X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

POR AMOR AL ARTE / OPINIÓN

Kate Winslet

3 meses de Trump. Pablo Iglesias de campaña en Francia. El beso de Messi y Cristiano. Pobres a la orilla del mar de Picasso. Refugios para murciélagos. Alarma en el camarín de la Santa Faç

23/04/2017 - 

Isabel Bonig. El efecto boomerang. La Moncloa y Génova se desmoronan. Felipe VI advierte y somatiza que el régimen del 78 sigue deshilachándose vertiginosamente. Apenas quedan mimbres. Ni separación de poderes. Además del problema de la nueva Catalunya, con Ada Colau como única solución, el soberano se abisma ante la corrupción del primer partido del reino. Normal y encantado. La particular y exótica doctrina Rajoy no se sostiene: las urnas nunca absuelven. Y el pasado vuelve. Siempre. Juan Carlos I está a punto de matar, arrollar el futuro de su hijo. Aznar es Fraga, pero no quiere ni puede romper los papeles. El PP ha sido una organización depredadora que ha esquilmado nuestros impuestos. Consciente de la gravedad e impacto del saqueo escenificado en la boda real de la hija de Ana Botella, Génova centrifugó el foco de la corrupción a les Illes, a València y hasta la misma Casa Real. Pero Rita Barberá fue, por querencia, a descabellarse a tablas y agonizó sola en un hotel de Madrid, ahogada por la sentina del Canal Isabel II. Camps, Cotino o Blasco estarán rezando una novena por Ignacio González. Por Eduardo Zaplana&South Capital Patners. Y por el mismísimo ADN del poder popular. Y, off course, aplaudirán la actuación estelar –las lágrimas de mercromina- de Esperanza Aguirre. Mariano Rajoy ha ido eliminando uno a uno a sus rivales: en eso es el mejor. Ahora, el boomerang que vuelve desde el Mediterráneo, le ha –literalmente- desnudado ante los españoles y ante una Europa preñada: ¿Brexit+fascismo?. Será xiquet o xiqueta? . Lo veremos hoy, en la 1ª vuelta francesa.  Esta falta de autoridad y autorictas acabará en el adelanto –junto a las catalanas- de las elecciones generales. Quizás con otro cabeza de lista presentable -sólo se atisba a SorayaSDS- y con la maquinaria engrasada para coger a trasmano al PSOE. De ahí el terror de Génova ante la firme posición de Bonig. Trapos sucios. Asegurada Castelló con la implosión controlada de la dimisión de Bataller –ay, el color del dinero- y anestesiada Alicante con la artificiosa y pre-bélica monofalia José Ciscar/César Sánchez, el problema es la batalla Contelles/Bataller. Bonig tiene la provincia que gana las elecciones en lo País Valencià: València. Cree que la única salida de la derecha es empezar de 0. Rajoy no la quiere. Ni De Cospedal ni Martínez Maíllo pueden con ella. Más huevos que chuletas. Si le imponen una gestora, el incendio llegará a Alacant, donde Luis Barcala se enfrenta –duelo en El Postiguet- a Carlos Castillo. 

Susana Díaz. Tras el luto por Carme Chacón, las primarias socialistas comenzaron ayer en Elx. La Santísima Trinidad. La Venus de Willendorf. El cazador. El recolector. La expansión de universo. La supervivencia. La civilización. Patxi López ha desarrollado una campaña tradicional, buscando el axis mundi que comunique el pozo del claustro benedictino socialista con el inframundo y la divinidad. Todo muy canónico. De Boecio a Santo Tomás de Aquino. Pedro Sánchez ha decidido romper con lo que se llamó la cultura del partido, la democracia representativa, y parece que se sitúa y resuelve –-simplemente- en el asalto por el liderazgo de la izquierda del PSOE. O en una posición a la izquierda muy a lo Die Linke de Oskar Lafontaine. Muy cool y presidencialista. Un pincho de tortilla de patatas volando sobre el océano. En la Comunitat Valenciana, si uno observa las sagas de los aparatos de los 3 candidatos, siente un trallazo destripador. La misma sopa envenenadora. Aquí, en Alicante, los sanchistas son los renovadores a sueldo de los 80: ninguna generosidad maternal. Ni gestos ante el empuje de la juventud representada por la gente de César Sampedro. Es decir, la aristocracia medieval de la minoría minoritaria. Patxi López es el profesor Agustín Giménez. Y los susanistas son una mezcla de ropa vieja, guardia roja y Sandra Martín. El flujo de la conciencia de Finnegans Wake de Joyce. Susana Díaz, sin rasgos homéricos, terrenal, capaz de ponerse el mismo Carolina Herrera que SM la reina Letizia, proyecta una imagen de la madre protectora de la historia del socialismo histórico, entre la Moreneta, la Pilarica o la Mare de Déu dels Desemparats. Un discurso vaporoso, etéreo y emocional, populista, pero eléctrico, directo y eficaz. Susana Díaz, aunque sea con media entrada y división de opiniones, se impondrá. Justo ahí, empezará definitivamente la recomposición o la puntilla del socialismo español. Demasiado largo.

Peces estresados: del túnel submarino al puente de San Francisco. Ikea se equivoca: los indígenas del sur exigimos exactamente la misma transparencia en Alicante que en Oslo. Gabriel Echávarri nos confunde cargando contra los funcionarios. Mireia Mollà no invitó a Natxo Bellido al día del beso de Compromís. Para entender a Pablo Iglesias hay que leer Ibex35. Una historia herética del poder de Rubén Juste, el nuevo errejonín. De nada. Podemos en la CV -imprescindible seguir aquí en Alicante Plaza las crónicas de Ximo Aguar- será pablista Lima o errejonista Meco. Estañ y Cabezo no cuentan. Los círculos menos. Sólo son ya paréntesis. O…….. …….. puntos.

Eduardo Mendoza premio Cervantes. Festes de Moros i Cristians a Alcoi, el boato de El Tirisiti a casa de Mary Silvestre: Ximo Puig, Císcar, Bonig -aislándose del acto del 25 d’Abril, no pinta ni fava ni matas- Xavi Castillo, Alexis Marí medio resucitado, Rubén Alfaro, Toni Such, José María Vidal, Camilo Sesto, Vicente Boluda, la niña de la curva, Mónica Oltra i tots els que tallen el bacallà en la terreta. Reaparece la Dénia romana en l’Hort de Morand. Verónica Forqué con La respiración en el Teatro Principal. La Fira del Llibre, Sant Jordi. Bomarzo, la novela de Manuel Mujica Laínez, dirigida por David Afkham en el Teatro Real. Vicente Ferrero, banyerut y miembro del Consell Valencià de Cultura, Premio Nacional Cultura Viva. Impresionante la solidaridad con Adrián Carrillo. Fernando Aramburu premio Crítica por Patria. Kate Winslet ha sido viral esta semana cantando I say a little prayer junto a Penélope Cruz y Julia Roberts. Pero lo relevante fue su magnífico discurso valiente e inspirador contra el acoso escolar que lanzó en el WE Day UK. Dignidad. Fuerza.

next