Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

aprobado un trasvase de 38 hectómetros 

La Comisión del Tajo-Segura encarga a Fomento un estudio para endurecer las reglas del trasvase

26/05/2020 - 

MURCIA/ALICANTE. La Comisión de Explotación del Trasvase Tajo-Segura ha aprobado esta tarde un trasvase de 38 hectómetros cúbicos correspondiente al mes de mayo, al mantenerse los volúmenes de agua en los embalses de cabecera: Entrepeñas y Buendía, por encima de los 645 hectómetros cúbicos (834 hectómetros se contabilizaban este martes).

La noticia se recibió con satisfacción en el Sindicato Central de Regantes, pero no tanto otro de los acuerdos de la Comisión: el encargo de un estudio al CEDEX (Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas, dependiente del Ministerio de Fomento) que valorará la necesidad de cambiar los criterios que establecen los cuatro niveles de volúmenes de agua por los cuales se autorizan los trasvases.

Cualquier modificación de estos criterios supondría modificar el Memorándum del Trasvase Tajo-Segura rubricado en 2013 por el Gobierno central y cinco comunidades autónomas. El temor de los regantes es que se endurezcan las condiciones para los trasvases hasta prácticamente su anulación. En declaraciones en Onda Regional Murcia, el presidente del Sindicato Central de Regantes, Lucas Jiménez, cree que ese encargo es un mero pretexto técnico que encubre la decisión política de modificar las reglas actuales en beneficio de las demandas de Castilla La Mancha y de los municipios ribereños. Según Jiménez, basta con ver la "algarabía" con la que allí se ha recibido esta medida, para llegar a la conclusión de que esa reforma, para reducir la llegada de caudales al Levante, se va a producir "sí o sí" y "más pronto que tarde".

Mientras cunde la preocupación en las cuencas de Murcia y Alicante, Castilla-La Mancha ha mostrado su satisfacción por la revisión de las reglas de explotación. Así, el el consejero castellano-manchego de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo, calificaba de “positivo” el estudio y dejaba entrever que los técnicos aconsejarán modificar las condiciones “de excepcionalidad” en los niveles 3 y 4 y así dotar de mayor poder de discrecionalidad al Ministerio para la Transición Ecológica y reducir aún más los trasvases.

Y es que en la actualidad, los embalses de Entrepeñas y Buendía están por encima del 50% de su capacidad, es decir, con más de 600 hectómetros cúbicos y, por lo tanto, se aplica el nivel 2, que permite trasvasar 38 hectómetros, como se ha hecho en esta ocasión. Si está por debajo de los 600 y con más de 400, se aplica el nivel 3 y se trasvasan 12 hectómetros y si es por debajo del 400, se aplica el nivel cuatro y por lo tanto, no se deriva agua a la cuenta del Segura.

El PPCV censura el intento de cambiar las reglas

El portavoz de Agua del Grupo Popular en Les Corts, José Císcar, ha asegurado que de producirse una modificación de las reglas de explotación del Memorándum del trasvase Tajo-Segura "se trataría de un ataque sin precedentes del Gobierno de Pedro Sánchez a la provincia de Alicante y resto de territorios que dependen del trasvase para regar".

"De llevarse finalmente a cabo, se rompería un consenso alcanzado en 2013 entre el Gobierno de España y cinco comunidades autónomas para acabar con la época de confrontación hídrica anterior", ha dicho.

Císcar ha subrayado que la reciente crisis originada por la pandemia de la covid-19 "ha puesto de manifiesto lo importante que es contar con un sector primario potente que garantice el abastecimiento de alimentos".

"En ese sentido, el comportamiento de la agricultura en los territorios regados por el trasvase ha sido ejemplar. Acabar con el Memorándum supone acabar con esa agricultura y con muchos puestos de trabajo, algo que España no se puede permitir", ha recalcado. "El Memorándum no fue una imposición de nadie contra nadie: nació del pacto. Solo un gobierno dispuesto a romper todos los consensos puede ser capaz de traicionar de esa manera a los alicantinos", ha reiterado.

Según Císcar, "desde la época de Zapatero y Narbona, la relación del PSOE con el trasvase es un intento continuado de finiquitarlo". "Ya dijo (el presidente de Castilla-La Mancha), Emiliano García-Page, que su derogación le quita el sueño. Y ahora Sánchez, en otra de esas decisiones a las que nos tiene acostumbrados, pretende colarlo en medio de un estado de alarma", ha manifestado. "Si el hecho se consuma -ha continuado-, sería una muestra más de la debilidad de Ximo Puig frente a Pedro Sánchez y la enésima traición del socialismo a la Comunitat Valenciana".

Según Císcar, el president de la Generalitat "siempre ha callado cada vez que el trasvase Tajo-Segura ha recibido críticas desde el PSOE de Madrid o de Castilla-La Mancha". "Acabar con el Memorándum supone acabar con una agricultura modélica que abastece de alimentos de calidad y pone en peligro el futuro de 110.000 empleos", ha advertido. 

Noticias relacionadas

next
x