X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

contactos ante un posible consejo local

Compromís sondea al comercio y medita una alternativa propia para las aperturas en domingo 

11/07/2017 - 

ALICANTE. La posición dada a conocer por la Concejalía de Comercio sobre las aperturas en domingo, el pasado viernes, no agota el debate político sobre la cuestión en el Ayuntamiento de Alicante. El grupo municipal de Compromís, uno de los tres socios que conforma el equipo de Gobierno, está dispuesto a abrir esta semana su propia ronda de contactos entre los operadores del sector, y a estudiar las alegaciones que se han formulado respecto al modelo estacional decretado por la Conselleria de Economía, con el fin de meditar una propuesta alternativa propia.

El portavoz de los nacionalistas, Natxo Bellido, abundó este lunes en que se debe insistir en explorar la vía del acuerdo y que se tratará de buscar un sistema capaz de aglutinar a la mayor parte del sector. Si en ese proceso de consulta se constata una posibilidad de entendimiento en torno a un modelo propio, "estudiaremos si corresponde convocar un Consejo Local de Comercio para que se pueda votar". 

En principio, con la propuesta planteada por la Concejalía de Comercio que dirige la socialista Gloria Vara se habría descartado esa convocatoria, pese a que se venía barajando su posible celebración este mismo jueves, día 13, para fijar la posición de la ciudad frente a la regulación del Consell. El argumento que se facilitó fue que no había sido posible encontrar una postura compartida, por lo que se había acordado defender el pacto que sí se alcanzó en octubre de 2016 como alegaciones de Alicante al decreto del Consell.

Los nacionalistas apostarían por un modelo estacional no limitado estrictamente a los meses de la campaña estival

Ahora, el punto de partida con el que podría trabajar Compromís es el de la búsqueda de un modelo de regulación estacional -en la línea de la fórmula publicada por Economía- para tratar de compensar el efecto extensivo a toda la ciudad que provocó la sentencia favorable a Plaza Mar 2, Gran Vía y Puerta de Alicante. Ahora bien, la estacionalidad no tendría que limitarse estrictamente a los meses de verano, como prevé ahora la resolución del Consell, desde el 15 de junio al 15 de septiembre. Se podría llegar a un calendario más amplio de modo que se diese cabida a unos 25 festivos al año hábiles para el comercio. Como viene publicando Alicante Plaza, ya existe alguna propuesta en ese sentido, como la impulsada desde Facpyme, por ejemplo, a la que estaría tratando de sumar a los sindicatos.

En el caso de que Compromís llegase a cuajar un planteamiento propio y de que se convocase al órgano consultivo local, podría darse la circunstancia de que los tres socios del tripartito votasen en distinta dirección. Compromís y PSOE, que en el consejo local del pasado octubre votaron a favor de la ZGAT del Centro supeditada a una ampliación de plantillas y al respeto a la conciliación de los trabajadores, podrían dividir sus votos en defensa de sus respectivas posiciones (régimen estacional y respeto a la ZGAT anual del Centro). De hecho, ese distanciamiento ya habría quedado patente desde el pasado viernes, cuando la Concejalía Comercio anunció cual sería el sentido de las alegaciones del Ayuntamiento sin haber contado con la opinión de Compromís.

Entre tanto, Guanyar -el tercer pivote del tripartito- podría rechazar cualquier propuesta que se llegase a debatir, ya que siempre ha abogado por limitar la libertad de horarios comerciales a la fachada litoral: la que considera realmente asociada a una mayor afluencia de visitantes que pudiese justificarla. Guanyar fue, de hecho, la única formación política que respaldó explícitamente la manifestación convocada por CCOO el viernes contra las aperturas en domingo. Con todo, sus dirigentes habrían expuesto que podrían llegar a aceptar una regulación estacional "como mal menor", lo que no implica que fuesen a votar a favor.    

Noticias relacionadas

next