X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

plaza salud

El 90% de la población mundial sufrirá dolores de espalda en algún momento de su vida

IMED Valencia cuenta con una Unidad dedicada exclusivamente a la columna, encabezada por el doctor Miguel Sanfeliu

17/05/2019 - 

VALÈNCIA. ¿Quién no ha sufrido alguna vez dolores de espalda? Es uno de los problemas de salud más comunes ya que afecta a nueve de cada diez personas y supone el 50% de las de las bajas laborales en España.

El Doctor Miguel Sanfeliu, traumatólogo, cirujano ortopédico y especialista de la Unidad de Columna del Hospital IMED Valencia nos ha explicado en Plaza Radio cuáles son las causas más frecuentes de los dolores y lesiones de columna, así como la mejor forma de combatirlos.         

Aunque no exista ninguna lesión o patología existen dos razones fundamentales por las que se produce el dolor de espalda. El sedentarismo y el estrés propios de la sociedad actual conlleva que no se haga ejercicio y se pierda masa muscular tanto en la parte abdominal como en la lumbar. Por otra parte, somos prácticamente los únicos vertebrados bípedos. La espalda está formada por vértebras y los discos o almohadillas hacen una labor de amortiguación. Al estar mucho rato sentados se produce una compresión solo de una parte de la almohadilla que se queda anquilosada. Por esto, es frecuente el dolor agudo de las lumbares, la consulta más frecuente en la Unidad de Columna. Hacer ejercicios de extensión cuando se lleva mucho rato sentado ayuda a evitar esas molestias.  

Hay que diferenciar un dolor agudo de uno crónico. Para los médicos, el dolor agudo es todo aquél que es reciente mientras el crónico lleva mucho tiempo con nosotros. El doctor Sanfeliu pone el ejemplo del típico enganchón en las lumbares que, con un poco de calor, reposo y analgésicos, en dos o tres días se suele pasar. Estaríamos ante una lumbalgia aguda. En cambio, el dolor crónico acompaña al paciente meses e incluso años y todos los días se levanta con dolores. Estos últimos suelen tener una causa médica como una alteración de las vértebras o de los discos. Es fundamental acudir al médico si el dolor dura más de quince días para que se diagnostique y conocer su origen y características.

La Unidad de Espalda de IMED Valencia se caracteriza por ser multidisciplinar. Está integrada por cirujanos ortopédicos, traumatólogos, neurocirujanos, rehabilitadores, fisoterapeutas, especialistas en dolor, radiólogos…La subespecialización es un factor importantísimo. Sin embargo, no suele ser habitual que muchos cirujanos o traumatólogos se dediquen de forma exclusiva a la columna como sí ocurre en IMED Valencia donde aplican las tecnologías más avanzadas. La mayoría de las intervenciones se realizan con cirugía mínimamente invasiva que permite reducir riesgos y una recuperación mucho más rápida. 

El doctor Sanfeliu ha insistido en lo fundamental que es realizar ejercicio para prevenir lesiones. Se debe fortalecer la musculatura con abdominales, lumbares y estiramientos. El yoga y el pilates son muy recomendables para conseguir unos músculos fuertes. La natación también es beneficiosa siempre y cuando se haga de forma correcta y con los movimientos adecuados. En cuanto a los estilos solo recomienda crol o espalda y desaconseja mariposa o braza ya que pueden llegar a estropear la columna. El running o los ejercicios que incluyan el salto pueden empeorar patologías como la discopatía degenerativa o la deshidratación de los discos o provocar otras. Antes de realizar este tipo de ejercicio se debe consultar con un especialista para que especifique el tipo de calzado y la superficie en el que realizarlo. Tampoco hay que olvidar calentar antes de comenzar a hacer deporte y realizar estiramientos al terminarlo.

En cuanto al peso máximo que debe soportar una persona está en torno a los 15 kg ya que es facilísimo lesionarse con más peso. Además, debe ir pegado al cuerpo y se deben doblar las rodillas para cogerlo. 

Es fundamental agacharse correctamente porque, incluso sin llevar nada de peso, se pueden producir lesiones. Así, personas con una cierta edad que padezcan osteoporosis pueden sufrir una fractura vertebral solo por agacharse de forma inadecuada para hacer la cama. El doctor, en estos casos, recomienda arrodillarse para hacer este trabajo.

El traumatólogo y cirujano ortopédico señala que la mayoría de los pacientes tienen su primer dolor de espalda a partir de los veinticinco o treinta años. En caso de que se produzca antes puede ser debido a alguna malformación o deformidad como la escoliosis. En este tramo de edad, los diagnósticos más frecuentes son hernias de disco o deshidratación discal. A partir de los cuarenta años puede producirse la degeneración completa de los discos y de las articulaciones de la columna y aparecer artrosis, un desgaste que genera problemas como la lumbalgia crónica. A partir de los sesenta y cinco años aparece la osteoporosis sobre todo en mujeres, ya que con la menopausia se pierde calcio. Por esto, es tan frecuente que se rompan vértebras sin que se haya producido ningún traumatismo. La mayoría de las lesiones pueden tener solución o reducir los síntomas si se acude a un especialista.

Para aliviar un dolor repentino y puntual el doctor Sanfeliu recomienda calor local durante veinte minutos varias veces al día y estar en una posición cómoda. Hay que evitar automedicarse o ir a un fisioterapeuta sin un diagnóstico previo.

El doctor Sanfeliu nos ha dado algunas pistas para cuando tengamos que comprar un colchón. Debe ser de dureza intermedia. En cuanto al material, el de látex es el de mayor duración y calidad. Lo que no hay que olvidar es que el colchón hay que cambiarlo cada siete o doce años, dependiendo de sus características.

Noticias relacionadas

next
x