Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

La Generalitat registra 5.657 viviendas turísticas entre enero y septiembre en Alicante, un 31,7% menos

12/09/2019 - 

CASTELLÓ. (EP). La Generalitat Valenciana ha registrado un total de 8.162 viviendas turísticas en la Comunitat Valenciana entre enero y septiembre de este año, de las que 1.210 corresponden a Castellón, 5.657 a Alicante y 1.295 a València, lo que supone un descenso del 44,4% con respecto al mismo periodo del pasado año, en que se dieron de alta 14.696 viviendas.

Este descenso se hace patente en la comparación de estas cifras con las del año anterior, y es que en Castellón la bajada ha sido de un 55%, pues se registraron un total de 2.693 viviendas turísticas entre enero y septiembre del 2018. Así como en Alicante que el descenso ha sido de un 31,7%, pasando de 8.283 el año pasado a las 5.657 de este. Por su parte, la provincia de Valencia es en la que más ha descendido el número de viviendas turísticas registradas, de 3.720 a 1.295, lo que supone un descenso del 65,2%.

Así, según datos aportados por la Agencia Valenciana de Turisme, a 1 de septiembre de 2019, en la Comunitat Valenciana existen registradas 78.999 viviendas turísticas -50.024 en la provincia de Alicante, 13.779 en la de Castellón y 15.196 en la de Valencia.

Estos datos han sido aportados en una jornada en la que el secretario autonómico de Turisme, Francesc Colomer, ha presentado junto con el presidente de la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería y Turismo de Castellón (Ashotur), Carlos Escorihuela, la nueva campaña contra el intrusismo en viviendas turísticas. La campaña, bajo el lema Somos anfitriones de calidad, pretende poner en valor la oferta de alojamiento reglado de Castellón "como sinónimo de legalidad, seguridad, sostenibilidad y profesionalidad", así como perseguir el alojamiento no reglado, según ha destacado el vicepresidente de Ashotur, Luis Martí.

Al respecto, ha señalado que en los últimos años el crecimiento de la oferta de alojamiento no reglada ha sido en una cantidad "absolutamente indeseable" no sólo en la provincia de Castellón, sino a nivel nacional. Así, ha añadido que el último estudio de Exceltur "establece que la oferta reglada y no reglada está casi empatada", y eso "es un problema de una magnitud importantísima y tiene que hacer que todos conjuremos para una reacción consensuada, que le compete a la Administración, a los empresarios, a los ciudadanos y a los propios turistas".

La campaña se realiza conjuntamente entre el sector empresarial y la Generalitat Valenciana. Martí ha explicado que desde Ashotur llevan tiempo buscando soluciones y complicidades que mitiguen la situación creada por la proliferación de esta oferta.

Medidas de ámbito internacional

Asimismo, ha recordado que hace unos meses impulsaron junto a asociaciones de carácter nacional e internacional un documento en el que tratan de resumir medidas de ámbito internacional, como un registro obligatorio, una fiscalidad similar entre toda la oferta alojativa, limitaciones en la actividad de los pisos turísticos, mínimos de seguridad y salubridad, los propietarios y vecinos tienen derecho a decidir si en sus bloques quieren o no la actividad, definición de las responsabilidades de cada parte y sanciones proporcionales pero disuasorias.

Por su parte, el presidente de Ashotur, Carlos Escorihuela, ha apuntado que la "amenaza" que supone el intrusismo es una de las mayores a las que se han enfrentado y ha resaltado que la complicidad de la administración es "indispensable".

El secretario autonómico de Turisme, Francesc Colomer, que ha apuntado que la Comunitat Valenciana es una "sociedad de anfitriones" y ha destacado su hospitalidad, ha dicho que la campaña forma parte de una estrategia de la Generalitat que se lleva a cabo mediante la colaboración público privada.

En esta línea, ha subrayado que "las reivindicaciones del sector turístico perfectamente pueden ser asumidas desde una agenda pública". Colomer ha explicado que el intrusismo "especialmente castiga al mundo del alojamiento reglado", por lo que estas campaña nace con la voluntad "de proteger la profesionalización, pues hay que desterrar que cualquiera pueda creerse que por tener una casa vacía es un empresario turístico".

El responsable de Turismo ha indicado que la Comunitat Valenciana "no se ha puesto de perfil, hemos abierto muchos expedientes y hemos ganado en los últimos meses cuatro procesos judiciales muy influyentes y somos la comunidad que ha mantenido una pelea de vanguardia constante con los recursos disponibles para no apostar por una cierta desidia institucional".

"Falta una política global"

Colomer ha dicho que "como falta una política global en España para combatir el instrusismo y como hay mucha confusión por la economía colaborativa que todavía las comisiones de la competencia suelen confundirla con la picaresca, no nos está siendo fácil y estamos bastante solos en esto".

Así mismo, ha destacado que desde Turisme se ha brindado al municipalismo la posibilidad de suscribir convenios para que la Policía Local reciba formación "y coordinemos el esfuerzo inspector con la Policía Autonómica", y ha anunciado que se está desarrollando una herramienta informática para poder cruzar el censo oficial de viviendas turísticas de la Generalitat con las de las plataformas.

Según datos de Turisme, en los últimos años se han abierto más de 30 expedientes sancionadores a plataformas que comercializan viviendas sin publicar el número de registro.

Noticias relacionadas

next
x