Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

redobla su apuesta por el modelo de tienda eficiente

Mercadona invierte más de 60 millones en Alicante en 2020: cinco tiendas nuevas y nueve reformas

20/12/2020 - 

ALICANTE. La cadena valenciana de supermercados Mercadona ha redoblado en 2020 su inversión en la provincia de Alicante para seguir modernizando su red de tiendas y adaptarlas a su nuevo modelo eficiente. A pesar de la incidencia de la pandemia y del sobresfuerzo que han tenido que realizar las empresas de distribución alimentaria como sector esencial durante el confinamiento, la compañía ha invertido más de 60 millones de euros en la provincia este ejercicio, según las cifras facilitadas por la propia empresa.

En total, Mercadona finaliza el año con 14 nuevos supermercados operativos en Alicante, bien construidos desde cero o bien tras reformar tiendas antiguas. En concreto, la cadena valenciana ha construido cinco supermercados nuevos y ha reformado nueve. Las nuevas tiendas están en Orihuela y Torrevieja, que se inauguraron el pasado mes de junio; y en Alcoy, Elche y Novelda, abiertas hace unos días, el pasado 14 de diciembre.

Por otra parte, a lo largo del año Mercadona ha reformado 9 supermercados en la provincia: en La Nucía (una de las dos tiendas que tiene en la localidad), en Mutxamel (en la zona La Almajada, una de las dos del municipio), dos en Elche (en la avenida Cortes Valencianas y en la zona de la avenida de Novelda), otras dos en Alicante (en la Vía Parque frente a Montemar y en la avenida de Orihuela), en Albatera, en Xàbia (de forma que las dos tiendas de la localidad están ya adaptadas al nuevo modelo) y Dénia (la tienda de la avenida Miguel Hernández, de forma que dos de las tres tiendas de la capital de la Marina Alta ya son eficientes). 

La suma total de inversión entre tiendas nuevas y reformas ha sido de unos 60,1 millones de euros, y la cadena cuenta ya con 57 supermercados (de un total de 97) con este nuevo modelo. Además, con la ampliación del bloque logístico de San Isidro, donde se está construyendo una nueva nave de refrigerados, la inversión total de la compañía en la provincia se eleva por encima de los 72 millones de euros este año, según anunció en julio, en línea con la ejecutada en 2019.

La última tienda inaugurada en Elche, construida desde cero. Foto: AP

El nuevo modelo eficiente de Mercadona refuerza la excelencia en el servicio y optimiza el acto de compra de sus clientes, al tiempo que se consigue un importante ahorro energético con la consiguiente mejora de la sostenibilidad. En cuanto a las novedades para los clientes o jefes, destacan la charcutería con jamón al corte y envasado, la góndola central en la perfumería para cosmética especializada, el zumo de naranja recién exprimido, las especialidades de sushi, o las nuevas secciones Listo para Comer y Hot Deli, con amplio surtido de asados.

En cuanto a las mejoras en la sala de ventas, estas tiendas cuenta con una entrada con doble acristalado que evita corrientes, pasillos más amplios, un nuevo modelo de carro de la compra y otro carro tipo cesta mucho más ergonómicos y ligeros, un diseño totalmente renovado, o amplios espacios diáfanos que facilitan la entrada de luz natural. Y para facilitar las tareas de la plantilla, se incluyen mejoras ergonómicas y para eliminar sobreesfuerzos, como el nuevo mueble de caja desarrollado con el Instituto de Biomecánica de Valencia. La tienda también dispone de zonas comunes para que los empleados disfruten de una mayor comodidad en sus momentos de descanso, así como un comedor más equipado y unas taquillas personales más amplias y cómodas. 

Además estas tiendas están completamente conectadas tecnológicamente, mediante la integración de una serie de dispositivos electrónicos y herramientas colaborativas para los trabajadores, con los que poder compartir información desde cualquier sección de la tienda; lo que facilita la autogestión de cada supermercado y agiliza los procesos de toda la cadena. Por último, se han tomado medidas que permiten reducir hasta un 40% el consumo energético respecto al modelo de tienda convencional, debido a la mejora del aislamiento térmico y acústico, optimizando los materiales y el grosor de paredes y techos y con nuevos arcones de congelado más eficientes energéticamente y respetuosos con el medioambiente.

Noticias relacionadas

next
x