Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Turismo València compró dos trituradoras y destruyó miles de papeles tras perder el PP en 2015

Foto: EFE/Manuel Bruque

Un informe asegura que "desde la compra de las dos máquinas destructoras de papel se llevó a cabo una actividad intensa de triturado de documentación"

31/01/2018 - 

VALÈNCIA. El PP de Rita Barberá y Alfonso Grau compró, un mes antes de perder las elecciones municipales en mayo de 2015, dos máquinas trituradoras de papel para destruir facturas e información contable y fiscal de la fundación pública Turismo Valencia Convention Bureau (TVCB). Según consta en un informe enviado al juzgado que investiga el caso Taula firmado por el actual subdirector de TVCB, Joan Carles Cambrils, y al que ha tenido acceso Valencia Plaza, actualmente no se ha podido encontrar ningún tipo de información contable, ni de otro tipo, sobre el contrato de más de 600.000 euros con la empresa Laterne Product Council, empresa que presuntamente se utilizó como correa de transmisión en el ‘dopaje’ electoral del PP de Barberá.

Además, en el informe se especifica que las dos personas que ordenaron la destrucción de documentación, o su traslado, fueron el entonces director general de TVCB, José Salinas, y la que fuera subdirectora de Administración y actualmente adjunta a la subdirección, Loles Edo. Es más, preguntados ambos por Cambrils “todos ellos relación con esa empresa (LPC), o que no se les pidió participación, o dicen que no recuerdan. Que las órdenes de pago de esas facturas venían de parte del director general (José Salinas) o de la subdirectora de Administración (Edo). Que efectuaban los pagos cuando llegaban las facturas”.

Con respecto a la búsqueda de información sobre la relación de Laterne con Turismo Valencia, de la que este periódico informó en exclusiva al publicar que presuntamente se utilizaron fondos públicos de esta fundación para financiar las elecciones del año 2007 del PP de Barberá, la documentación aportada dice “hecha una búsqueda en los archivos por mi parte y por parte de la gerente de Civired (empresa informática encargada del mantenimiento de los sistemas), no se obtiene información alguna al respecto de Laterne ( con TBV), excepto en el sistema de contabilidad que incluye algunos apuntes”.

Correo en el que se autoriza la destrucción de documentos.

Destrucción documental

En cuanto a la destrucción de documentación, se realizó por dos vías “al menos”. La primer con las dos máquinas destructoras de papel, y la segunda mediante la contratación de la empresa Destrupack, que fue contratada para realizar sus servicios en julio de 2015, dos meses después de las elecciones.

Loles Edo le justificó al encargado del informe “que no había tenido tiempo suficiente para buscar en los archivos digitales, y que desconoce dónde puede estar la documentación física en relación a la empresa Laterne. Y preguntada por dónde se guarda la información y porqué no aparece afirma que no lo sabe. Preguntada sobre si se destruyó, no lo recuerda”. Eso sí, cuando se le pregunta sobre qué tipo de documentación fue a parar a las trituradoras dice que “tal vez fuera material promocional obsoleto”. Sin embargo, una oficial administrativa M. M. indicó que “para temas de destrucción de documentación recibía órdenes de Loles Edo”.

Traslado

Junto a los papeles desaparecidos, llama la atención que tres palets con documentación salieron de las oficinas de Turismo Valencia, y que su destrucción se ordenó en octubre de 2016 por encargo de la jefa de contabilidad, Eva García. El problema con esta documentación es que la que ha sobrevivido a la trituradora son extractos bancarios, procesos internos de compra, facturas etcétera, por lo que lo investigadores creen que la parte que falta podría ser la documentación relativa a LPC que falta.

 Preguntada por esto García aseguró que: “que ella no ordenó el traslado. Que dicha orden la dio o bien el propio Salinas o bien Loles Edo, que las órdenes de destrucción de documentación contable y fiscal la daban ellos aunque la orden de los palets la diera ella”.

  

Noticias relacionadas

next
x