Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Plantean modificaciones fiscales que no están a debate o que no se pueden cambiar

La rebaja fiscal que plantea el PP en Elche quedará en agua de borrajas: no 'toca' en este pleno y el bipartito la rechaza

24/10/2020 - 

ELCHE. Esta semana el Partido Popular presentaba una propuesta de rebaja fiscal en distintos ámbitos, tanto tasas como impuestos, que iban desde bonificaciones del IBI para el próximo pleno. Sin embargo, la misma no llegará a buen puerto. En primer lugar porque el bipartito no está por la labor de rebajar los impuestos —a lo que los populares responden que sí hay margen— ante la merma de ingresos que se calcula para este año, y teniendo en cuenta que se seguirán pidiendo ayudas por la pandemia el próximo año. Y por la otra parte, porque se han presentado rebajas a tasas e impuestos que no se tratarán en el próximo pleno, ya que el PP ha presentado una batería de propuestas que exceden las rebaja de tasas y precios públicos anunciados a principios de mes.

Propuestas fuera de tiempo

Fuentes municipales explican que se presentó el documento diez días antes del pleno, pero después de que se convocara la comisión de Hacienda para la sesión plenaria, el 14 de octubre. En cualquier caso, apuntan que el Secretario municipal avala que está mal hecho, por lo que no procede la presentación dado que se van a tratar solo siete tasas concretas. La fórmula, apuntan, debería haber sido la de una moción de cara a los próximos presupuestos, aunque dado que plantean cuestiones sobre los impuestos —que tampoco se van a abordar—, en noviembre no llegaría para aprobar de cara a 2021. 

Bonificaciones del IBI para grandes edificios o que no se pueden aplicar

Con todo, esta es la cuestión de forma. La cuestión de fondo de las distintas medidas propuestas por el grupo de Pablo Ruz, que defendió para "estimular la economía de familias y empresas y la justicia social" es que algunas de sus enmiendas no las aprobará el bipartito, y otras no se pueden tocar. Por ejemplo, sobre la rebaja del IBI para familias numerosas que plantearon además de aumentar el valor catastral para que puedan entrar más personas, sería para familias de 5 o más y aumentar el techo de 110.000 a 130.000 euros el valor catastral de la vivienda. Un valor distinto al del precio de la casa. Esos valores son de grandes casas del centro, en avenidas como Albeniz, Corredora o Bisbe Tormo, o chalets de pedanías como Valverde, Algoda, Algorós o Las Bayas. Desde Gestión Tributaria defienden que las 1036 casas con esos requisitos no necesitan estas bonificaciones. 

En cualquier caso, la edil Patricia Macià incide en que "no se pueden enmendar expedientes que no van a pleno", ya que no se van a llevar a la sesión plenaria ni el IBI, ni el impuesto de vehículos, ni la tasa de basuras, "porque no los vamos a modificar, por o que no pueden modificar un documento que no va al pleno". Son algunas de las cuestiones que también plantea el PP dentro de su pack de rebaja fiscal. 

A ese respecto, también sobre el IBI, pedían bonificar a los pensionistas, aunque según Macià, el artículo 9 de la Ley de Haciendas Locales establece que “no se pueden reconocer otros beneficios en los tributos”, por lo que defiende que la aplicación o exención de este impuesto supondría infringir la ley, "dadoq ue el IBI es un impuesto de carácter general para toda España", y matiza que lo que hace el Ejecutivo local con los recibos de este impuesto es diferente, "porque es una subvención, no es lo mismo". 

También indica que las bonificaciones a los establecimientos comerciales que han perdido el 70% de ingresos no se puede ejecutar dado que el IBI se aplica a los inmuebles, no dependiendo de la gente que los habita y sus ingresos, sino únicamente al valor catastral de la casa o local. 

Incompatibilidades en otros impuestos de recaudación obligatoria

Por otra parte, sobre la "bonificación del 30% para vehículos de autónomos afectados por pandemia" planteada, explica que tampoco se puede aplicar dado que no se puede singularizar a los vehículos de determinada madera. Es otro impuesto general y su bonificación viene marcada por la ley, se puede hacer con el tipo de vehículo, híbrido, eléctrico o histórico por ejemplo, pero no se puede salir de ahí. Sobre la reducción de la tasa de residuos sólidos urbanos que plantean de hasta un 80% por afectados de obras de infraestructuras o del 50% para quienes han tenido una bajada de facturación, tampoco se puede bajar, y añade la edil que "es obligatoria, da igual que no generes basura, hay que cobrarla". 

En cuanto a la bonificación al Mercado San José los técnicos esgrimen que no reúne las características, y sobre la rebaja del 30% de la tasa por estacionamiento de vehículos de tracción mecánica en la vía pública y del 30% para la tasa por utilizaciones privativas o aprovechamientos especiales por entrada de vehículos a través de aceras, añaden que la tasa de vados ya se modificó en 2019 y que los vehículos ya tienen previstas sus zonas de carga y descarga. Sobre la bajada del precio del autobús, apuntan los técnicos del departamento que tampoco es una ordenanza fiscal. 

Así que el bipartito rechaza estas propuestas tanto por el fondo, como por la forma, porque no estas no son motivo de debate ahora, y consideran que si el PP hubiera presentado alegaciones durante el periodo de exposición pública, "solo podrían alegar contra las ordenanzas que hemos modificado, no las que ellos quieran y ellos votaron por unanimidad las modificaciones de las tasas", zanja Macià. En cualquier caso, a buen seguro será una de las cuestiones candentes en el próximo pleno junto a la reprobación del alcalde por la sentencia de transparencia que ha condenado al Consistorio.

Noticias relacionadas

next
x