piden al estado más plazo para ejecutar las ifs

Elche plantea otra modificación presupuestaria si el Estado no permite destinar más remanente a ayudas

30/04/2020 - 

ELCHE. El próximo mes de mayo, cuando pasen los 15 días desde la aprobación en el pleno de las ayudas sociales y empresariales del plan Reactiva't Elx, se publicará en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) el articulado sobre estas subvenciones destinadas a amortiguar el parón económico del pequeño comercio. A la espera de ver cómo funciona, el bipartito ya se plantea la posibilidad de ejecutar otra modificación presupuestaria en el caso de que haga falta para otro pack de subvenciones para el sector o ayudas sociales. Aunque ahora que hay un plan de desescalada con fases, puede que la demanda de estas cuantías se relaje. O no. Se irá viendo sobre el camino. 

En cualquier caso, en un principio, según indicaciones ministeriales, Hacienda permitirá a los Consistorios con superávit, como es el caso del ilicitano, invertir el 20% de su remanente de tesorería del pasado ejercicio en gasto social. En Elche el ejercicio de 2019 arrojó un resultado de 10,9 millones de euros, por lo que ese 20% estaría en torno a los dos millones para ayudas sociales, ya que en un principio, este remanente no se puede destinar a cuestiones económicas para compañías.

Supondría pasar más tijera por las cuentas actuales

Sin embargo, dada la excepcionalidad de la situación, el bipartito se plantea poder hacer otra modificación presupuestaria para generar nuevas líneas de subvenciones en el caso de que ese límite para gasto social se quedara en el 20%. Con todo, son solo hipótesis, puesto que aún están a la espera de que Hacienda se pronuncie sobre si se puede destinar un mayor volumen de remanente a ayudas por la pandemia. También si se podrían utilizar para ámbito económico como el programa Reactiva't Elx, y no solo gasto social.

 Así pues, desde Gestión Tributaria ya tienen en mente una posible nueva modificación de las cuentas, de la que tendrían que tener que pasar la tijera de nuevo con las partidas actuales para hacer un esfuerzo, como se ha hecho con los 5,4 millones de euros del plan de rescate municipal. Todo en un contexto en el que el departamento espera que los ingresos se reduzcan a final de año después de aprobar exenciones de tasas o reducirlas a la mitad, como pasa por ejemplo con la de terrazas y mercadillos. Aunque cuenta con una liquidez en los bancos de 33 millones para hacer frente a los gastos corrientes.

Por último, la edil del área Patricia Macià espera que el ministerio también relaje los tiempos para poder ejecutar las Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS) que quedan de este curso y cuya licitación está paralizada, así como para poder consignar las nuevas que surjan con el remanente de 2019. Es decir, que se pueda exceder el 31 de diciembre para aprobar los pliegos, que es la condición para no tener que destinar ese superávit del año pasado a amortizar deuda con entidades bancarias. 

Noticias relacionadas

next
x