X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

Seis meses después, 800.000 euros más

Los franjiverdes son el cuarto club que más ve aumentar su coste máximo de plantilla respecto al verano, siendo solo superados en este aspecto por el Extremadura, al que el traspaso de Enric Gallego le supone un incremento de 2.718.000 euros; el Tenerife con 1.300.000 euros de subida; y el Granada con 1.000.000.

9/02/2019 - 

ALICANTE. La Liga de Fútbol Profesional (LFP) ya ha actualizado en su portal de transparencia los límites salariales asignados a cada uno de los clubes de Primera y Segunda División A.

El Elche ha pasado en seis meses de tener 3.856.000 euros de coste máximo de plantilla autorizado a que este sea de 4.680.000, es decir, ha visto como se le incrementa en 824.000 euros. Lo anterior ha sido posible gracias a las inyecciones de capital (como adelantó Alicante Plaza en diciembre, José Sepulcre ya pactó con Javier Gómez, director general de la LFP, un incremento de 350.000 euros si acudía a la segunda ampliación y suscribía 1.200.000 euros en acciones), la reducción de deuda (en más de 3.000.000 con acreedores privilegiados desde el verano) y un incremento de ingresos (solo por venta de futbolistas, en los consabidos 4.000.0000 euros a que ascendía la cláusula de Sory Kaba).

No obstante ese aumento, los franjiverdes siguen a la cola, aunque ahora con el cuarto límite salarial más bajo de toda la LFP cuando en septiembre tenían el segundo. Además del Reus, hoy excluido de la competición y tras el cierre del mercado de fichajes de verano con el límite salarial más bajo (3.157.000 euros), ahora por detrás del club del Martínez Valero tenemos al Córdoba que sigue con los mismos 3.931.000 euros que hace seis meses y el Rayo Majadahonda al que se le ha incrementado en 211.000, por lo que ahora pasa a tener 4.257.000 euros de límite salarial. 

Los franjiverdes son el cuarto club que más ve aumentar su coste máximo de plantilla respecto al verano, siendo solo superados en este aspecto por el Extremadura, al que el traspaso de Enric Gallego le supone un incremento de 2.718.000 euros; el Tenerife con 1.300.000 euros de subida; y el Granada con 1.000.000. Justo por detrás del Elche, en lo que a variaciones positivas se refiere, queda el Nàstic que ve aumentar su límite salarial en 819.000 euros. 

Por el contrario, hay dos equipos que ven reducirse su coste máximo de plantilla autorizado: el Almería en 471.000 euros y el Oviedo en 80.000. Y son hasta siete los conjuntos que no experimentan variación: además del Reus y el Cordoba, tenemos a Numancia, Cádiz, Deportivo, Las Palmas y Málaga; estos tres últimos, el trío de recién descendidos, siguen al frente de la tabla de Segunda como tras el cierre de la ventana de fichajes de verano.

Clasificación actualizada:

1 - Málaga -> continúa con 25.245.000 euros

2 - Las Palmas -> mantiene los 19.284.000 euros

3 - Deportivo de La Coruña -> continúa con 18.513 euros

4 - Osasuna -> pasa de 11.118.000 a 11.453.000 euros, es decir se le amplía en 335.000 euros

5 - Sporting -> pasa de 10.917.000 a 11.368.000 euros, es decir ve ampliarse su límite salarial en 451.000 euros

6 - Granada -> se le incrementa en 1.000.000 euros pasando de 9.543.000 a 10.543.000

7 - Tenerife -> pasa de 8.372.000 a 9.672.000 euros, lo que implica un incremento de 1.300.000 euros

8 - Oviedo -> lo ve reducirse de los 8.020.000 a los 7.940.000 euros, se lo rebajan en 80.000 euros

9 - Cádiz -> continúa con 7.903.000 euros 

10 - Extremadura -> pasa de 5.155.000 a 7.873.000 euros, es decir, se dispara en 2.718.000 euros

11 - Mallorca -> 6.928.000 a 7.423.000 euros, se lo amplía en 495.000 euros

12 - Albacete -> sube de los 6.642.000 a los 6.888.000 euros, se incrementa en 246.000 euros

13 - Zaragoza -> pasa de 6.367.000 a 6.708.000 euros, es decir, ve como se le incrementa en 341.000 euros

14 - Almería -> pasa a tener 471.000 euros menos que en septiembre, es decir, de los 6.988.000 a 6.517.000 euros

15 - Nàstic -> 5.244.000 a 6.063.000, sube 819.000 euros

16 - Numancia -> sigue con los mismos 5.988.000 euros de principio de curso

17 - Lugo -> pasa de 5.114.000 a 5.606.000 euros, lo que implica un incremento de 492.000 euros

18 - Alcorcón -> experimenta una subida mínima de 72.000 euros, pasando de 5.087.000 a 5.159.000 euros de límite salarial

19 - Elche -> 3.856.000 a 4.680.000, se le ha incrementado en 824.000 euros

20 - Rayo Majadahonda -> en septiembre contaba con 4.046.000 euros de coste de plantilla autorizado y ahora este es de 4.257.000, se le ha incrementado en 211.000 euros

21 - Córdoba -> se mantiene con los mismos 3.931.000 euros

22 - Reus -> expulsados de la competición, su límite salarial en septiembre era de 3.157.000 euros

Seis bajas y ocho altas

Gracias a ese incremento del límite salarial en 824.000 euros, el Elche se ha convertido en uno de los grandes animadores del mercado, no solo en enero, también en febrero al perder a Sory Kaba por medio del pago de su cláusula en el último día de la ventana de fichajes, es decir, dentro de los últimos 15 días del mercado, lo que le ha permitido hacer una incorporación en febrero. 

En el mes de enero abandonaron la disciplina franjiverde Francis Uzoho, que regresó a un Deportivo que a continuación lo enviaba al fútbol chipriota; Ivan Zotko, cedido por los franjiverdes al Lleida; Redru, al que el Betis volvía a ceder pero al Racing de Santander; Chuca, que regresaba al Villarreal B; Provencio, que era cedido al Ibiza; y el citado Sory Kaba que este viernes debutaba en la Primera División francesa con el Dijon.

En cuanto a las llegadas, el Elche incorporó en enero a Nacho Gil, extremo cedido por el Valencia que llevaba desde septiembre trabajando a las órdenes de Pacheta; Dani Calvo, central cedido por el Numancia; el portero Edgar Badía, que rescindía previamente con el Reus; el mediocentro Karim Azamoum, en calidad de cedido por el Cádiz; el extremo Alfred Planas, también procedente del Reus; el delantero Carlos Castro, cedido por el Mallorca; y el central Jesús Olmo, que igualmente defendía la camiseta de Reus hasta poner fin a su relación contractual. A esas siete altas se unía ya en febrero el delantero Yacine Qasmi, procedente del Melilla.

Noticias relacionadas

next