X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

Follón asegurado

25/10/2018 - 

ALICANTE. Día de Junta General de Accionistas en el Elche, día de follón asegurado. 

Aunque desde el club franjiverde se pronostique "más humo que fuego", la realidad es que habrá follón sí o sí, con independencia de que la Fundación del Elche se baje los pantalones ante el Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), que esta vez sí mantenga el pulso con el banco del Consell o que su patronato no se reúna válidamente y, por tanto, no pueda expresar su voto por la tarde, algo que no impediría que salieran adelante la convocatoria de las sendas ampliaciones de capital que se proponen a los accionistas, pero sí podría tener su efecto sobre la responsabilidad que se le puede exigir a los patronos por parte del IVF.

Esa última posibilidad, que no haya reunión válida del patronato, parecía descartada de entrada, pero anoche cobraba fuerza tras trascender "la dimisión irrevocable e inmediata" de Cristina Martínez como patrona, máxime cuando no está claro que otros de los patronos vayan a acudir (de hecho dos de ellos manifestaban este miércoles que no habían sido convocados).

Dos burofaxes

La edil de Ilicitanos, que formaba parte del patronato desde 2015 (como persona física designada por el Ayuntamiento de Elche y no en representación de este), remitía la mañana del miércoles sendos burofaxes a la propia Fundación y a la Conselleria de Justicia (de la que depende el Patronato de Fundaciones) en los que manifestaba su voluntad de renunciar "de manera irrevocable e inmediata" como patrona y "por las claras discrepancias que se viene realizando de la gestión de la entidad". Martínez también justificaba su marcha en el desagradable episodio de 2016, cuando fue expulsada de una de las reuniones, en que posteriormente se celebrasen otras "a las que no fue convocada" adoptándose decisiones "sin su conocimiento" y que el cambio de hora de la reunión del patronato fijada para este jueves le hacía imposible acudir y pese haberlo advertido no había recibido ni contestación.

Reunión del patronato

Precisamente en esa reunión, fijada para las nueve de la mañana, el patronato de la Fundación ha de definir cuál será su posición ante las dos ampliaciones de capital sobre las que los accionistas del Elche han de pronunciarse también este jueves, pero por la tarde, en el transcurso de una Junta General de Accionistas de carácter extraordinario. La Fundación es la máxima accionista del club franjiverde por lo que el sentido de su voto, incluso si decide abstenerse, será clave. 

Cristina Martínez, que no formaba parte de la corriente proclive a la ampliación, ya no participará de una reunión a la que de acuerdo con los estatutos de la Fundación han de acudir al menos tres patronos para que quede válidamente constituida: sin Martínez , restan como patronos Diego García, Ramón Segarra, Antonio Rocamora, Jaime Oliver, Vicente Abadía y Toño García Hita. Tres de ellos han de acudir sí o sí. Hay dudas sobre que lo vaya a hacer Toño, mientras que Oliver y Abadía aseguraban ayer no haber sido convocados...

Teniendo presente que el IVF amenaza con emprender acciones legales contra los patronos que consigan que el sentido del voto de la Fundación permita que las citadas ampliaciones de capital se convoquen (lo que perjudicaría al banco del Consell que vería perder su valor a la prenda con la que se garantiza el cobro de los millones que se le adeudan), no sería descartable que el patronato no se reúna por no concurrir el mínimo de miembros exigido. Los patronos podrían esquivar así la responsabilidad que anuncia el banco del Consell que les va a exigir si las ampliaciones de capital se convocan, algo que parece cantado salvo en el más que improbable caso de que la Fundación votase en contra. Cantado porque si la Fundación vota a favor ya no hay más que hablar y si decide abstenerse o directamente no define su voto por no reunirse su patronato, Sepulcre y amigos, es decir, los accionistas de referencia que sí desean esas ampliaciones de capital podrán aprobarlas sin problema ya que tras la Fundación son los que más acciones controlan. 

Dos ampliaciones de capital por aportaciones dineraria

El consejo de administración del Elche plantea a los accionistas la convocatoria de sendas ampliaciones de capital por aportaciones dinerarias: una primera de 1.355.001 euros (423.438 nuevas acciones de 3,20 euros de valor nominal cada una) y una segunda de 3.144.998,40 euros (982.812 nuevas acciones de 3,20 de valor nominal cada una). 

De convocarse y llevarse a término (la de 1,3 millones ya se habría cubierto por adelantado; es una de las incógnitas que el consejo habrá de desvelar) el paquete de acciones de la Fundación pasaría a representar menos del 50% del capital social, es decir, la prenda con la que se garantiza el pago de la deuda (12 millones de euros) al banco del Consell perdería su valor y de ahí que este amenace con acciones legales a todos aquellos que con su actuación, por acción u omisión, permitan lo anterior.

Noticias relacionadas

next