X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

de las 15 leyes pendientes, montiel y meco trabajan 11

Los 'defenestrados' de Podem, encargados de sacar adelante el 73% del trabajo legislativo pendiente

3/12/2018 - 

VALÈNCIA. Desde que el pasado 30 de octubre Podem firmara con el Consell un acuerdo presupuestario, los diputados de los tres partidos del Botànic se han marcado como prioridad trabajar en 15 leyes -de las 22 que quedaban pendientes- para que éstas sean aprobadas antes de que termine la legislatura. Un acuerdo legislativo de máximos que algunos ponen en duda que puedan llegar a zanjar, pero que sin duda ha marcado la agenda parlamentaria estas últimas semanas. Noviembre ha sido un mes en el que se han celebrado plenos ordinarios todas las semanas a sabiendas de que en diciembre la tramitación de los Presupuestos de la Generalitat iba a ocupar el día a día de sus señorías.

Con estos mimbres, resulta obvio que los grupos parlamentarios que cuentan con una menor representación en la cámara suman más dificultades para poder distribuir las tareas; a menos diputados, más cantidad de leyes de las que encargarse cada uno. No obstante, curiosa es la peculiaridad de Podem, que con 12 diputados en Les Corts Valencianes, dos de sus parlamentarios aglutinan un total de 11 proyectos legislativos de la quincena programada.

Más llamativo es si cabe de quiénes se trata: el exsíndic Antonio Montiel y la portavoz adjunta, Fabiola Meco. Esta última no se presentó a las primarias de la formación morada porque no tiene intención de repetir en la siguiente legislatura. Si bien aseguraba a Valencia Plaza horas después de tomar esta decisión que simplemente quería volver a su profesión, además de impartir clase en la universidad, las numerosas divisiones internas que se han producido en esta legislatura en el seno del partido son también un factor que contribuyeron a que diera aquel portazo

Por su parte, el también exsecretario general del partido en la autonomía quedó sexto por Valencia en estas primarias cuyos resultados se hicieron públicos el pasado martes. Una posición que le dificulta volver a legislar en el Parlamento valenciano en los próximos cuatro años según los resultados que los sondeos dan a Podem en las elecciones de 2019.

Más aún cuando estas listas todavía podrán sufrir modificaciones por dos motivos: correcciones de tipo paritario y, más importante aún, la posible entrada de miembros de Esquerra Unida en la candidatura, dado que la negociación entre ambas formaciones se encuentra todavía abierta. Con estos mimbres, todo apunta a que la líder de EUPV, Rosa Pérez, debería ocupar un puesto de salida por Valencia que retrasaría a los dirigentes de Podem.

Pese a todo, los dos diputados a priori salientes abordarán el 73% del trabajo legislativo que queda pendiente. A Montiel le corresponderá trabajar en la reforma de la ley del Síndic de Greuges; la modificación de la Ley Electoral Valenciana (LEV) que pretende bajar la barrera electoral del 5% al 3% -entre otros cambios-; la reforma de la Ley de Seguridad Ferroviaria; la Ley del Consell del Audiovisual; la Ley de Ordenación del Territorio, Urbanismo y Paisaje de la Comunitat Valenciana; y la Ley de Titulizaciones de Préstamos Hipotecarios, una norma impulsada por Podem cuyo fin es obligar a los bancos a informar a sus clientes si venden el préstamo contratado a fondos de inversión para que pasen a ser gestionados por éstos.

Por su parte, Meco se encarga de la Ley de Infancia y Adolescencia; la Ley de Mediación; la Ley de grupos de interés -Lobbies-; la reforma del Estatuto de Expresidents que pretende quitar “prebendas” a los Molt Honorables -pero que tiene pocas posibilidades de que se aborden cambios significativos por la negativa del PSPV a aceptarlos-; así como la modificación de la Ley del Síndic de Greuges, que trabajará junto al ex portavoz morado.  

Mientras, Jordi Alamán, octavo en la lista por Valencia de Podem, deberá emplearse en la Ley de Servicios Sociales; Cristina Cabedo, que tendrá más probabilidades de volver a ocupar un escaño al haberse situado de número dos por Castellón, se ha dedicado junto a la diputada saliente Llum Quiñonero a la Ley LGTBI que se aprobó hace una semana; Beatriz Gascó, en la misma situación al lograr el segundo puesto por Alicante, se empleará en la Ley de Estructuras Agrarias y la de Prevención de Residuos y Economía Circular -que incluye el SDDR-; y, por último, el parlamentario Pep Almería, que tampoco quiso presentarse a las primarias y, por tanto, no repetirá, ha trabajado junto a Fabiola Meco en la Ley de ‘Lobbies’.

Noticias relacionadas

next
x