según un informe del ayuntamiento de finestrat

El ruido registrado en la urbanización Terra Marina excede del permitido desde que se liberó la AP-7

17/02/2021 - 

FINESTRAT. El Ayuntamiento de Fienestrat alegará ante el Ministerio de Fomento para pedir soluciones a los problemas de ruido que han constatado en algunos puntos de la urbanización Terra Marina. El Consistorio informó este martes a los representantes vecinales de esta zona para explicarles los resultados del ensayo acústico que se comprometieron a realizar. De este modo, anunciaron que en algunos espacios sí que se superaban los 65 db que es el límite que establece la normativa estatal como apto.

Según el alcalde de Finestrat, Juanfran Pérez Llorca, los problemas vienen desde que se liberalizó la AP-7, en enero de 2020. Las mediciones acústicas se realizaron entre el el 4 y el 11 de diciembre pasado. Como consecuencia, alertó de la posibilidad de que sea aún mayor cuando se recupere la movilidad que ahora se ha perdido por las restricciones de la pandemia. 

Además del primer edil, en este encuentro con los vecinos también estuvo presente el concejal de Obras y Proyectos, José Vicente Lloret y el Ingeniero técnico, José Ángel Llorca

A continuación, el alcalde informó que “desde que se liberalizó el tráfico en la autopista están sufriendo problemas muy serios de ruidos, sobre todo los que residen en las viviendas más próximas a la AP-7 que es la llamada R-5". Así, recordó que en su día escucharon sus peticiones y se comprometieron a realizar un estudio acústico para medir estos niveles de ruidos. Ahora, este documento les da la razón porque los niveles superan los 65db, que es el máximo permitido por la normativa de la Comunitat y del propio Ministerio para su red de carreteras. 

Como se decía, el Consistorio explicó que su solución pasa por que el Ministerio de Fomento subsane las deficiencias cuanto antes. Hay que tener en cuenta que los muestreos se realizaron en cuatro puntos distintos de la urbanización afectada, a diferentes horas de mañana y tarde. Por aquel entonces, la movilidad era más amplia que ahora, que está limitada a las ciudades de menos de 50.000 habitantes.

Por encima del objetivo de calidad acústica

Según las conclusiones de estos ensayos “para las posiciones y momentos de medición en algunos casos se superan 65db, niveles máximos admisibles recogidos en la normativa del Consell de planificación y gestión en materia de contaminación acústica” (Decreto 104/2006 de 14 de julio). Estos niveles superiores a 65db también están por encima del objetivo de calidad acústica para áreas urbanizadas que estableció el Ministerio de Fomento para su red de carreteras en su Plan de Acción contra el Ruido de julio de 2016.  

Además del estudio acústico, remitirán al Ministerio de Fomento las más de 200 firmas recogidas por los propios vecinos para reclamar medidas que disminuyan la contaminación acústica en las zonas afectadas.

Noticias relacionadas

next
x