deja en segundo plano la ley de áreas industriales

El Polígono de Carrús en Elche prima la comunidad de propietarios para impulsar mejoras cuanto antes

1/05/2022 - 

ELCHE. En 2021 un grupo de empresarios del Polígono de Carrús, siempre en un segundo plano frente a la alta sombra que proyecta Elche Parque Empresarial, decidió adherirse a la Ley de Áreas Industriales, como están haciendo desde el enclave de Torrellano, para crear la Entidad de Gestión y Modernización (EGM), ya que ello conlleva distintas ventajas a nivel de ayudas, bonificaciones fiscales y una mejor posición de cara a atraer a compañías al polígono. Sin embargo, ante la complejidad del trámite, así como de la propia fisonomía del área de Carrús, ha hecho que opten por crear una Comunidad de Propietarios.

Difícil organización en un polígono 'caótico'

A este respecto, cabe resaltar que la gestión que hay que realizar, y que en Torrellano tienen en marcha, tiene un proceso que puede resultar farragoso: para solicitar la EGM hace falta poner de acuerdo al 35% de propietarios —que no inquilinos— del polígono para presentarlo al Ayuntamiento, y una vez este diera el visto bueno, puesto que el trámite va de la mano de la administración pública, habría que poner de acuerdo al menos al 51% de los propietarios. Algo que desde el grupo de trabajo creado, y que ha ido de la mano de la patronal de servicios Aesec ayudando en esta labor, creen que puede tardar al menos tres o cuatro años. Además de un desembolso importante de dinero en la notaría. Según explica Antonio Climent, uno de los impulsores de esta iniciativa, la propia fisonomía del polígono no ayuda, porque en la zona norte en la que se encuentran hay varias parcelas diferentes: algunas públicas y otras privadas, lo mismo que con las calles.

 Ello supone un entuerto a la hora de clarificar dónde entra cada administración y sobre todo, cada propietario, por lo que no es una tarea fácil para la puesta de acuerdo de los mismos de cara a poder solicitar la creación de la EGM, que al final viene a ser una entidad de dirección que pueda servir como puente entre la administración para canalizar demandas y propuestas. Es por esto que finalmente van a optar por crear una comunidad de propietarios, eso sí, en su parcela, la 22, la más grande de la zona norte, que tiene a unos 200 propietarios. "Crear una comunidad de propietarios es lo más rápido, sobre todo de cara a las actuaciones más prioritarias del polígono", señal Climent. Llamaron al al administrador de fincas que entre 1992 y 1996 llevó una comunidad de propietarios que ahora está inactiva. Están sondeando reactivarla o crear una nueva, hablando con los presidentes de algunas de las parcelas que tienen este formato, para organizarse y poner algunas cuestiones en común. 

Una solución rápida para problemas perentorios 

Ya han ido recabando información para ver cómo estaban delimitadas las parcelas y viendo los planos ya han convocado una reunión para mayo para sondear si los propietarios están por la labor de asociarse en pos de las necesidades del polígono, o al menos de su parcela privada en la que el Ayuntamiento no actúa. Ya desde hace años ha habido algunos problemas de difícil solución entre Ayuntamiento y Aigues d’Elx, relata, en las que se exoneraban de responsabilidades al ser calles privadas. Según Climent, el polígono es poco más que un 'sindiós', ya que "la distribución no tiene sentido", en referencia a calles que se intercalan y que son de propiedad privada o pública, a veces con números en la misma calle que no son correlativos, "los transportistas se vuelven locos", señala. Una planificación a salto de mata que ahora les dificulta esta labor tan solo para encontrar a propietarios que quieran actuar. 

Son un comité de trabajo de 7 personas que confían en que con la comunidad de propietarios, presidente, tesorero, administrador de fincas para la gestión, etc., puedan organizarse con el objetivo de ser ese nexo para comunicarse con el Consistorio acerca de las necesidades, que por otra parte no son nada nuevo. "Tenemos una larga lista con contenedores en mal estado, aceras sin terminar, poca limpieza y gestión de residuos, falta de señalética, transporte público… Hay algunas calles que no se sabe dónde están, y además, la Acequia Mayor del Pantano pasa por algunas calles y por ahí no se puede actuar porque es propiedad de la comunidad". 

No obstante, aunque el Ayuntamiento actúa en algunas calles y partes públicas, de vez en cuanto lo hacen en alguna privada. Pero siguen siendo pocas actuaciones para la larga lista de tareas pendientes en un polígono al que se han aceptado mociones en el pleno municipal para darle un cambio, pero no acaba de arrancar. Junto a la propiedad privada de zonas del suelo, es una reivindicación histórica de compañías de la zona. Eso sí, otro de los problemas, aparte de la coordinación y lo que tenga que impulsar la parte privada, es que muchas firmas allí están de alquiler, precisamente en naves que son propiedad de las grandes empresas que tienen su sede en el Parque Empresarial. 

Noticias relacionadas

next
x