X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

los contrarios recogen firmas para frenar el proyecto, aunque la generalitat avanza el plan

La planta de Dolores: la oposición va en contra y el Consell coloca un punto para resolver dudas

8/12/2018 - 

DOLORES. La planta de transferencia de Dolores, la primera que el Consorcio Vega Baja Sostenible pondrá en marcha para intentar paliar el problema de la gestión de residuos en la comarca del Bajo Segura, sigue avanzando en los plazos para verla en funcionamiento, según esperan desde el Consell, en 2019. 

Este plan no contenta a todos y es que, la oposición local de Dolores, en bloque, se opone a que esta planta se erija en el municipio, esgrimiendo posibles problemas medioambientales. De hecho, están recogiendo firmas para frenar la construcción de la planta de transferencia en una parcela en un polígono del municipio. No obstante, días después del comienzo de esta iniciativa, precisamente el Consell ha colocado un punto informativo en el municipio durante un mes. Allí, una persona experta en medio ambiente actuará como "educador" para resolver dudas a quienes residen en Dolores, en especial sobre los pormenores medioambientales del proyecto

La oposición del Ayuntamiento de Dolores, el Partido Popular, Renovación y Ciudadanos, han iniciado su campaña de recogida de firmas contra el proyecto porque, asegura, "va en contra de los intereses de los vecinos de Dolores". En este sentido argumentan que ninguna localidad de la comarca ha querido tener en su suelo este plan, excepto el de Dolores. 

Los tres partidos de la oposición denuncian la falta de transparencia y de información veraz que, dicen, el alcalde socialista, Joaquín Hernández, ha mostrado respecto a este asunto durante los plenos celebrados, "Nunca sabía nada y de un día para otro y sin contar con el plenario ha presentado, de forma oficial, el proyecto de la planta". Creen que ni la situación geográfica es la más idónea, ni el polígono industrial el más cercano a los accesos a la autovía para facilitar el acceso de los vehículos que trasladarán los residuos de trece localidades de la comarca. 

Pasos adelante

Por su parte, el Consell, desde este viernes ha puesto, a disposición de los vecinos de Dolores, un experto en medio ambiente para explicar e informar sobre la planta de transferencia de residuos. El objetivo es aclarar las dudas de quienes residen en Dolores en cualquier materia, sobre todo la medioambiental, que conllevará la planta en su municipio. 

Ya se han realizado, desde hace meses, visitas a la planta situada en Sagunto, de la que pretenden hacer una instalación "gemela" , así como la de tratamiento de Algimia de Alfara. Ahora quieren difundir qué tipos de ventajas conllevará esta construcción y ellos ponen el foco en los beneficios económicos y de empleo. 

Así, varios de los puntos que ya se conocen son que en cuanto a empleo: Dolores acogerá una de las instalaciones que dará empleo a 18 personas. Los puestos, ya concretados, son diversos. Para las labores de la nueva planta requerirán a una persona para la jefatura, dos puestos para administración, una persona que cubra la labor de oficial en electromecánica, siete peones y otras siete personas conductoras.

Por otra parte, los cálculos técnicos sobre el  impacto económico que creará la planta son,según calculan desde el consorcio de residuos para la Vega Baja, de 1.145.029,25 eurospara el municipio dolorense.

Primera Junta General de Vaersa

Por otra parte, el Consorcio Vega Baja Sostenible ha participado esta semana en la primera reunión que la empresa pública Vaersa ha realizado con su junta de accionistas. La entidad comarcal adquirió una de las acciones de la empresa pública, dependiente de la Generalitat Valenciana, con el objetivo de trabajar y seguir avanzando en los proyectos futuros para la Vega Baja, como es el caso de la planta de transferencia.La Generalitat es quien realiza las encomiendas de gestión que la empresa ejecuta. 

Con la presencia del Consorcio Vega Baja Sostenible en el consejo de administración de Vaersa se realizarán las encomiendas de gestión necesarias para avanzar en la construcción y puesta en marcha de las plantas para la comarca, según mantienen el presidente del Consorcio, Manuel Pineda. Pineda ha sido nombrado también representante de los consorcios que han adquirido una acción en la empresa pública como son Villena, Medio Vinalopó y Vega Baja.

El ecoparque móvil empezará a circular el día 10 de diciembre y dará servicio a los 27 municipios de la comarca. Este es el primero de la red de ecoparques fijos y móviles que tendrá el Consorcio. 

Noticias relacionadas

next