X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

primera toma de contacto con pspv-PSOE, Unides Podem y Compromís  

Barcala tiende la mano a la oposición para pactar el presupuesto con reuniones periódicas 

10/12/2019 - 

ALICANTE. El alcalde de Alicante, el popular Luis Barcala, se pone al frente de las negociaciones sobre el presupuesto municipal de 2020 con la pretensión de procurar la participación política de los grupos que ejercen labores de oposición. Así, el primer edil inició este lunes una primera ronda de contactos con representantes de PSPV-PSOE, Unides Podem EU y Compromís (la reunión con Vox se aplazó hasta este martes) para ofrecerles diálogo y sondear su predisposición a formular propuestas a través de contactos periódicos hasta que la propuesta se eleve a votación en el pleno.

Eso sí, según responsables de los tres grupos políticos progresistas, en esos primeros tanteos no se ofreció ningún detalle concreto sobre la primera planificación económica del bipartito que componen Partido Popular (PP) y Ciudadanos (Cs). De hecho, fuentes municipales señalaron que el documento definitivo no está cerrado, ya que siguen ajustándose las cifras de determinadas partidas, sobre todo por lo que respecta al capítulo de gasto corriente.

Salvo cambio de última hora, el bipartito pretende aprobar el presupuesto en Junta de Gobierno antes de que finalice el año, de modo que -como muy pronto- pueda elevarse a pleno en la segunda mitad de enero. Para su aprobación, los 14 ediles del bipartito necesitan reunir mayoría simple: más votos a favor que en contra. Es decir, que tendrían suficiente con la abstención o el voto afirmativo de al menos un concejal más de los grupos de la oposición, ya que la corporación se compone de 29 representantes.

Por el momento, los cuatro grupos opositores han anunciado que su intención sí es presentar aportaciones para tratar de moldear la propuesta de PP y Cs en el momento en el que se les facilite algún tipo de información concreta para comenzar a trabajar. 

Así, el portavoz municipal del grupo socialista, Paco Sanguino, precisó al término de su encuentro con Barcala que hasta el momento "no nos han facilitado ninguna documentación ni ningún borrador en el que podamos plantear solicitudes y solo nos han anunciado su intención de mantener reuniones periódicas casi a diario". "Hasta ahora no conocemos nada más, ni a cuanto asciende el presupuesto ni a qué se pretende destinar los recursos públicos", apostilló.  

En segundo término, el portavoz de Unides Podem EU, Xavier López, incidió en la misma posición al señalar que el primer edil "no nos ha presentado un borrador de su propuesta". Sea como fuere, López apuntó que él sí le trasladó "las líneas rojas" de su grupo "que pasan por blindar los derechos sociales, aumentar el valor del ecologismo en la ciudad y potenciar las inversiones en los barrios, especialmente las que Barcala pactó con la confluencia Guanyar y que, finalmente, el alcalde ha dejado sin ejecutar", añadió.

En esta línea, el líder municipal de la confluencia defendió su programa electoral "para que estas medidas sean tenidas en cuenta de cara al próximo año" y recalcó "la importancia de ser cautos, ya que conseguir que el PP incluya algo en sus cuentas no te garantiza que lo vayan a llevar a cabo". En cualquier caso, se mostró confiado en que este primer paso del alcalde sea "un acercamiento real para la aprobación de unos presupuestos más sociales y que no termine por convertirse, como ocurre habitualmente, en una cortina de humo para camuflar sus pactos internos con la ultraderecha", en alusión a Vox.

Por último, el portavoz de Compromís, Natxo Bellido, también recalcó que "la primera reunión con el alcalde ha servido, únicamente, como primera toma de contacto institucional. Alguna declaración de intenciones por su parte y poco más", sin que facilitase documentación concreta sobre la propuesta.

PSPV, Unides Podem y Compromís reprochan la falta de información sobre la propuesta para poder formular aportaciones

En esta línea, Bellido añadió que Barcala se había mostrado abierto a recibir propuestas, con lo que "se podría contar con un espacio de negociación hasta fin de mes, cuando pretenden aprobarlos en Junta Gobierno". Así, también optó por la cautela y prefirió esperar hasta poder comprobar "si esa declaración de intenciones se cumple o es un anuncio vacío de contenido como los que nos tiene acostumbrados el señor Barcala y el bipartito de derechas".

"Desde Compromís hemos reivindicado poder contar con los papeles presupuestarios para poder avanzar en este proceso de negociación y que, de momento ya pueden recuperar las aportaciones de Compromís a los presupuestos de 2019 que en un 90% no fueron atendidas", añadió. "Además le hemos anunciado que iniciamos un proceso de consulta a la sociedad civil para recoger aportaciones a los presupuestos y le hemos avanzado nuestras prioridades generales en materia de lucha contra las desigualdades sociales, la crisis climática, acceso a la vivienda, oportunidad de la economía digital y caminar hacia un modelo de ciudad planificado y equilibrado. Una ciudad más amable, verde y cohesionada, con proyectos innovadores y cooperador con las políticas de progreso del #Botànic", concluyó.

Como ha publicado Alicante Plaza, sobre la propuesta económica del bipartito solo ha trascendido que ascenderá a unos 260 millones (tres más respecto a los del ejercicio precedente) y que se prevé destinar cerca de 21 a la ejecución de inversiones municipales.

Noticias relacionadas

next
x