X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

el pleno del gobierno valenciano autoriza la firma de la adenda 

El Consell asume el convenio sobre el suelo de Renfe y redobla la presión sobre el PP de Alicante

26/04/2019 - 

ALICANTE. El Consell traslada toda la presión al Gobierno del PP en el Ayuntamiento de Alicante en relación a la adenda al convenio de Avant sobre la llegada de las obras del AVE a Alicante y la reurbanización del suelo liberado de las vías. El pleno del Gobierno valenciano ha autorizado este viernes la suscripción de la adenda a ese convenio, aprobado por el consejo de ministros a finales de marzo, con el propósito de cubrir la deuda pendiente (unos 60 millones) de la ejecución de esas obras del nuevo acceso ferroviario a la ciudad.

Como viene informando Alicante Plaza, el Gobierno del PP que preside Luis Barcala anunció, tras conocer el contenido de dicha adenda, que no la aceptaría ni la firmaría en la medida en que, a su juicio, supone la renuncia a las inversiones comprometidas en el convenio original, como la ejecución de la variante de San Gabriel, al conexión ferroviaria con el aeropuerto, la construcción de la estación intermodal y por último la ejecución del proyecto del denominado Parque central en los terrenos de Renfe.    

En concreto, se trata del convenio sobre la Remodelación de la Red Arterial Ferroviaria de Alicante, por el que se creó la sociedad Avant, firmado en 2003 entre la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, el Ayuntamiento de Alicante y el Ministerio de Fomento, a través del ente Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif).

Fuentes oficiales han precisado a través de un comunicado que "este paso demuestra la apuesta del gobierno de la Generalitat por garantizar el futuro de la integración ferroviaria y urbanística de la ciudad". La adenda recoge "el compromiso de los socios de Avant, Alta Velocidad Alicante Nodo del Transporte, S.A, para dar continuidad a su actividad mediante el desarrollo de un plan financiero con aportaciones, a través de préstamos participativos u otras fórmulas de aportación que se acuerden, para la ejecución de las actuaciones urbanísticas necesarias para la venta de terrenos titularidad de Adif y Adif-Alta Velocidad".

De esta manera, la Generalitat se compromete a aportar unos 12,5 millones entre los años 2020 y 2029 para hacer posible la transformación urbanística de la zona ocupada hasta el momento por infraestructuras ferroviarias. Según el mismo comunicado, con ese acuerdo se demuestra "la implicación de la Generalitat en resolver las necesidades de la ciudad y de la provincia, ya que, hay que recordar que el Consell toma esa decisión después de haber cumplido íntegramente con las obligaciones asumidas en el convenio firmado el 2003 con la inversión de cerca de 50 millones de euros". 

En esta línea, el comunicado incide en que "con esta nueva adenda se establecen las condiciones y términos que deberán regir los compromisos económicos acordados para la consecución de los objetivos pactados, así como un nuevo calendario de las actuaciones que garanticen el impulso del desarrollo urbanístico en los suelos desafectados del uso ferroviario, mediante el Programa de Actuación 2019-2029". 

Según el Consell, con esa adenda al convenio original "se mantiene el compromiso de ejecutar el desarrollo integral del objeto del convenio de 2003 y de todas las actuaciones contempladas en el mismo ya que la firma de esta nueva adenda no supone ninguna renuncia a la ejecución de los compromisos", en contra del planteamiento que defiende el gobierno del Ayuntamiento de Alicante. 

El comunicado recuerda que el 7 de mayo de 2003 se firmó un convenio entre el Ministerio de Fomento y sus empresas públicas ferroviarias, la Generalitat y el Ayuntamiento de Alicante para remodelar la red arterial de Alicante a raíz de la llegada del alta velocidad a la ciudad. Debido al aumento de los costes y que la generación de recursos no se han producido como estaba previsto cuando se firmó el convenio, para cancelar la deuda existente en 2017 y facilitar la viabilidad de la sociedad y de sus objetivos, Avant ha propuesto transmitir sus activos derivados de la liberación del suelo ferroviario a Adif y Adif-alta velocidad para que fueran estas las que cancelaron la deuda.

De esta forma, "las actuaciones pendientes de ejecutar una vez revisadas y que se incluyen en esta adenda comprende la aprobación definitiva del Plan Especial de la Operación Integrada número 2 de Renfe del PGOU de Alicante de 2015". Así, según el Consell, el primero de los sectores posibilitará materializar el 97% de los 220.000 metros cuadrados del aprovechamiento previsto. El segundo de los sectores materializará el resto que es el ámbito de la infraestructura ferroviaria actual.

También se prevé en la modificación la convocatoria de un concurso internacional de ideas para el diseño del Parque; la redacción del proyecto de urbanización y la realización del programa de actuación integrada, así como la aprobación definitiva de la reparcelación, la ejecución de las obras de urbanización y la alienación de los suelos liberados por los titulares de los terrenos, que podrán encomendar su comercialización a Avant, según concluye el comunicado.

Noticias relacionadas

next
x