X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

recién adquirida por el 'family office' de los fundadores de goldcar

Garrigues, principal candidato para convertirse en el nuevo inquilino de la sede de Bankia

1/12/2018 - 

ALICANTE. Todo apunta a que el edificio donde Bankia tenía su dirección territorial en Alicante y que acaba de ser adquirido por Aligrupo, el family office de los empresarios alicantinos Juan y Pedro Alcaraz (fundadores de Goldcar), seguirá destinándose a oficinas, tal como adelantó Alicante Plaza este viernes. Y, de hecho, es muy probable que el nombre del inquilino del inmueble esté ya decidido. Según fuentes próximas a la operación, si nada se tuerce el próximo inquilino del edificio, en plena Explanada de España de la capital alicantina, será el despacho de abogados Garrigues.

Este despacho, con presencia en la capital alicantina desde finales de la década de los ochenta y especializado en la asesoría a empresas familiares (en materia de derecho tributario, mercantil, procesal y de la propiedad industrial e intelectual) tiene su actual despacho a solo unos metros, en la calle San Fernando, a la que el edificio que acaban de adquirir los Alcaraz también tiene fachada. De hecho, el acceso principal a las plantas superiores del inmueble se realiza por esta vía. No obstante, el inmueble que en la actualidad ocupa Garrigues se ha quedado pequeño, y el despacho viene buscando otra sede desde hace tiempo.


Según ha podido confirmar Alicante Plaza, Garrigues fue uno de los interesados que visitó el edificio en venta durante el periodo de ofertas, aunque no tanto para pujar por él como para ir de la mano de un inversor para luego convertirse en su inquilino. Una operación que, según las citadas fuentes, es la que parece que finalmente se ha llevado a cabo. De esta forma, los Alcaraz tendrían asegurada la renta de su nuevo activo desde el primer día y el bufete consigue un inmueble más espacioso a donde trasladar a sus 70 empleados en Alicante.

Juan Antonio Pacheco (dcha), de Garrigues, con el presidente de Aefa, Francisco Gómez, en una imagen de archivo

Así las cosas, y tal como ha venido apuntando este diario desde que desveló en exclusiva el proceso de venta del inmueble el pasado mes de octubre, todo indica que el inmueble en el número 24 de la Explanada seguirá destinándose a oficinas, como ha sucedido en los últimos años. La posibilidad de un hotel, alentada por algunos interesados, decayó rápidamente al comprobar que la rentabilidad que ofrecía la inversión era mínima, por el tamaño del edificio de solo cuatro plantas. Eso sí, su ubicación privilegiada abría las puertas a una eventual intervención para volver a convertir el inmueble en viviendas y destinarlos a apartamentos turísticos. Finalmente, esta opción parece también descartada, al menos de momento.

De confirmarse este extremo, los Alcaraz cambiarán de estrategia inversora en este caso, puesto que los grandes edificios que han adquirido en los últimos años (sobre todo, en Madrid) se van a destinar a uso residencial. No obstante, los empresarios alicantinos saben lo que es ser 'caseros' de oficinas a través de la socimi Trajano Iberia, de la que poseen un 10,55% (Juan Alcaraz es su vicepresidente), aunque ahora está en pleno sondeo del mercado para encontrar un comprador. El alquiler por plantas del edificio (es posible que Garrigues no lo necesite todo) ofrecería una rentabilidad instantánea frente a la inversión requerida para un cambio de uso.

Noticias relacionadas

next