X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 22 de septiembre y se habla de documental benidorm Turismo uepal CEV juanjo sellés

gp singapur - Fórmula 1

El trazado urbano de Marina Bay alimenta las opciones de Ferrari y McLaren

13/09/2018 - 

MADRID (Europa Press). La espectacular competición nocturna y urbana del Gran Premio de Singapur, decimoquinta cita del Mundial de Fórmula 1, se presenta como una buena oportunidad para que Sebastian Vettel (Ferrari) estreche el cerco sobre Lewis Hamilton (Mercedes) y para que Fernando Alonso se pueda dar una pequeña alegría en el circuito menos malo para McLaren.

A falta de siete carreras para cerrar el campeonato, Hamilton ostenta su mejor ventaja de toda la temporada, 30 puntos sobre Vettel que le permiten afrontar con tranquilidad una de las peores carreras para Mercedes, según ha reconocido el máximo responsable del equipo germano, Toto Wolff.

El británico atraviesa un excepcional momento de forma que le ha permitido sumar 93 puntos sobre un máximo de 100 en las cuatro últimas pruebas. Igual que hizo en temporadas anteriores donde se acabó proclamando campeón, ha apretado el acelerador en la segunda mitad del Mundial poniendo rumbo al que sería su quinto entorchado.

El gran rendimiento de Hamilton le ha permitido neutralizar la teórica superioridad técnica en las últimas carreras de Ferrari, que no ha sabido rentabilizar su ventaja. Ya se han encendido las primeras alarmas en la 'Scuderia', que lleva desde 2007 sin saborear un título, una sequía muy extensa que amenaza con seguir.

Vettel y Hamilton son los pilotos más exitosos en la historia de Marina Bay, con un total de siete victorias entre los dos, y volverán a competir en la noche de Singapur con el recuerdo del año pasado, cuando Ferrari se 'suicidó' con un choque en la primera vuelta entre sus dos pilotos y Max Verstappen (Red Bull). Los tres vieron desde 'boxes' la victoria de Hamilton.

Sainz rozó el podio en 2017

Las 23 curvas del circuito singapurense también se presentan como una buena ocasión para Fernando Alonso, que llega con ganas de mejoría tras dos abandonos consecutivos en las carreras posteriores al parón veraniego, Bélgica e Italia.

El asturiano, quien ha anunciado que dentro de un mes desvelará su futuro, suma dos retiradas en los tres últimos años en Marina Bay, el trazado que él mismo estrenó victorioso en 2008 con su polémico triunfo con Renault.

Por su parte, Carlos Sainz (Renault) vuelve al lugar donde el año pasado, todavía con Toro Rosso, logró finalizar cuarto, el mejor resultado de su carrera en la Fórmula 1. El madrileño ocupa la duodécima posición del Mundial con 34 puntos, 10 menos que Fernando Alonso, undécimo.

Tras la lluvia que cayó el año pasado, el pronóstico del clima vaticina en esta ocasión cielos despejados para el fin de semana y, como es tradicional, calor con temperaturas en torno a 30 grados, así como una intensa humedad que convierte la cita en un enorme reto físico para los pilotos, que pueden llegar perder tres kilos de peso durante la carrera.

Noticias relacionadas

next