Hoy es 15 de julio

Los participantes han compartido sesiones de trabajo y visita al instituto tecnológico en Ibi

Aiju lidera un proyecto europeo para mejorar la sostenibilidad en sectores económicos clave 

6/06/2024 - 

IBI. El Instituto Tecnológico de Producto Infantil y Ocio (Aiju), ubicado en Ibi, ha pasado a gestionar un proyecto europeo que busca desarrollar sistemas piloto a gran escala que permita obtener soluciones circulares para la reutilización de aguas residuales y la valoración de bioresiduos y de residuos de envases alimentarios, con un presupuesto de 10 millones de euros. Además, Aiju será el coordinador de dicho proyecto en la Comunitat Valenciana, junto aInstituto Tecnológico Metalmecánico, Mueble, Madera, Embalaje y Afines (Aidimme), contando con la colaboración de empresas y entidades de los distintos sectores. 

Aiju, como coordinador del proyecto, ha acogido este jueves la reunión de lanzamiento y puesta en marcha del proyecto, contando con la presencia de representantes europeos de las entidades participantes, que han compartido diferentes sesiones de trabajo, como también han realizado una visita a la sede del instituto tecnológico, donde han podido ver los distintos laboratorios que darán soporte técnico.

El objetivo de esta iniciativa, bajo el nombre de Circyst (Circular Systemics Solutions), es generar soluciones para mejorar la sostenibilidad de ciudades y sectores manufactureros clave en diversas regiones europeas. Para ello, se van a desarrollar nueve plantas piloto por toda Europa, tres de ellas en la Comunitat Valenciana, con tecnologías de vanguardia, que son las que coordinarán los apuntados institutos tecnológicos.


El proyecto cuenta con una ayuda de la Comisión Europea de 10 millones de euros, el 38% de la misma se destina a la Comunitat Valenciana, y en el mismo participan 32 entidades públicas y privadas de países como Bélgica, Finlandia, Grecia, Suecia, Austria, Eslovenia y Hungría y España, representada en la Comunitat Valenciana por  Aiju y Aidimme.

El coordinador técnico del proyecto en Aiju, Joaquín Vilaplana, ha incidido en que “el proyecto CircSyst pretende impulsar el cambio hacia una economía circular sostenible, regenerativa e inclusiva, contribuyendo ampliamente a hacer realidad, de manera efectiva, el concepto de economía circular más allá de la gestión de recursos y recuperación en el sector de los residuos y el agua, demostrando también enfoques sinérgicos y simbióticos entre ellos”.  El proyecto tiene una duración de tres años, si bien lo que se busca es que las soluciones que se consigan sean sostenibles en el tiempo.

El proyecto fue presentado el miércoles en Valencia y el secretario autonómico de Industria, Comercio y Consumo, Felipe Carrasco, destacó que “el hecho de que muchas de estas soluciones y demostradores se desarrollen con la participación y desde la perspectiva de las pequeñas y medianas empresas es un buen ejemplo del compromiso de los sectores productivos con la sostenibilidad”. 

Igualmente, aplaudió “el esfuerzo e implicación” de los dos centros tecnológicos para traer la mayor parte de los demostradores a la Comunitat Valenciana al tiempo que se mostró satisfecho “por el reconocimiento de Europa hacia una región con una clara apuesta por la sostenibilidad, que cuenta con un fuerte ecosistema innovador en el que institutos tecnológicos, universidades, administraciones y empresas buscan constantemente soluciones y tecnologías avanzadas”.

Aguas residuales, tratamiento de residuos y reciclado de Pet

Respecto a los demostradores piloto que liderará la Comunitat Valenciana dentro del proyecto CircSyst, apuntar que en el ámbito del reciclado mecánico de PET multicapa (mPET) el demostrador, liderado por Aijuen el que trabajará Acteco, junto con CabkaPlastimodul, permitirá una reducción de cerca de dos millones  de toneladas de residuos de envase alimentario en la Comunitat  Valenciana. En Europa se generan aproximadamente un millón de toneladas  anuales procedentes de envases alimentarios. Se estima que,  aproximadamente, un 47% no se pueden reciclar con otros polímeros dada  su incompatibilidad, por lo que estos residuos son enterrados o  incinerados.

Otro se centrará en las aguas residuales y estará ubicado en la localidad de Riba-roja de TuriaBusca mostrar la viabilidad de una gestión inteligente en estas aguas regeneradas orientada a potenciales usos industriales y se estima que permitirá reciclar entre el 20 y el 50 por ciento de las aguas que se desechan actualmente.

Edemostrador de tratamiento de residuos estará enfocado a la valorización del bagazo generado por la industria cervecera, que alcanza las seis toneladas en Europ), cuyo objetivo es maximizar el valor de dicho bagazo a partir de la extracción de componentes de mayor valor en el mercado (como probióticos y proteínas). Además, con las fibras resultantes, obtener plásticos compuestos para fabricar otros productos como mobiliario o pallets. Este demostrador cuenta con dos plantas piloto, una a escala laboratorio ubicada en la Universitat Politècnica de València (UPV) y otra industrial, ubicada en las instalaciones de L. Pernia en Guadalajara para llevar a cabo la extracción de las sustancias de alto valor.  Se prevé que el sistema piloto permita reducir entre 1’3 y 1’5 toneladas el consumo de plásticos en España, hasta alcanzar los 4’2 millones de toneladas en toda Europa.






Noticias relacionadas

next
x