X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

análisis

¿Qué hacer con las acciones de CIE Automotive?

22/06/2018 - 

MADRID. El grupo empresarial Cie Automotive con sede en Bilbao que recientemente ha debutado en el Ibex 35 después de una gran trayectoria en el Ibex Medium Small Cap, se compone de tres áreas de negocios: automoción, biocarburantes y servicios tecnológicos, esto hace que la empresa esté muy diversificada en sus negocios.

La compañía rompió estimaciones en los resultados de 2017 con un crecimiento de doble dígito y mejoró los márgenes en el segmento de automoción muy por encima de la media del sector. La empresa se beneficia de la solidez en el mercado indio y la recuperación de Brasil.

El pasado 24 de abril, la empresa publicó sus resultados del primer trimestre de este año, mejorando en un 20% los del primer trimestre de 2017. También aumentó su patrimonio neto un 3,20% y mejoró sus ventas en un 11,65% con un aumento del ebitda del 16,46%. Si bien es cierto hay que tener en cuenta que su deuda financiera neta ascendió un 9,56%, aunque su capacidad financiera sigue siendo muy buena, su ratio de solvencia se mantiene en 1,55 (inferior a 2 que es lo recomendable).

Es obvio que los datos fundamentales de la compañía son inmejorables pero de cara a la cotización de la compañía es importante tener en cuenta que la desinversión en Dominion significará un descuento de la acción de Cie de 3,04 euros durante el mes de julio, por lo que esto podría comenzar a verse en su cotización a partir de ahora.

Técnicamente entramos en un momento en el que después de una subida casi sin pausa, el valor puede comenzar a marcar signos de agotamiento, al menos a corto plazo. La tendencia es claramente alcista, pero si observamos los indicadores en el gráfico diario vemos cómo el momentum ha cruzado a la baja a su media móvil, el RSI tiene pendiente negativa y se sitúa por encima de su media, el MACD está bajista y el histograma es decreciente. También vemos como el TRIX está dando un cruce a la baja. Si lo comparamos con índice de referencia el Ibex 35, hemos visto como en la mayor parte del tiempo se ha comportado mejor, pero desde el día 7 de junio esta diferencia se viene reduciendo.

Por otro lado, el precio actual cotiza por debajo del máximo de 34,14 euros, cierre del impulso anterior del día 24 de mayo y el parabólico SAR hoy estaría dando un cambio a negativo.

Desde mi punto de vista, la clave estará en esperar a ver qué hace el precio en las próximas sesiones, si vemos un cierre diario por debajo del mínimo de hoy 20 de junio, ya que supondría una superación a la baja de la directriz alcista más acelerada generada desde los mínimos de marzo.

Directriz bajista

Si eso ocurre, es probable que el precio vuelva hacia niveles de los 32,24 euros, desde los que habría que volver a analizar al valor en busca de una entrada al alza en un momento óptimo (no haría posiciones bajistas en un valor tan potente).

Por otro lado, si el precio cierra por encima de los 35 euros, supondría la superación de la directriz bajista de más corto plazo, por lo que podría continuar la tendencia principal que ampliaría las probabilidades de volver a máximos y en caso de superarlos hasta los 37,60 euros.


Sergio Ávila es estratega de Mercados de IG 

Noticias relacionadas

next
x