Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

inicio del trámite de evaluación ambiental

El Consell requiere ahora el proyecto de los depósitos del Puerto para evaluar su impacto

12/01/2021 - 

ALICANTE. La Conselleria de Transición Ecológica trata de impulsar ahora uno de los informes clave de los que puede depender el futuro de la planta de almacenaje de combustible con seis macrodepósitos promovida por XC Business 90 en terrenos del Puerto de Alicante. El departamento autonómico que coordina Mireia Mollá acaba de requerir de nuevo al Ayuntamiento de Alicante para que le facilite la documentación completa sobre el proyecto presentado por la empresa promotora con el fin de poder iniciar el expediente de evaluación ambiental, después de que los técnicos de la conselleria y la propia Abogacía de la Generalitat confirmasen la necesidad de la elaboración de ese estudio.

En ese análisis, el cuerpo de asesores de la Generalitat coincide con las conclusiones alcanzadas en un informe jurídico elaborado por el Ayuntamiento de Alicante a petición de la Concejalía de Urbanismo. En él, se establecía que, a la vista de las características del proyecto, y del momento en el que XC Business completó el trámite de presentación de toda la documentación requerida para la obtención de licencia municipal, la empresa estaría legalmente obligada a obtener una declaración de impacto ambiental favorable. En concreto, según ese informe, la compañía no completó la documentación necesaria para solicitar la licencia hasta el 31 de julio de 2019, lo que invalidaría su argumento sobre su derecho a la concesión de licencia por silencio administrativo positivo por la demora en la respuesta a su solicitud de licencia de obra y actividad, presentada en 2013. 

Como informó este diario el pasado mes de marzo, esa circunstancia implica que el proyecto deba regirse en función de lo establecido en la Ley 21/2013 de Evaluación de Impacto ambiental y a la Ley 6/2014 de Prevención, Calidad y Control Ambiental de Actividades en la Comunitat, en las que se establece la necesidad de obtener una declaración de impacto ambiental favorable. Además, ese dictamen municipal también niega toda validez al certificado ambiental municipal favorable concedido por la Concejalía de Urbanismo en 2016, puesto que se habría elaborado sin que se recabase los informes requeridos al conjunto de las administraciones implicadas en su autorización. 

XC Business ya no podría llevar a cabo una hipotética ampliación de su proyecto, con 12 depósitos más, al haberse desarrollado otra actividad portuaria en los terrenos en los que pudo tener encaje

Además, entre otros puntos, la elaboración de ese estudio de evaluación ambiental implica que XC Business deba aportar un estudio de localizaciones alternativas para el desarrollo de sus instalaciones de almacenaje. Y en él debe valorar sus respectivas ventajas e inconvenientes, justificando de manera motivada por qué se propone situar esos macrodepósitos precisamente sobre suelo portuario -en la terminal de mercancías que gestiona TMS en régimen de concesión-, en lugar de en cualquier otro de esos diferentes emplazamientos que pueda considerar en ese estudio.

En esta línea, portavoces de la Conselleria de Transición Ecológica insistieron este lunes en que se mantiene una estrecha labor de colaboración con el Ayuntamiento de Alicante para analizar la viabilidad de los macrodepósitos y apuntaron que ambas administraciones coinciden en la necesidad de que su desarrollo debe superar el trámite de evaluación ambiental. De ahí que se haya requerido la documentación sobre el proyecto completo, al sostener que solo se disponía de los informes elaborados por el ayuntamiento al respecto. 

No obstante, fuentes municipales indicaron que la Concejalía de Urbanismo sí remitió el expediente completo este mes de marzo, aunque incidieron en que volverían a remitirlo si resultaba necesario para que la conselleria pudiese dar una respuesta sobre la viabilidad de la iniciativa de XC Business 90, ya que, por el momento, la indefinición provoca que los plazos corran en favor de la compañía. De hecho, como informó este diario, XC Business interpuso el pasado febrero un contencioso contra el Ayuntamiento en respuesta a la denegación de la licencia que había solicitado por silencio administrativo que podría acercarse a su resolución.


Entre tanto, fuentes del Puerto de Alicante consultadas por este diario indicaron que, por el momento, ya ha quedado descartada la posibilidad de ejecución de una segunda fase del proyecto, en la que inicialmente se había contemplado la construcción de otros 12 depósitos adicionales, después de que la propia compañía hubiese renunciado a su desarrollo. Según las mismas fuentes, esa posibilidad no tendría encaje físico, ya que la parcela de la terminal de mercancías en la que podría desplegarse esa hipotética ampliación ya ha sido ocupada por otra actividad: una terminal ro-ro dedicada al transporte comercial de vehículos. 

Noticias relacionadas

next
x