Hoy es 18 de julio

el promotor ha reducido la superficie de impacto

El Gobierno valida la planta de Everwood Capital en la Vega Baja, reducida y con más 100 condiciones

20/12/2023 - 

ORIHUELA. La macroplanta que Enerwood Capital había proyectado en tres municipios de la Vega Baja tiene vía libre del Gobierno central, pero con muchos condicionanentes. Además, el promotor ha reducido casi a la mitad la superficie de afección, que era de más de 300 hectáreas (más de 300.000 metros cuadrados), y ahora pasa a 187 hectáreas. El proyecto debe obtener ahora el visto bueno previo de la Generalitat Valenciana para poder iniciar las obras y, además, cumplir con los más de 100 condicionantes que le ha impuesto el Ministerio de Transición Ecológica. No en vano, la planta pasa cerca del canal del Tajo-Segura, está en terrenos considerados zona inundable, tendrá un importante impacto visual y está ubicada cerca de los parques naturales de Sierra Escalona y de las Lagunas de Torrevieja y La Mata. 

El promotor ha tenido que reducir la superficie especialmente en la zona norte, la que ocupaban terrenos pertenecientes a Almoradí y Algorfa. Este último municipio no realizó alegaciones, pero sí lo hizo Almoradí, señalando que el proyecto ocupaba "suelos de alta capacidad agrícola", así como en San Miguel de Salinas, donde se ha tenido que reducir por el mismo motivo. Así, finalmente, en el término municipal de Almoradí, la ocupación de la planta sufrirá el mayor recorte, quedando el porcentaje máximo de ocupación de suelos de alta capacidad por debajo del 3%. Los apuntes realizados por la Confederación Hidrográfica del Segura también han ocasionado que baje la ambición del proyecto, ya que se encuentra en una zona inundable y, pese a que el promotor ha optado por el soterramiento de la conexión entre los dos núcleos en los que se instalarán las placas solares, la CHS considera que el proyecto afecta a la recarga de acuíferos cercanos. 

Son muchas las zonas protegidas que lindan con esta instalación. Por un lado, se encuentra a 3,5 kilómetros del Parque Natural de las Lagunas de La Mata-Torrevieja, a 1950 metros del Embalse de La Pedrera y a  3,3 kilómetros del Río Segura, por lo que sorprende el visto bueno del Ministerio teniendo en cuenta que en los últimos meses se han tumbado una decena de plantas mucho menos ambicionas por estar cerca de estos parajes.

Y es que, la instalación, dividida en dos núcleos de paneles fotovoltaicos, cuenta con una línea de evacuación soterrada que conecta eambas instalaciones de más de 6 kilómetros, mientras que la linea de evacuación desde la planta hasta la subestación elevadodora (SET) es de 3,2 kilómetros. A esto se suma una línea aérea de evacuación hasta la subestación colectora de Rojales de 290 metros, con especial impacto ambiental entre las aves.

Las modificaciones del proyecto tras las 24 alegaciones presentadas le han permitido que el Ministerio le de via libre, por el momento. Entre las más importantes destaca la reducción del vallado para reducir la afección a la flora y la fauna protegidas. Los datos recogidos en el informe son alarmantes: En la Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) de las Lagunas de La Mata y Torrevieja, se señala que es la "zona de nidificación de la gaviota de Audouin (Larus audouinii), con el 72,9 % de la población reproductora de la Comunidad Valenciana, y de gaviota picofina (Larus genei). Este espacio se sitúa a menos de 4 km de las instalaciones norte y sur de la PSFV, así como de la línea de evacuación soterrada de 30 kV, de la SE colectora Rojales y de la línea aérea a 220 kV". sin embargo, el promotor señala que "no afecta a la delimitación de las áreas de amortiguación" del parque. 

Entre las medidas correctoras llevadas ya a cabo para evitar esa afección destaca que "para disminuir el efecto barrera y permitir el paso de fauna, el vallado perimetral se ejecutará dejando un espacio libre desde el suelo de 20 cm y con malla cinegética, y carecerá de elementos cortantes o punzantes como alambres de espino o similar. Entre las medidas preventivas, están la instalación de postes de madera de unos 8-10 metros de altura, cada 200 m de vallado, por la parte externa del vallado, para el perchado o posado de las rapaces, y la disposición en todos los vanos del cerramiento de un número suficiente de balizas para evitar la colisión de aves, murciélagos y otros grupos de fauna".

Se trata además de una zona con amplias vías de comunicación y cercana a núcleos poblacionales. Para reducir el impacto ambiental, el promotor señala que "pretende emplear especies vegetales existentes en las inmediaciones del proyecto" y que a lo largo de la planta realizará "franjas de integración con vegetación (se ha escogido el limonero porque las parcelas en las que se pretenden situar los módulos solares están cultivadas con esta especie), así como la plantación de especies de porte arbustivo y de porte arbóreo". Sin embargo, al tratarse toda la Vega Baja de una extensa llanura, no servirá para ocultar la planta al completo.

A todas estas remodelaciones ya realizadas tras las alegaciones se suma el centenar de condiciones que deberá cumplir la ejecución del proyecto para salvar aún más todas estas cuestiones. Las más extensas son relativas a cuestiones relacionadas con el agua (23 condicionantes), a la fauna (19) y al patrimonio cultural existente en los alrededores (17). La Generalitat Valenciana tendrá la última palabra. Las condiciones, sin emabrgo, no pasan solo durante la obra para la instalación del proyecto, sino que se darán durante toda la vida útil de la planta, ya que el Ministerio establece. 

En toda la fase de obra, se elaborarán informes mensuales o trimestrales que registrarán la progresión de las diferentes unidades de trabajo ejecutadas, las medidas de prevención, corrección y complementarias implementadas, y cualquier incidencia ambiental que haya surgido. Asimismo, se considera la posibilidad de generar informes extraordinarios para abordar impactos no previstos y reportes específicos si así lo exige la declaración de impacto ambiental.

Durante toda la vida últil de la planta, por ejemplo, señala que "se comparará si el proyecto origina un descenso de la riqueza de especies y de la abundancia de ejemplares de cada especie". 

Además, "se comunicará al organismo competente de la Generalitat Valenciana cualquier muerte de aves, quirópteros, mamíferos, u otras especies de fauna vertebrada, indicando la especie afectada. Ante episodios repetidos de especies silvestres, especialmente avifauna u otras especies de fauna protegida, cuya causa pueda estar relacionada con las infraestructuras proyectadas, el promotor estará obligado a adoptar cuantas medidas correctoras resulten precisas para evitar o minimizar dichos impactos o aquellas medidas que se le indique por parte de la autoridad ambiental competente".

Noticias relacionadas

next
x