Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Es el proyecto de CarLota Beviá durÁ

Solivagals: hacia un sello para que las mujeres que viajan solas puedan hacerlo seguras

21/09/2020 - 

ALICANTE. Solivagals es un proyecto enfocado a mujeres que viajan solas. Nace con el objetivo de desarrollar un sello de seguridad para todos aquellos establecimientos que conforman la oferta turística de una ciudad. Asimismo, está enfocada a firmas que deseen proporcionar un servicio basado en la transparencia y en la toma de acción necesaria contra el acoso callejero y la violencia de género. La idea es de Carlota Beviá Durá y, recientemente, ganó uno de los Premios Nuevas Ideas Empresariales de Fundeun. Fue el mejor proyecto relacionado con las Humanidades, con una dotación de 1.500 euros. El premio Fundeun supondrá el comienzo de su página web, donde comenzará a escribir artículos sobre establecimientos, países y mujeres que están impulsando el motor del cambio.

Entre sus objetivos con este proyecto, están, "principalmente, ser la voz del cambio en el sector turístico, con respecto al desarrollo de viajes en solitario femeninos menos románticos (colocados en un altar) y más eficientes, donde prime la seguridad y el respaldo de miles de establecimientos que luchen por el cambio". Y es que, recalca la creadora de Solivagals, "no es posible" que las mujeres directivas que viajan, tengan que contratar seguros a parte porque los hoteles no se hacen cargo de posibles violaciones de privacidad, acosos sexuales, abusos o impertinencias por parte del género masculino, se necesita tomar acción antes que vender una nueva tendencia turística.

Cómo empezó

La idea de este proyecto nace mientras Beviá estudiaba en Edimburgo. "Una experiencia maravillosa gracias al programa de Erasmus+ ofrecido por la Universidad de Alicante. El año que estuve allí, no solo me sirvió para crecer como persona, sino para plantearme una  gran variedad de cosas a nivel profesional, entre ellas, las ganas que tenía de poder desarrollar un proyecto de empresa propio". Y qué mejor manera, pensó, que ponerlo en práctica a través del Trabajo de Fin de Grado (TFG).

Al principio, Solivagals nace como una idea de dar tips y consejos a mujeres que viajan solas (ya que Beviá iba sola a todas partes en Edimburgo). Después fue tomando forma de manera que se pudieran aplicar protocolos para que las empresas tomasen partido en la consecución de un viaje seguro y de calidad.

De este modo, comenzó a darse cuenta de que la aplicación de normas, protocolos y líneas de actuación se deben desarrollar a partir de los problemas que presente un destino o un establecimiento concreto, depende del área dónde esté localizado y su grado de implicación con respecto a la inclusión de género.

Alicante: plan para comenzar

A Beviá no le importaría su proyecto comenzar por la ciudad que le ha brindado esta oportunidad: Alicante. "Me considero una persona con grandes aspiraciones, pero aún así, creo firmemente que el desarrollo de ciudades más pequeñas, es clave para que las ciudades grandes tomen ejemplo, aprecien el talento de los profesionales del sector y se adhieran al programa", afirma la creadora.

¿Cómo lograr más seguridad para mujeres que viajan solas? Para Carlota Beviá Durá, "los establecimientos poseen más poder del que creemos. Los que estudiamos en el sector nos instauramos en la idea de que toda la industria se basa en la creación de nuevas tendencias y nichos de mercado, y en capturar el público objetivo correspondiente. Pero la realidad es que, hay públicos objetivos que se enfrentan a mayores retos, y los establecimientos deben estar preparados para ser más inclusivos, respetuosos, diversificados y promocionar un lugar seguro" para todas las personas.

Un largo camino para la igualdad real

Sobre la sensibilización en torno a este asunto, Beviá considera que sí que la hay, pero en parte. "Los profesionales del sector están, bajo mi punto de vista, muy enfocados en el desarrollo de prácticas que favorezcan la ética de la empresa y dar una buena imagen, pero hay poca transparencia sobre los casos de acoso sexual en las diferentes compañías del sector". Aquí apunta a qué casos hay, cómo se han resuelto, y cuáles son las prácticas para detener el problema. Y esto es, según la creadora de la iniciativa, lo que debería valorarse a la hora de optar por un alojamiento, restaurante u otros establecimientos turísticos. 

De igual forma, Beviá piensa que la sociedad está sensibilizada "según en qué". "Nos fijamos en los logros de una empresa con respecto al fomento de igualdad de oportunidades, las acciones que realiza contra la brecha de género o la celebración del día de la mujer, lo cual veo estupendo, que no se me malinterprete, se ha logrado muchísimo en los últimos años. Pero, no hay igualdad sin poner freno al acoso que se sufre en las oficinas, a la discriminación por el tipo de vestimenta que llevan las mujeres con respecto a los hombres, a permitir ciertas conductas de clientes con respecto a trabajadoras del local, a la sexualización de puestos de trabajo...". Es un largo camino, pero son asuntos por los que se debe luchar poco a poco, porque sin esta sensibilización, cada vez la seguridad está más lejos.

Falta de visibilidad

Según Bevía, existe "tan poca sensibilización con el hecho de que la mujer ha logrado un nivel de poder inimaginable en los últimos años", que sigue habiendo demasiados prejuicios a la hora de invertir en una empresa creada por mujeres o en contratar a mujeres muy talentosas del sector. "Las mujeres suelen ocupar los puestos más bajos en las organizaciones turísticas, y no hago referencia a que sean poco dignos y nada necesarios, más bien al contrario, pero se tratan como tales". 

Y es que, la creadora de Solivagals lo tiene claro. "Se necesitan más mujeres en puestos directivos, más proyectos innovadores con mujeres y dar la oportunidad de que sean el motor del cambio, pues la perspectiva de una mujer es única a la hora de lograr impulsar políticas reales de igualdad".

Noticias relacionadas

next
x