X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

la multinacional canadiense completa la operación de compra

Canopy Growth toma el control de la firma alicantina de marihuana medicinal Cafina

10/05/2019 - 

ALICANTE. Canopy Growth, el gigante canadiense de la marihuana legal, ya es legalmente dueño de la firma alicantina Cafina (Cáñamo y Fibras Naturales), dedicada al cultivo de cannabis sativa con fines medicinales y propietaria de una de las escasísimas licencias (en realidad, solo hay tres) que existen en España otorgadas por el Ministerio de Sanidad para investigar la marihuana con fines médicos. Como adelantó Alicante Plaza el pasado 16 de abril, el gigante canadiense decidió comprar la empresa alicantina, radicada en Catral y vinculada al Parque Científico de la UA (PCA), para convertirla en su filial en España y dirigir desde aquí su estrategia de expansión europea.

En realidad, la firma alicantina apenas cuenta con superficie cultivada, unos 150 metros cuadrados en la localidad de la Vega Baja alicantina: una cifra muy lejos de las magnitudes que maneja Canopy Growth. Pero tiene algo mucho más importante para la multinacional, la preciada licencia de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) para cultivar cannabis sativa con fines de investigación. En un producto, la marihuana, afectado por legislaciones tan diversas como países existen, la licencia de Cafina es toda una garantía para la multinacional canadiense, que podrá entrar en Europa desde Alicante.

Tras formalizar la operación de compra, los nuevos dueños han relevado al equipo fundacional de la empresa: el presidente de la asociación agraria Asaja Alicante, Eladio Aniorte, el exalcalde de Benejúzar y ex síndico general del Juzgado de Aguas de Orihuela Joaquín Parra, y el militante del PP oriolano  Fernando Gómez Lorente, que ejercían como administradores solidarios. A partir de ahora, la dirección operativa de la firma queda en manos de Xavier Martínez Delas, consejero delegado de la empresa en los últimos tiempos, y los dueños canadienses han apoderado a varios ejecutivos de su país de origen para que puedan representar a la empresa en España: entre ellos, el vicepresidente de Canopy Growth, David Pryce, o el director de su filial en Alemania, Tejinder Virk, tal como recoge el Boletín Oficial del Registro Mercantil de este jueves.

La compra de Cafina tiene por objetivo expandir la capacidad de producción europea de Canopy Growth, complementando así los invernaderos que ya están en su poder en Dinamarca y Alemania. La autorización del Ministerio de Sanidad permite a la empresa alicantina cultivar, distribuir y exportar cannabis con propósitos terapéuticos y médicos. El cannabis de Cafina cuenta con más de un 0,2% de THC (tetrahidrocannabinol), el componente psicoactivo principal de la marihuana. Y si bien su capacidad de producción es en estos momentos apenas testimonial, la idea de los nuevos dueños es llevar a cabo una importante inversión en nuevos invernaderos.

Canopy Growth está considerada el mayor productor legal de marihuana del mundo, y tiene previsto expandirse dentro del mercado español tras la adquisición. El pasado agosto, Constellation Brands, propietario de la cerveza 'Corona' en Estados Unidos, cerró un acuerdo para invertir 5.000 millones de dólares canadienses (3.314 millones de euros) para elevar al 38% su participación en el productor de marihuana canadiense.

Noticias relacionadas

next