también recibe el apoyo del edil de urbanismo

La candidatura de Alejandro Soler suma y sigue: 'ficha' al concejal de Urbanismo de Carlos González

23/03/2018 - 

ELCHE. La candidatura del exalcalde Alejandro Soler, que planea volver a la secretaría general del PSPV en la ciudad, cargo en el que ya estuvo, sigue recabando apoyos. Si recientemente ha obtenido el respaldo del edil de Promoción Económica y Limpieza, Héctor Díez y de la edil de Cultura, Patricia Maciá, como adelantó Alicante Plaza, el último de los concejales que ha manifestado ponerse a su disposición es el edil de Urbanismo, José Manuel Sánchez, quien anunció el mes pasado que se retiraría de la política al final de la legislatura.

Más apoyos en el grupo municipal

El anuncio del edil el mes pasado, por tanto, podría quedar en el aire tras alinearse con Soler, o un simple apoyo hasta la hipotética retirada. En cualquier caso, sí es la muestra —junto con la erosión de la legislatura en lo que se refiere a Urbanismo— de la desbandada que ha sufrido el proyecto del aún secretario y alcalde Carlos González, que se vio obligado a renunciar a la reelección tras el avance del sanchismo en la ciudad, personificado en el propio Soler y Francis Rubio, nuevo secretario de Organización del PSPV provincial, como hombres fuertes en el terreno. Tras la renuncia de González, ha dado un paso atrás para apoyar la candidatura de Ana Arabid, edil de Hacienda, con quien están veteranos del partido como Antonio Rodes, el exalcalde Diego Macià y los concejales José Pérez, Tere Macià y Carlos Sánchez y exediles como Blanca González.

Como explicó Arabid en la entrevista realizada por Alicante Plaza, le gustaría que fuese posible una candidatura única de cara al congreso local. Su estrategia es llegar hasta el final y quizá poder negociar, esperando que desde Valencia se intente mediar para llegar a un acuerdo, pero allí no están para estos asuntos, suficiente tienen con la situación de Alicante, que está erosionando al partido. Además, en Elche, a diferencia de la ciudad vecina, hay ya una holgada mayoría sanchista, con los cambios de bando que ha habido recientemente —que aún se siguen gestando—, no sólo en el grupo municipal. Poco puede hacer Ximo Puig, salvo rendirse a la evidencia, por cambiar los pesos de la balanza.  

Gran afluencia para presentar la candidatura por el descontento actual

En ese sentido, del censo de 500 militantes que hay en el PSPV ilicitano, en la presentación de la candidatura de Soler del sábado se espera que acudan alrededor de 200 personas, en lo que sería una muestra de músculo de cara a la candidatura rival, que Antonio Rodes se está encargando de mover. Una cifra nada despreciable, dado que supone casi la mitad del censo, y en cualquier caso no se traduce en los votos que se pueden conseguir en el congreso para el que aún no hay fecha. Unos votos que podrían ser más, superando el 50% del censo. Desde el seno de la candidatura son bastante optimistas y hablan de nuevas mayorías. Se verá por tanto si hay algún movimiento a última hora en el equipo de Arabid, que reúne a dos facciones socialistas, la del propio González y la de José Pérez.

Una situación, la de la nueva mayoría, que llega por el descontento militante por la dinámica del partido en los últimos años, ya que la actividad del grupo municipal está paralizando a la agrupación local. Es una de las bazas con las que está jugando el sector de Soler, con el descontento de las bases por la falta del dinamismo que, señalan, siempre había caracterizado a la agrupación local. Como ejemplo, indican que la Ejecutiva local no se reúne desde el pasado mes de enero. “La gente está quemada”, indican desde el entorno de la candidatura.

Por otra parte, aunque es temprano, el futuro del alcaldable no se ha tocado. Según los estatutos del partido, los alcaldes tienen la posibilidad de renovar el cargo salvo que la Ejecutiva y la mitad más uno de la militancia decidan cambiar de candidato. Obviamente desde la parte de Arabid apoyan a González, como ya han señalado, mientras que desde el sector de Soler prefieren ir paso a paso y primero esperar al proceso congresual local. De momento, les han devuelto la moneda con ediles como Héctor Díez, que tenía que ser el secretario local pactado en las primarias de 2015, y con otras como Patricia Maciá, José Manuel Sánchez y caras conocidas como la de Ramón Abad. El sábado se verá quién sale en la foto del almuerzo en el que Soler desembarcará con su nuevo proyecto.


Noticias relacionadas

next
x