adjuntos —no hay donde elegir, salvo con el PP, donde parece que José Navarro será el segundo de abordo de Ruz en ese papel—, la gran incógnita es saber qué pasará en Compromís, ya que tras el previsible nombramiento de Mireia Mollà como Consellera de Medio Ambiente y Agricultura se han abierto diversas especulaciones sobre la arquitectura del grupo. Por el momento, tras la entrega del acta de Mollà se ha solicitado la de Felip Sànchez, el número 3 de la lista para que entre como edil. Oficialmente, la posición es que él y Antonio García serán los dos ediles de la coalición verde.

Sin embargo, en el entorno de la formación algunos plantean que está casi cantado que García irá a Valencia a trabajar codo con codo junto a Mollà, un movimiento lógico ya que el ilicitano seguiría estando en un ámbito en el que ya tiene experiencia, y sobre todo, permitiría a Esther Díez seguir siendo cara visible de Compromís, de las que mejor consideración tiene y de quien se percibe una buena gestión en el equipo de gobierno. Precisamente en Movilidad, uno de los aspectos que el partido tendrá que gestionar dentro del área medioambiental y en los que sí pueden sacar pecho —salvo en aspectos como el del carril bici—. De no ser así, Díez en cualquier caso tendrá un papel relevante en el grupo municipal. 

Junto a García habría otros miembros de Iniciativa que apuntan a Valencia con Mollà como el asesor Juan Ángel Conca. Si finalmente se da este trasvase de militancia de Iniciativa a la Conselleria, se abriría un espacio de renovación municipal en el que podrían entrar otros perfiles más jóvenes de la lista de Iniciativa. Cabe pensar que seguirán veteranos como Pascual Ruiz, quien ha formado parte de las negociaciones para el bipartito, y quedará por ver quién se queda con la medida dedicación que por cuota le corresponde al Bloc, que hasta ahora ha desempeñado María de la Torre, ya que normalmente se opta por un perfil profesional. En cualquier caso, la formación quiere hacerlo todo público a la vez, por lo que hasta que no acaben las negociaciones internas en el Consell entre PSPV, Compromís y Unides Podem con el primer nivel como las secretarías autonómicas, no se podrá ver el puzzle completo que quedará en el escalafón municipal. 


Noticias relacionadas

next
x