Hoy es 22 de julio

MISMA SITUACIÓN QUE EN 2020

El PP se queda solo en el proyecto de presupuestos 2021: su socio y la oposición enmiendan la totalidad

27/10/2021 - 

ORIHUELA. Todo apunta a que volverá a repetirse, tanto en tiempo y forma, el mismo escenario que hace un año, cuando el PP de Orihuela se quedaba solo en un proyecto de presupuestos que llegaba como el de ahora, adentrado el otoño y sin apoyos. Sí puede haber una diferencia a grandes rasgos y es que el PP, ante la posición de todos los grupos municipales, retire el proyecto y no lo lleve a sesión plenaria, como sí hizo el año pasado. Un presupuesto asciende a 111 millones de euros con un préstamo de casi 28.

Y en esa tesitura se encuentra el partido mayoritario del gobierno oriolano. Una situación generada por el hecho de que todos los grupos de la oposición han presentado enmiendas a la totalidad y devolución a la alcaldía. Y entre ellos se encuentra la otra pata que conforma el equipo de gobierno, Ciudadanos.

Su portavoz y vicealcalde, José Aix, ya ha manifestado en distintos foros y espacios que no son un presupuestos consensuados y elaborados de forma conjunta, cuestión que rechazan frontalmente desde el otro ala del gobierno. También criticó que se enterara a través de la prensa y no se le invitara a la presentación ante los medios del proyecto de presupuestos. Esta serie de situaciones ahondaba en la brecha ya existente, antes si quiera de entrar al detalle de los presupuestos. Una vez valorados, el jueves 14 de octubre votaron en contra del proyecto de presupuestos.

Aix ha calificado estos presupuestos como de “unilaterales del PP”. Cs además rechaza la financiación externa –préstamo- incluida de casi 28 millones de euros destinado a inversiones. Lo describen como un “endeudamiento irresponsable”, además de indicar que sea falso que se puedan acometer todas las inversiones sujetas a ese crédito por falta de medios humanos y técnicos. Otra de las cuestiones que esgrimen es la falta de equidad en el reparto de los distintos núcleos urbanos de Orihuela: pedanías, costa y ciudad. También como el año pasado asegura que “llegan tarde”, a pocos meses de finalizar el año.

“De aquí al pleno se puede modificar, conjugando nuestras reivindicaciones, las del PP y por qué no, también las de la oposición” señalaba Aix hace unas semanas como muestra de su disposición para renegociarlos. Esa renegociación no ha llegado a ejecutarse por ninguna de las dos partes. Cs ha presentado una enmienda a la totalidad y devolución a la alcaldía justificado principalmente por “la ausencia de propuestas consensuadas” con la otra parte –su formación- del equipo de gobierno.

El grupo municipal socialista, que también ha presentado enmiendas a la totalidad y la devolución del proyecto ha avanzado que si finalmente llega a pleno, su voto será en contra. Su portavoz, Carolina Gracia, asegura que “una vez que analizamos el documento, decidimos registrar una única enmienda ya que en 2020 la intervención fue clara en sus informes, las partidas presupuestarias que han de soportar las enmiendas o alternativas propuestas ya están comprometidas y no son posibles de incluir en el proyecto, en este sentido, también a la oposición se nos reduce nuestra capacidad de trabajo y por eso hemos pedimos claramente que este proyecto se quede encima de la mesa”. Desde su postura, estos presupuestos no “aportan ni contemplan las necesidades sociales y económicas de Orihuela”.

Critican que siendo el proyecto de presupuestos más cuantioso de la historia de Orihuela “no entendemos cómo es posible que no incrementen las ayudas públicas sociales ni tan siquiera incluyan propuestas que salieron del Consejo Cívico”.

Desde Cambiemos Orihuela, su coportavoz, María Sandoval, tacha estos presupuestos de insuficientes y remarca que Orihuela los tiene prorrogados desde 2018 “a pesar de haber sufrido una Dana, el temporal Gloria y la pandemia”. Critican como el resto que estos presupuestos llegan tarde y se debería estar debatiendo los de 2022. Entre los argumentos que sustentan el rechazo de la formación se encuentra la “nula participación ciudadana”, por ser “los menos sociales” –Bascuñana empleó el adjetivo opuesto- y contemplar “inversiones sin proyecto”. Al igual que el PSOE, en primera instancia no se oponen frontalmente a solicitar el préstamo pero sí denuncian que no vayan acompañados de proyectos “definidos y coherentes con las necesidades de Orihuela”.

Ante este escenario, el PP contempla dos situaciones. O continuar con el proceso y llevar el proyecto de presupuestos a pleno para que en él se manifiesten todos los grupos o retirarlos directamente y centrarse en los de 2022.

 

Noticias relacionadas

next
x